Meta acaba de sembrar el pánico entre sus inversores: eleva sus previsiones de gastos de capital y la gran razón es la IA

Mark Zuckerberg, CEO y cofundador de Meta (la matriz de Facebook, Instagram y WhatsApp).
Mark Zuckerberg, CEO y cofundador de Meta (la matriz de Facebook, Instagram y WhatsApp).

REUTERS/Robert Galbraith

Foto del redactor Alberto R. AguiarFoto del redactor Alberto R. Aguiar
  • Meta, propietaria de firmas como Facebook o Instagram, ha arrojado sólidos resultados financieros, pero sus inversores han entrado en pánico.
  • La razón: prevé que los gastos de capital crezcan significativamente para respaldar sus inversiones y sus intentos de escalar sus desarrollos en inteligencia artificial.

Meta, la compañía propietaria de plataformas como Facebook o Instagram, acaba de anunciar los resultados del primer trimestre correspondiente al año fiscal 2024. Y las cifras continúan siendo astronómicas. Facturó 36.455 millones de dólares —algo más de 34.000 millones en euros— y ganó 12.369 millones —más de 11.500 millones en euros—.

Con respecto al mismo período del año pasado, los números hablan por sí solos. La compañía fundada por Mark Zuckerberg ha ingresado un 27% más que en el mismo trimestre de 2023, y su beneficio se ha disparado en un 117%.

No supera, eso sí, las cifras logradas en el cuarto y tercer trimestre del año pasado, cuando lograron el mejor y el segundo mejor resultado en un trimestre de la tecnológica.

  • Ingresos 1T 2024: 36.455 millones de dólares (+27%)
  • Beneficio neto 1T 2024: 12.369 millones de dólares (+117%)
  • Beneficio por acción 1T 2024: 4,71 dólares (+114%)
  • Usuarios activos diarios en Facebook: 3.240 millones (+7%)

Poco después de anunciar el informe de resultados, Meta se ha desplomado en las operaciones posteriores al cierre del parqué. En el momento en el que se escriben estas líneas, el valor de las acciones de la firma se hundía un 15%. Pero la razón no es haber satisfecho las expectativas del mercado.

La razón es haber sembrado el pánico entre los inversores: la multinacional tecnológica ha avisado que en el segundo trimestre de 2024 —de abril a junio— facturarán entre 36.500 y 39.000 millones de dólares, pero el total de gastos pasa a ser de entre 96.000 y 99.000 millones —antes se estimaban entre 94.000 y 99.000 millones—.

Lo mismo sucede con sus gastos de capital. En el CAPEX previsto para todo 2024, la dirección financiera de la compañía lo estima entre 35.000 y 40.000 millones de dólares. La previsión anterior era que el CAPEX de todo 2024 oscilaría los 30.000 millones y los 37.000 millones.

La razón: "Continuamos acelerando nuestras inversiones para respaldar nuestra hoja de ruta en inteligencia artificial". "Aunque no hagamos previsiones más allá de 2024, esperamos que los gastos de capital sigan creciendo el año que viene por nuestras agresivas inversiones para apoyar nuestras ambiciosas investigaciones en el ámbito de la IA y en el desarrollo de productos".

Meta también tiene unas palabras para los cambios regulatorios en la Unión Europea, como la reciente implementación de regulaciones como el Reglamento de Servicios Digitales o el Reglamento de Mercados Digitales.

"Seguimos vigilando el activo escenario regulatorio, incluyendo los vientos regulatorios y legales que soplan en EEUU y en la Unión Europea, y que podrían afectar nuestro negocio y nuestros resultados financieros significativamente", detalla la compañía en su informe.

Además, la compañía también ha avisado de que espera un aumento de pérdidas operativas en su segmento Reality Labs, el área de la compañía que persigue el desarrollo del metaverso y crea nuevos periféricos de realidad virtual o mixta, como las Meta Quest.

Esas pérdidas operativas "crecerán significativamente año a año debido a los productos ya en desarrollo y a nuestras inversiones para escalar nuestro ecosistema", abunda. En este primer trimestre del año, Reality Labs ha perdido 3.846 millones de dólares. No es mal dato, teniendo en cuenta que en el primer trimestre del año pasado perdió 3.992 millones.

Descubre más sobre , autor/a de este artículo.

Conoce cómo trabajamos en Business Insider.