Pasar al contenido principal

Bankia insiste en que mantiene su política de no cobrar comisiones, pero para no pagar la entidad pide más vinculación a sus clientes

José Ignacio Goirigolzarri, presidente ejecutivo de Bankia.
José Ignacio Goirigolzarri, presidente ejecutivo de Bankia. Bankia

  • "Mantenemos la política de no cobrar a comisiones para los clientes más vinculados, pero hemos matizado las condiciones", ha reconocido el presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri, en la rueda de prensa de presentación de los resultados de 2019.
  • Si antes solo con domiciliar la nómina o pensión el banco ya no cobraba comisiones a sus clientes, ahora les pide que cumplan por lo menos uno de tres requisitos. Estas condiciones son o tener una tarjeta de la entidad, contratar un fondo de inversión o un seguro. 
  •  En 2019, Bankia aumentó sus comisiones recurrentes un 5,6% hasta 1.081 millones de euros. 
  • Descubre más historias en Business Insider España

Los tipos negativos siguen pasando factura al negocio tradicional de la banca. Para tratar de mitigar el impacto, algunas entidades ya han empezado a cobrar por sus depósitos a grandes empresas y clientes institucionales. Por el momento, los bancos no están cobrando a los particulares por tener dinero en sus cuentas, pero sí que hay una tendencia para pedir una mayor vinculación o si no subir comisiones. 

"Mantenemos la política de no cobrar comisiones a los clientes más vinculados, pero hemos matizado las condiciones", ha reconocido el presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri, en la rueda de prensa de presentación de los resultados de 2019. Si antes solo con domiciliar la nómina o pensión el banco ya no cobraba comisiones a sus clientes, ahora les pide que cumplan por lo menos uno de tres requisitos que son tener una tarjeta de la entidad, contratar un fondo de inversión o un seguro. 

"No solo no cobramos comisiones a todos nuestros clientes, sino que vemos que es una oportunidad magnifica de vincular clientes y que sigan sin pagar comisiones", ha añadido el directivo. 

Leer más: Bankia reduce sus gastos casi un 3% en 2019 tras la integración de BMN, pero el fuerte alza de las provisiones para sanear balance hunde sus beneficios

Goirigolzarri ha señalado que considera que han dado un "salto muy importante de transparencia"  en el cobro de comisiones porque tienen un "cobro Netflix, un cobro por paquete". "Los clientes no vinculados saben perfectamente lo que les cobramos al mes y lo que tienen que hacer para que no les cobremos", ha añadido. 

Las comisiones son una de las pocas vías de la banca en este momento de tipos bajos para tratar de salvar los resultados por el lado de los ingresos, que se suman a la contratación de seguros o de algún otro producto financiero.

En 2019, Bankia aumentó sus comisiones recurrentes un 5,6% hasta 1.081 millones de euros. Por áreas, las comisiones de los medios de pago subieron un 9,9% en 2019 hasta representar 30 millones de euros, mientras que las de activos bajo gestión crecieron un 4,7% hasta 18 millones de euros. 

Para el año que viene, el banco estima que los gastos crecerán alrededor de un 2% debido en parte a la inflación y para lograr repetir resultados deberán compensarlos con una subida de ingresos. Bankia ganó 541 millones de euros en 2019, un 23% menos que el año anterior por la fuerte dotación de provisiones. 

Y además