13 destinos españoles que deberías visitar este verano recomendados por la redacción de 'Business Insider España'

Viveiro (Galicia, España).
Viveiro (Galicia, España).

Getty Images

En una etapa de subida precios como la que atraviesa la economía española, lo normal sería que el gasto de las familias se redujese. Sin embargo, la gente ha decidido que después de la pandemia quiere disfrutar de un primer verano sin restricciones 

Con la intención de vivir un verano histórico, los españoles han decidido no sacrificar sus vacaciones y disfrutar de ellas a pesar de que las proyecciones económicas de cara al otoño no sean especialmente halagüeñas.

En medio de este contexto de incertidumbre puede ser que todavía no hayas decidido a dónde quieres irte de vacaciones, pero tengas claro que quieres hacerlo y que prefieres un destino del territorio español. 

Por ese motivo, desde Business Insider España hemos recopilado 13 destinos españoles recomendados por nuestros propios redactores para que puedas irte de vacaciones y descubrir lugares que no conocías o, incluso, que no habías sabido valorar como se merecían. 

Las Lagunas de Ruidera: "Un parque natural para relajarte"

Vista aérea del parque natural de las Lagunas de Ruidera

Quién lo ha visitado: Abraham Andreu

Por qué lo recomienda: Entre la provincia de Albacete y Ciudad Real existen unas lagunas que tienen categoría de parque natural. En total, son 30 kilómetros que forman el valle del Alto Guadiana, con hasta 15 lagunas, teniendo en su parte más alta el nacimiento del río. 

Algunas de ellas están destinadas al baño y cuentan con zonas para tomar algo, además de que también hay camping y hostales. Es una buena opción, aunque antes siempre hay que ver si las lagunas tienen agua (desgraciadamente en épocas de lluvias escasas se acaban secando). Si buscas un fin de semana barato y relajante en contacto con la naturaleza, este es tu sitio.

Ávila: "Una escapada perfecta para un fin de semana"

La muralla de Ávila desde una de sus torres.

Quién lo ha visitado: Ramón Armero

Por qué lo recomienda: Ávila es uno de esos lugares que parece pensado para hacer una escapada de fin de semana. Esto no quiere decir que el destino no dé más de sí, porque lo hace, pero si tu objetivo no es visitar absolutamente todos los puntos clave de la ciudad, un fin de semana da para mucho. 

Si tienes suerte, los 1.132 metros sobre el nivel del mar de la ciudad —la capital de provincia más alta de España— harán que las temperaturas sean suaves durante el día y frescas durante la noche.

Como principales atractivos hay que destacar la catedral, que lo recomendable es verla a primera hora para evitar aglomeraciones, y la muralla, ideal para visitarla a última hora de la tarde y disfrutar en ella del atardecer. 

Sin embargo, mi recomendación es no dejar de visitar lugares muy curiosos como el Monasterio de la Encarnación, fundado en 1478 y en el que se puede conocer cómo vivieron —y todavía viven— las monjas de clausura. 

Cabo de Gata: "Un enclave superviviente al boom urbanístico de los 70"

Calle de uno de los pueblos del Cabo de Gata.

Quién lo ha visitado: Inma Benedito

Por qué lo recomienda: Las películas de Alfredo Landa sembraron el concepto del Mediterráneo en nuestro imaginario colectivo, mientras la política urbanística del régimen franquista se ocupaba de hacerlo realidad. 

Evocar la costa mediterránea hoy pasa por playas masificadas, locales americanizados y edificios poblados de toldos azules y verdes. Pero todavía es posible encontrar enclaves supervivientes al boom turístico de los 70 en pleno Levante.

Uno de ellos es Cabo de Gata, un parque natural de pasado volcánico y entorno desértico en orillas almerienses. A pesar de los polémicos movimientos de la Junta de Andalucía que podrían corromper la esencia del lugar, en Cabo de Gata todavía es posible alojarse en pueblitos de pescadores de muros encalados, visitar playas naturales como Los Genoveses (en algunos casos, después de un buen paseo al sol, el que avisa no es traidor), hacer un recorrido en barco para conocer rincones inaccesibles a pie, y disfrutar del ambiente nocturno de lugares como Las Negras. Los mejores pueblos para alojarse son Aguamarga (más tranquilo) o Las Negras.

Costa da Morte: "Playas desiertas con acantilados de infarto"

Cascada de Ézaro.

Quién lo ha visitado: Victoria Bustamante

Por qué lo recomienda: Galicia es preciosa y especialmente la Costa da Morte es espectacular. En el noroeste la costa, dentro de la provincia de A Coruña hay un montón de cabos, faros y playas desiertas con acantilados de infarto. Es una tierra llena de leyendas y mitos que nacen de incontables naufragios y tiene unas rutas espectaculares.

Visita las cascadas de Ézaro, disfruta de la gastronomía y conoce Muros, un pequeño pueblito lleno de encanto. Además, se encuentran 2 de los hórreos más grandes de Galicia: el de Carnota y el de Lira que miden 34 y 36 metros de largo. Otro punto imprescindible es Finisterre, perfecto para disfrutar de un atardecer.

Extremadura: "No te imaginas lo barato que es comer"

Vista aérea de Trujillo.

Quién lo ha visitado: Martín Castro

Por qué lo recomienda: En un momento en el que España se enfrenta a uno de los periodos inflacionarios más agudos de los últimos años, todo ahorro es poco. Extremadura es una de las regiones españolas más baratas para viajar

No te imaginas lo barato que es comer, ya sea sentado en un restaurante o de cañas y tapas (el pincho no se paga). Tienes que probar, además del jamón ibérico de bellota, claro, la famosa Torta del Casar (mejor sabor que olor), las migas extremeñas, las patatas revolconas

En cuanto a qué ver, hay mucho más allá de las 2 capitales, Cáceres y Badajoz. Merece mucho la pena visitar pueblos preciosos como Trujillo, Plasencia, Robledillo de Gata, Herbás y, sobre todo, Olivenza, San Martín de Trevejo o Guadalupe, (considerados estos 3 últimos unos de los pueblos más bonitos de España según National Geograpic). 

Y si lo tuyo son los planes diferentes, siempre puedes disfrutar de una visita a caballo por los Barruecos (escenario de grabación de varias escenas de Juego de Tronos), hacer una ruta por los castillos de la zona, con especial mención al Castillo de Alburquerque (declarado Monumento Nacional en 1924) Castillo de Belvis de Monroy y Castillo de Medellín (ambos considerados Patrimonio Histórico Español), Alcázar de los Duques de Feria (hoy en día convertido en Parador Nacional) Castillo de Trujillo y Castillo de Trevejo.

Y para los más culturetas, decir que la región también cuenta con varios museos “alternativos” como el Museo Vostell, fundado por el artista hispano alemán Wolf Vostell, de reconocido prestigio internacional por ser el cofundador del movimiento artístico Fluxus y pionero del videoarte entre otros. 

El Museo nacional de arte romano de Mérida, donde podrás admirar una de las una de las mejores colecciones, esculturas y mosaicos romanos de la península. Y si hablamos de Mérida, otra visita obligada en tu ruta por Extremadura, especial mención al Anfiteatro y Teatro Romano, erigido en el 8 a.C que se conserva bastante bien y en el que hoy en día se celebran espectáculos culturales.

Torre del Mar: "Pasear junto al mar por las noches"

Paseo marítimo de Torre del Mar.

Quién lo ha visitado: Enrique Fernández

Por qué lo recomienda: Muy recomendable si quieres unas vacaciones tranquilas y familiares en una ciudad de costa. Se sitúa a media hora en coche de Málaga capital y dispone de 4 kilómetros de paseo marítimo y playa. Cualquiera de sus chiringuitos y restaurantes son una buena opción para disfrutar de la gastronomía típica de la zona, como los espetos de sardinas. 

Uno de sus mayores encantos es pasear junto al mar por las noches, momento en el que la brisa te refrescará para así marcharte a dormir sin la agobiante sensación de calor del verano. También hay pubs nocturnos y discotecas si quieres alargar la madrugada, y otras localidades de interés como Nerja o Torrox se encuentran a poca distancia.

Los mejores hoteles baratos de cada provincia de España, ordenados de más a menos asequibles para pasar una semana de vacaciones

Cáceres: "No entendí por qué era un destino desconocido para muchos españoles"

Arco de la Estrella en la Plaza de Armas.

Quién lo ha visitado: Óscar F. Civieta

Por qué lo recomienda: Cuando comprobé que Cáceres –ciudad que por motivos familiares he visitado en infinidad de ocasiones– era un destino desconocido para muchos españoles, no lo entendí.

Tras recorrer múltiples veces su espectacular casco viejo, con sus innumerables palacios, plazas e iglesias, donde es perceptible el paso de romanos, árabes, cristianos y judíos, seguía sin comprenderlo.

Después de subir al Santuario de la Virgen de la Montaña, en la Sierra de la Mosca, a 600 metros de altitud, y divisar esa bella ciudad desde una posición privilegiada, mi sorpresa por no ser un destino turístico habitual de españoles y extranjeros fue in crescendo.

Y mientras comía migas, patatera y torta del casar pensé: “Mejor que siga así, que no se masifique. Qué a gusto se está en Cáceres”.

San Sebastián: "Uno de esos destinos a los que hay que ir varias veces en la vida"

Paseo marítimo de San Sebastián.

Quién lo ha visitado: Carlos Galán Feced

Por qué lo recomienda: Sí, es cara, pero vale la pena sin dudarlo. San Sebastián es uno de esos destinos en España a los que hay que ir en la vida, varias veces, y no solo para disfrutar de sus riquísimos pintxos y tapas (La cuchara de San Telmo, Ganbara, Astelena, Borda Berri y La mejillonera son solo algunas opciones apenas en la parte vieja de la ciudad).

El Monte Urgul y el Monte Igueldo (con sorpresa al subir), la playa de la Concha, el Peine del Viento, el teatro Victoria y el Palacio de Miramar y sus vistas imperdibles son atractivos interiores. Fuera de San Sebastián esperan la frontera francesa, Zumaya, San Juan de Gastelugatxe (Juego de Tronos) y Bilbao, entre otros.

Oliva: "No hay mejor lugar en el mundo"

Playa de Oliva (Valencia).

Quién lo ha visitado: Ana Muñoz de Frutos

Por qué lo recomienda: No hay mejor lugar en el mundo que Oliva (Valencia). Es un lugar con muy buenas conexiones que tiene de todo para descansar: desde playas kilométricas con unos atardeceres que parecen sacados de una postal, hasta buenos chiringuitos (tienes que ir al Oli-ba-bá), así como un sinfín de restaurantes con un precio muy asequible.

Entre ellos te recomiendo 4: LBS (Los Baños Sunshine, en Oliva), El Baret de Miquel (dirigido por un cocinero con mucho rock&roll que renunció a su estrella Michelin para montar un bar de los de toda la vida, en Denia), La Escondida (la última propuesta de Bruno Ruiz al borde del mar, Oliva) y La Bahía (el BBB para los amantes del pescaíto, Denia).

Por la noche siempre puedes escaparte a tomar un helado al puerto de Denia, donde encontrarás un pequeño mercadillo con mucho ambiente levantino. Además, si te apetece, te recomiendo dar un paseo por las localidades de la zona: Altea, Denia, Benidorm o Calpe.

Asimismo, si tienes mascotas estás de suerte: todas estas localidades son muy pet friendly, y podrás pasear con ellas en varias zonas de la playa, así como en casi todos los restaurantes y tiendas.

En definitiva: no hay otro sitio igual tanto si buscas paz como si lo que quieres es un poco de marcha.

Viveiro: "La cúspide del encanto de la Mariña lucense"

Costa de Viveiro.

Quién lo ha visitado: Andrea Núñez-Torrón Stock

Por qué lo recomienda: Viveiro es la cúspide del encanto de la Mariña lucense, una pequeña ciudad escondida entre rías, playas, acantilados y montañas. Nunca te cansarás de conocer los recovecos de sus calles empedradas, pasear por su mágico casco histórico, atiborrarte de sus manjares gastronómicos y disfrutar de su bullicio estival, desde las fiestas de San Roque a la Romaría do Naseiro.

En sus alrededores, el paisaje es una golosina para los sentidos: las vistas desde el monte San Roque, la playa de Area (para una servidora, la más bonita del mundo), el salvaje Fuciño do Porco, los arenales espectaculares de O Barqueiro y Xilloi, el faro de Estaca de Bares o el mirador de Cova da Doncela (tendrás que tragarte el vértigo, ya que está en un acantilado) te dejarán sin aliento.

Cazorla y la Sierra de Segura: "Un sendero secreto que te sorprenderá"

Sendero de la Sierra de Cazorla.

Quién lo ha visitado: Miriam Pérez

Por qué lo recomienda: Seguro que has escuchado hablar de Cazorla y su sierra. La localidad jienense se encuentra al oeste de la región y es uno de los pueblos que viste la Sierra de Cazorla y que colinda con la Sierra de Segura.

Si bien es un pueblo en el que pasar una mañana o una tarde, te recomendamos que te lo tomes con tranquilidad y sin prisas, que pasees, tomes cafés, vayas a visitar las ruinas de la Iglesia de Santa María, donde se siguen celebrando bodas, y disfrutes de la variedad y la calidad de las cocinas de los restaurantes de la zona. No dejes de preguntar en la oficina de información, pues Cazorla guarda un sendero secreto que te sorprenderá.

Toda la zona es un lugar para perderse entre montañas y dar largos paseos en familia. Te recomendamos que antes o después de visitar el pueblo de Cazorla te pierdas por la Sierra de Segura, llena de lagos en los que bañarse y montes a los que subir para disfrutar de un buen atardecer de verano. Los olivos que recorren toda la zona se convertirán en tu paisaje favorito.

Por supuesto, no olvides llevarte una garrafa de aceite de la tierra del oro líquido, galardonado con reconocimientos internacionales al mejor aceite del mundo.

Toledo: "La Ciudad de las Tres Culturas"

Una de las calles del casco histórico de Toledo.

Quién lo ha visitado: Laura Priego

Por qué lo recomienda: Si hay algo fascinante de Toledo es que pasados los años sigue siendo un reflejo de lo que un día fue: la Ciudad de las Tres Culturas. Esta ciudad ofrece una muestra de historia de lo más exquisita

Por supuesto, reúne templos religiosos de las diferentes religiones que antaño convivieron, así que no te puedes perder la Catedral de Santa María, el Alcázar de Toledo (que alberga el Museo del Ejército hoy en día), la Mezquita del Cristo de la Luz y la Sinagoga María la Blanca. Si además te gusta el arte debes visitar la Iglesia de Santo Tomé en la que se encuentra una de las obras más famosas de El Greco: El Entierro del Conde Orgaz (aunque también hay un museo dedicado a este artista en la ciudad). 

Miraflores de la Sierra: "Un respiro a media hora de Madrid"

Iglesia de Miraflores de la Sierra con el pico de La Najarra al fondo.

Quién lo ha visitado: David Vázquez

Por qué lo recomienda: Unos escasos 50 kilómetros separan Madrid de Miraflores de la Sierra. O lo que es lo mismo, algo menos de media hora en coche o unos 40 minutos en autobús para quien se anime a tomar el 725 en Plaza Castilla. Tan cerca y tan distinto todo

Lugar de verano durante muchos años de un hombre tan poco sospechoso de tener mal gusto como Vicente Aleixandre (suyo es el poema dedicado al inmenso olmo que es el símbolo del pueblo incluso después de muerto), la localidad ofrece el refugio ideal para quienes busquen huir del verano abrasador de la capital, pero no puedan irse muy lejos.

Entre sus ventajas: temperaturas algo más bajas que en Madrid, noches placenteras en las que corre el suave viento de la Sierra del Guadarrama, rutas para todas las edades y de todas las dificultades y una inmensa piscina municipal que hace años fue un campo de fútbol donde cierto redactor de Business Insider tuvo alguna que otra tarde de verano memorable. 

Eso fue hasta los 14 años, cuando el susodicho dejó de veranear por allí por causas ajenas a su control. Si no me creen a mí, por tanto, crean al niño de 10 años que tengo dentro, que les está gritando que no hay lugar mejor en el mundo.

Otros artículos interesantes:

20 libros increíbles que deberías devorar este verano recomendados por la redacción de 'Business Insider España'

Si odias el calor estos son los destinos que deberías evitar en España durante los meses verano

Los mejores hoteles baratos de cada provincia de España, ordenados de más a menos asequibles para pasar una semana de vacaciones

Te recomendamos