Por qué los programadores están en realidad encantados con el auge de ChatGPT

Emilia David
| Traducido por: 
ChatGPT no sustituirá a los programadores. Al contrario, los programadores están adoptando esta tecnología porque hace su trabajo más rápido y fácil.

Robyn Phelps/Business Insider

  • La gente está preocupada por sus puestos de trabajo, ya que ChatGPT y la IA poco a poco se están volviendo lo suficientemente potentes como para sustituir a los trabajadores.
  • Pero un grupo de trabajadores considera que ChatGPT es bueno para su sector: los programadores.
  • Afirman que la IA agiliza su trabajo y abre nuevas oportunidades laborales.

La amenaza de la automatización es el hombre del saco para muchos trabajadores. Ahora que la gente ha visto lo que puede hacer ChatGPT, el miedo a perder el trabajo a manos de la IA se ha disparado para muchos empleados.

La IA puede escribir libros para niños y mayores, asumir algunas funciones en el sector financiero o hacer que sea más probable que otro humano pueda sustituirte en el trabajo. De hecho, cada vez es más obvio que si la gente quiere seguir siendo empleable, debe estar familiarizada con la IA

Pues bien, no todo el mundo piensa lo mismo.

Al menos un grupo de trabajadores del sector tecnológico está entusiasmado con ChatGPT y las aplicaciones basadas en IA por lo que puede aportar a su profesión. 

Los programadores están entusiasmados porque los avances en automatización les hacen mucho más eficientes y les permiten escribir más y mejor código. Y lo que es aún más emocionante, según los expertos del sector, herramientas como ChatGPT y GitHub Copilot pueden eliminar gran parte de la dificultad de aprender a programar, lo que permitiría a más personas iniciar una lucrativa carrera en el mundo de la programación. 

"Los desarrolladores, los ingenieros DevOps, y los ingenieros de plataformas, buscan automatizar tantas tareas mundanas como puedan y liberarlos para tener ese nivel superior de reflexión", explica Adam Frank, vicepresidente sénior de producto de la startup de despliegue de software Armory. "La IA puede ayudar a automatizar muchas de esas tareas mundanas".

Todo el mundo se ha asustado con el clon ChatGPT de Microsoft, que flirteó con un periodista y dijo que quería estar vivo. Pero la histeria no tiene en cuenta la verdadera amenaza: los humanos.

La IA iguala el terreno de juego para los programadores

Los programadores profesionales, en todos los niveles de experiencia, no suelen escribir en vano: sitios web como Stack Overflow conectan a los programadores entre sí para ayudarles a resolver problemas; un dicho habitual en el sector es que gran parte del aprendizaje de la programación consiste en dominar la técnica de copiar y pegar. 

El auge de ChatGPT no es más que una extensión de esa dinámica, ya que ofrece un robot que puede ayudar a generar exactamente el código que necesitas en el acto (a veces para usos más malintencionados).

Para los programadores principiantes, esto elimina una de las principales barreras de entrada, ya que les ayuda a seguir el ritmo de los programadores más experimentados ofreciéndoles respuestas a sus problemas concretos. 

Frank, de Armory, afirma que los programadores humanos siguen teniendo mucho que ofrecer. La IA proporciona al programador todas las piezas que puede necesitar, pero es él quien debe unirlas de forma que tengan sentido.

"Los humanos tenemos un nivel de creatividad y un nivel de emoción que la IA está todavía muy, muy lejos de alcanzar", afirma Frank. "Ese nivel de creatividad, emoción y comprensión humana es lo que nos permite, como humanos, crear experiencias específicas para las personas que utilizan nuestros productos".

Esto, a su vez, es una oportunidad apasionante para los desarrolladores más experimentados, afirma Frank. Al automatizar el trabajo tedioso, les da la oportunidad de ser más creativos y diferenciarse realmente de la competencia.

Los nuevos chatbots de Google y Microsoft se equivocan y mienten. ¿Por qué nos dejamos engañar?

Nuevos puestos de trabajo

Los ingenieros informáticos y los desarrolladores de software ya eran un activo muy codiciado incluso antes de que ChatGPT naciera de la mano de OpenAI. Pero con los recientes despidos masivos en el sector tecnológico, existe la idea de que ser programador podría no ser tan bueno como se pensaba.

La gente empieza a pensar que con ChatGPT, capaz de escribir código, se ha acabado el programador humano. No es cierto, opinan los expertos. Pero los cambios en la industria tecnológica están en camino.

"La IA hace que la tecnología sea mucho más accesible para las empresas que tradicionalmente no son expertas en tecnología y, a medida que aumenta su adopción, se empiezan a necesitar más desarrolladores que puedan implementar y comprender esos sistemas para mantener la tecnología", afirma Sagar Patel, vicepresidente de ingeniería de Ampla. 

Al mismo tiempo, el trabajo de un desarrollador podría cambiar a medio y largo plazo. ChatGPT y sus congéneres son cada día más inteligentes y mejores escribiendo código, lo que significa que puede haber menos necesidad de ingenieros que hagan ese trabajo minucioso. Al mismo tiempo, habrá una demanda de profesionales que puedan supervisar, mantener y ensamblar ese código en productos funcionales, lo que significa que las habilidades implicadas seguirán siendo valiosas durante mucho tiempo.

Los programadores, por supuesto, ayudaron a poner en marcha la actual ola de IA. Así que, si a la gente le preocupa que los programadores se hayan quedado sin trabajo, se equivocan. En lugar de eso, los programadores se han asegurado de que sus habilidades sean más demandadas que nunca.

Conoce cómo trabajamos en Business Insider.