Las pérdidas del sector turístico en 2020 alcanzan los 106.000 millones de euros y se prevé un 2021 marcado por una "extrema volatibilidad e incertidumbre", según Exceltur

Turismo

Getty Images

  • La actividad turística durante 2020 se ha desplomado "sin precedentes" con unas pérdidas cifradas en 106.000 millones de euros. 
  • Exceltur ha explicado que el sector ha alcanzado cifras de hace 25 años, en concreto en el PIB, donde ahora supone un 4,3% del total, 8 puntos menos respecto al año anterior. 
  • La entidad prevé un 2021 "incierto y complejo", dadas las nuevas medidas de restricción a la movilidad impuestas, y reclama un plan urgente de rescate con ayudas directas. 
  • Descubre más historias en Business Insider España.

La Alianza para la Excelencia Turística, Exceltur, ha calificado el desplome en la actividad turística durante 2020 como "sin precedentes" y ha explicado que se han alcanzado cifras de hace 25 debido a la situación de crisis sanitaria derivada del COVID-19.

En concreto, la organziación ha cifrado la caída en 106.000 millones de euros en la actividad, tanto directa como indirecta

Este descenso ha estado marcado en parte por la ausencia de turistas extranjeros a España, que han bajado un 78%, y, por tanto, de sus ingresos, que se han reducido en 55.393 millones de euros respecto al año anterior. 

Estas cifras se han visto reflejadas en el peso que tiene el turismo en la economía española que, actualmente, supone el 4,3% del PIB, 8 puntos menos respecto al año anterior, cuando se establecía en 12,4%. Así, este valor es el más bajo reportado desde que se publican datos al respecto. 

A nivel de empleo, 728.000 trabajadores de las distintas ramas del sector se han visto afectados en diciembre por la falta de trabajo: 435.000 por los ERTE y 293.000 despedidos o no contratados respecto al mismo periodo del año anterior. 

Así, la rama turística concentra el 85% de la caída interanual de los afiliados y el 56% de los afectados por los expedientes de regulación temporal de empleo. 

Burbujas y corredores sanitarios: el futuro del turismo tras la crisis del coronavirus

Exceltur afirma que las empresas turísticas son las que más han sufrido "con diferencia" el impacto del virus dentro del conjunto de la economía española. La organización recuerda que las ventas de las agencias de viajes se han desplomado un 80%, las empresas de ocio un 71,1%, los hoteles un 66,6%, las líneas aéreas un 65,5% y el rent a car un 50,3%, "mientras que en otros grandes sectores de la economía apenas bajan del 20%". 

La entidad explica que esta situación se ha visto agravada porque ningún subsector turístico tiene capacidad de almacenar servicios no vendidos. 

Por ciudades, las que concentran mayor peso del turismo extranjero han visto como las ventas caían por encima del 70% durante 2020. En concreto, Barcelona ha descendido sus ingresos turísticos en un 86,4% y Madrid en un 80,6%, mientras que Mallorca lo ha hecho en un 91,8% y Lanzarote en un 75,2%. 

Cantabria y Asturias son las regiones que mejor aguantan esta situación gracias al peso de la demanda española durante el verano, aunque ambas cierran el año con descensos del 50%

Un 2021 marcado por la "volatibilidad y la incertidumbre"

Respecto a las previsiones que se manejan para 2021, Exceltur ha denominado el año que acaba de comenzar como un ejercicio turístico marcado "por una extrema volatibilidad e incertidumbre". 

Según la entidad, vendrá determinado por el ritmo y eficacia de la vacunación, la implantación de normativas internacionales homogéneas de control sanitario, movilidad y apertura de fronteras, así como por las capacidades de supervivencia empresarial o familiar para poder viajar. 

La organización prevé un 2021 "incierto y complejo" dado que las nuevas medidas de restricción a la movilidad impuestas, tanto en países emisores como por las Comunidades Autónomas, conllevan en enero un 85,9% de la demanda turística a España bloqueada. Así, los empresarios turísticos prevén nuevas caídas del 79% en las ventas solo en el primer trimestre.

No obstante, las estimaciones de Exceltur para 2021 arrojan resultados más positivos que los alcanzados en 2020. La entidad anticipa que el PIB turístico español puede alcanzar un valor de 96.369 millones de euros a cierre de año basándose en un primer trimestre de baja actividad, una recuperación leve en el segundo y un verano mejor que el anterior. 

Así, se sumarían 48.000 millones de euros de la actividad turística respecto a los alcanzados en 2020 y el peso en la economía española se elevaría el 8,2% del PIB.

Los empresarios hosteleros son más reticentes a este esceranio y no esperan alcanzar la recuperación de sus valores de actividad de 2019 hasta el segundo semestre de 2022 (un 31,6%)o primer semestre de 2023 (38,3%) o incluso en años posteriores (13,6%).

El sector reclama un plan de rescate urgente con ayudas directas

Exceltur ha explicado que las "dramáticas perspectivas" para el primer semestre de 2021 con caídas de facturación de las empresas turísticas cercanas al 70% exigen un esquema de protección permanente del empleo turístico a lo largo de todo el año y la aplicación urgente de un plan de rescate basado en ayudas directas a fondo perdido.

La entidad ha denunciado que, al acabar el primer semestre, el sector acumulará 15 meses continuos de descensos de facturación que "solo se han cubierto provisionalmente con la ayuda y compensación de algunos costes de la seguridad social de los trabajadores en ERTE y el acceso a una financiación preferente con garantía ICO". 

La organización ha explicado que estas medidas de carácter general eran acertadas en su momento dado que se pensaba que los efectos de la pandemia iban a ser de corta duración, pero ahora "no suficientes para asegurar la supervivencia del mayor número de empresas turísticas viables". 

Además, Exceltur ha destacado la importancia de acelerar la vacunación "para alcanzar  inmunidad  de  rebaño" antes  del  verano y que, junto a los protocolos sanitarios, "se pueda aspirar a una demanda extranjera y su imprescindible movilidad fronteriza". 

"Liquidez a fondo perdido, ERTE flexibles a lo largo del año e inmunidad de rebaño son las únicas esperanzas y elementos clave de un plan de apoyo, para que el sector turístico español sobreviva", han resumido. 

Otros artículos interesantes:

El turismo de masas no ha muerto y volverá en el verano de 2021

El turismo arrastra la recuperación económica hasta 2023 tras pasar el peor año de su historia

Devolver la confianza al turista y recuperar la conectividad: las claves para la recuperación del turismo en España