Consigue jubilarse a los 48 años con 7 cifras en el banco: estas son sus 3 claves financieras

 Eric Cooper

 Eric Cooper

  • Eric Cooper logró independencia financiera contribuyendo constantemente a engordar su plan de jubilación.
  • También invirtió en bienes raíces y posee cuatro propiedades de alquiler a largo plazo.
  • Está convencido de que ahorrar lo suficiente para jubilarse anticipadamente no tiene por qué significar escatimar.
Primero en Upday Cintillo

Durante la mayor parte de su carrera, Eric Cooper no buscó la jubilación anticipada ni la independencia financiera.

"Ni siquiera sabía nada sobre la jubilación anticipada hasta unos dos años antes de jubilarme", cuenta a Business Insider este hombre de 50 años con sede en Louisville, que dejó su trabajo de comunicaciones corporativas en enero de 2022.

Cooper relata que su salario inicial al salir de la universidad fue de 19.000 dólares en 1996. Durante los siguientes 25 años, se abrió camino hasta ganar seis cifras.

"No soy especial. Literalmente hice lo que me dijeron que hiciera, que fue invertir en mi plan para la jubilación y tratar de maximizarlo, y al hacerlo, alcancé la independencia financiera cuando tenía poco más de 40 años", destaca. "Es cuestión de comprender los principios, aplicarlos y estar en el lugar correcto de la vida para llevarlo a cabo", sintentiza.

Cuando se enteró del movimiento de independencia financiera y jubilación anticipada (FIRE) en 2019, se dio cuenta de que ya tenía una cartera lo suficientemente grande como para dejar de trabajar según la regla del 4% de retiro-jubilación. 

Aun así, Cooper dice que no se sentía cómodo para la prejubilación porque tenía "bastante poco dinero en efectivo", habiendo agotado durante décadas su plan de jubilación.

 

Redujo la asignación aportada al plan de jubilación, aumentó sus contribuciones a cuentas de corretaje y de ahorro y aceptó un trabajo a tiempo parcial como técnico de bicicletas. Usó la mayor parte de los ingresos de su trabajo a tiempo parcial para pagar las hipotecas de sus cuatro propiedades de alquiler.

Los últimos años previos a su renuncia fueron los únicos durante los cuales sintió que estaba trabajando duro.

"Trabajaba mucho en mi trabajo a media jornada, mi trabajo de tiempo completo y mis propiedades de alquiler. No fue horrible, pero siento que estaba corriendo, corriendo, corriendo, y ahora, mirando hacia atrás, es como, ¿por qué tanta prisa? Pero por lo demás, siento que he tenido una vida bastante cómoda".

El propio Cooper es la prueba viviente de que lograr la independencia financiera no tiene por qué significar escatimar.

"No es necesario vivir de fideos instantáneos", anota Cooper. "Puedes gastar en las cosas que son importantes para ti y recortar el resto".

Aquí hay tres movimientos de dinero que hizo cuando tenía entre 20 y 30 años para jubilarse a los 48 años y seguir viviendo cómodamente.

1. Empezó a ahorrar pronto y de forma consistente 

Gracias al consejo de uno de sus primeros jefes, Cooper comenzó a invertir en un plan de jubilación tan pronto como tuvo la oportunidad.

Contribuyó con lo que pudo de su salario inicial de 19.000 dólares. Cuando cambió de trabajo un par de años después, en 1999, y casi duplicó su salario a 35.000 dólares, estaba acostumbrado a vivir con tanta sencillez que pudo maximizar su plan de jubilación. El límite de contribución en 1999 fue de 10.000 dólares.

Durante las siguientes dos décadas, trabajó en el ámbito de la comunicación corporativa y continuó maximizando el plan de jubilación patrocinado por su empleador. Según una copia de su declaración de ahorros para la jubilación, acumuló un saldo para este fin de 2,4 millones de dólares durante sus 25 años de carrera.

"La clave es esta: comienza a ahorrar lo antes posible, gasta menos de lo que ganas e invierte el resto en fondos indexados de bajo coste", recomienda Cooper. "Dejemos que el tiempo y el interés compuesto hagan el trabajo".

2. Se rodeó de personas de ideas afines

Tan pronto como Cooper descubrió la comunidad FIRE, se metió de lleno. Envió un correo electrónico al Sr. Money Moustache, uno de los pioneros del movimiento, para pedirle consejo y asistió a la Conferencia EconoMe para conocer a otras personas que buscan independencia financiera. La conferencia es, en última instancia, lo que le dio la confianza para presentar su carta de renuncia.

"La comunidad es fundamental cuando se ahorra para alcanzar la independencia financiera", señala Cooper. "La gente te dirá que estás loco y que es imposible jubilarte cuando tienes entre 30 y 40 años. No los escuches".

En su lugar, recomienda encontrar grupos locales a aquellas personas que viven en Estados Unidos. "Hay grupos ChooseFI que se reúnen mensualmente en ciudades de todo el país para discutir diferentes aspectos de las finanzas personales. Conoce gente, comparte tu historia y aprende. Haz preguntas, y encuentra a un mentor que esté dispuesto a tomar tu mano mientras comienzas".

Cooper intercambia ideas con su comunidad FI, incluyendo estrategias complejas —como usar la Sección 72(t) del código del IRS para realizar retiros anticipados de jubilación sin incurrir en una multa—.

Pero el grupo se ha convertido en algo más que un recurso: "Las personas que he conocido a través de conferencias EconoMe, eventos Camp FI y otros eventos celebrados en todo el país durante todo el año se han convertido en grandes amigos. Viajamos juntos, ayudamos unos a otros cuando surgen cuestiones financieras y nos animamos unos a otros".

3. Diversificó sus fuentes de ingresos

Además de invertir en el mercado de valores, Cooper también apostó temprano por el sector inmobiliario.

Dijo que compró el condominio de una habitación a fines de la década de 1990 por 32.500 dólares. "Quería algo que pudiera controlar y comenzar a acumular un poco de capital. Sentí que estaba desperdiciando dinero alquilando".

Aproximadamente un año después, Cooper vendió su primer condominio y utilizó las ganancias para comprar un condominio de dos habitaciones. Unos años más tarde, volvió a mejorar, pero mantuvo el apartamento de dos habitaciones en alquiler. 

Durante los siguientes 15 años, Cooper amplió gradualmente su cartera de bienes raíces a cuatro alquileres a largo plazo. Business Insider pudo verificar sus propiedades consultando sus declaraciones de impuestos. 

Este es el factor que te garantiza mayor seguridad financiera, según una encuesta internacional

"Mi patrimonio neto realmente estaba empezando a despegar con cuatro propiedades de alquiler y un trabajo bien remunerado", dijo.

En última instancia, es posible que no se hubiera sentido lo suficientemente seguro como para dejar su trabajo diario sin tener sus propiedades inmobiliarias.

"Incluso con mis grandes ahorros en el plan de jubilación, no estoy seguro de haberme sentido cómodo jubilándome anticipadamente si no hubiera tenido esas propiedades de alquiler", señala Cooper, que iingresa al año 65.000 dólares gracias al alquiler de sus propiedades.

 "Aunque había analizado mis números 100 veces antes de jubilarme, todavía tenía ansiedad por dejar mi trabajo y mi nómina. Pero mis propiedades de alquiler amortiguaron la sensación porque me permitieron seguir recibiendo esos ingresos y tener una tranquilidad extra".

Conoce cómo trabajamos en Business Insider.