Una vecina de Wuhan acusa a China de encubrir la propagación del COVID-19, causando la muerte de su padre: como respuesta, el Gobierno ha mandado intimidar a su familia

Un trabajador médico toma una muestra de hisopo de un hombre para ser analizada por el coronavirus COVID-19 junto a una calle en Wuhan, en el centro de la provincia china de Hubei el 16 de mayo de 2020
  • Una mujer de Wuhan está demandando al Gobierno chino por presuntamente encubrir la propagación del coronavirus y permitir que infectara y matara a su padre.
  • Zhao Lei señaló a Sky News que la ciudadanía "siguió viviendo como antes" y no usó protección: "Significó que mi padre se infectara y terminase muriendo".
  • La cadena ha indicado que la policía ha visitado a la madre de Zhao, "advirtiéndole que debe abandonar el caso y no hablar en público".
  • Su caso fue desestimado por el tribunal local, pero está intentando trasladar la causa a instancias superiores.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Una mujer de Wuhan, China, se encuentra en proceso de demanda contra el Gobierno chino, al que acusa de encubrir hechos relacionados con la propagación del COVID-19 que mató a su padre.

Zhao Lei, de 39 años, cuenta en una entrevista con Sky News cómo acusó a las autoridades de ocultar la realidad del virus cuando comenzó a propagarse alrededor de enero de 2020. Según la vecina, esta política significó que la gente no limitase sus movimientos y obrase con cautela a principios de año, antes de que el brote se convirtiera en una pandemia.

"Creo que el gobierno encubrió algunos hechos", asegura. "Debido a esto, la gente de Wuhan siguió viviendo como antes, celebraron el Año Nuevo Chino normalmente, sin tomar ninguna protección. Significó que mi padre se infectara y muriera".

Por el momento, los tribunales locales de Wuhan ya han rechazado su caso, pero la demandante asegura que en este tiempo ha sido intimidada por las autoridades que quieren que abandone sus esfuerzos por llegar a una instancia superior. "La policía ha visitado a su madre, advirtiéndole que debe abandonar el caso y no hablar en público", ha indicado Sky News.

Leer más: Funcionarios locales en Wuhan ocultaron información sobre la amenaza del coronavirus al gobierno de Pekín, según informes de los servicios de inteligencia de Estados Unidos

Sin embargo, Zhao está llevando su caso a la corte suprema de Hubei, la provincia de la cual Wuhan es la capital.

Según indicó a Sky News: "Creo que mi demanda es buena para nuestro país. Puede advertir a la gente que si tenemos un desastre la próxima vez, podríamos hacer algo para prevenir malos resultados. Podemos salvar a más gente".

En este caso, Zhao asegura estar motivada para tomar medidas contra el Gobierno por la muerte de su padre a manos del COVID-19 a finales de enero.

Entonces, Zhai no pudo ir al hospital en ambulancia porque los servicios de salud estaban colapsados, por lo que tanto ella como su padre caminaron 9 kilómetros antes de que un conductor anónimo les recogiera y acercara al centro.

Tras varias horas, el padre de esta vecina murió de un fallo respiratorio mientras esperaba en la sala de espera de emergencia

"Mi padre era honesto. No era bueno para hablar, era muy amable. En Wuhan, era una persona muy común. Obedecía todas las reglas... Después de que la ciudad se cerrara, enfermó repentinamente. No puedo aceptarlo. En ese momento estaba aturdida. Después, se me rompió el corazón", se lamenta Zhai.

"Creo que el Gobierno encubrió el hecho de que el coronavirus podía propagarse de persona a persona. Hago responsable al Gobierno y les pido que paguen el precio debido", sentencia.

Acusa a China de encubrir la enfermedad

Wuhan fue el primer lugar en el que se registraron casos del coronavirus, además de ser la primera ciudad del mundo en ser puesta bajo cuarentena en un intento de detener su propagación.

Sobre el asunto, China ha sido acusada repetidamente de encubrir detalles sobre el virus y la amenaza que podría suponer.

The New York Times informó en agosto que los servicios de inteligencia de Estados Unidos encontraron que los funcionarios locales en Wuhan tardaron semanas en informar a Pekín sobre el tratamiento del virus, frenando los esfuerzos para luchar contra el virus y detener su propagación.

Tras este descubrimiento, el Gobierno de Estados Unidos, el más afectado del mundo tanto a nivel de contagios como de muertes, ha asegurado que las autoridades de Wuhan temen represalias de los líderes chinos.

Así, también silenciaron a los médicos que intentaron hablar sobre el virus antes de que se hiciera pública su existencia. Obligaron a uno de ellos, el doctor Li Wenliang, a firmar un documento denunciando sus anteriores advertencias como 'comportamiento ilegal".

La vida en Wuhan ha vuelto en gran medida a la normalidad, con un festival de música en un parque acuático con miles de asistentes el mes pasado, destacando lo lejos que ha progresado la ciudad en el control del virus en comparación con muchas ciudades y países de todo el mundo.

Pero las personas que compartieron información sobre el virus o que compartieron cómo era la vida durante el encierro de Wuhan han sido presuntamente detenidas o se encuentran en paradero desconocido.

LEER TAMBIÉN: La española Atrys Health se consolida como uno de los líderes mundiales de la telemedicina tras la pandemia: “La inversión va a jugar un papel fundamental”

LEER TAMBIÉN: Así va la carrera por las vacunas y los medicamentos contra el coronavirus: todo lo que va a pasar en septiembre

LEER TAMBIÉN: El coronavirus azotará a los futuros pensionistas: pasarán de recibir el 80% de su sueldo a menos del 50%

VER AHORA: Por qué EEUU quiere prohibir TikTok y qué busca Microsoft con su compra: las claves del culebrón tecnológico de este verano

    Más:

  1. Coronavirus
  2. China
  3. Trending