Amaxofobia, cuando el miedo te impide conducir: causas que lo provocan y cómo superar este trastorno

hombre conduciendo con miedo

Getty

  • Las personas que padecen amaxofobia desarrollan un temor descontrolado a conducir. El miedo es tal que ponerse al volante les genera un ataque de ansiedad.
  • Son muchas las causas que pueden provocarlo, las más frecuente haber sufrido un accidente de tráfico. Pero con ayuda es posible superar este trastorno y volver a conducir.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Si conduces puede que alguna vez hayas experimentado cierto miedo al volante. Por ejemplo presenciar una situación peligrosa, condiciones atmosféricas en contra o simplemente la noche pueden generar cierta incomodidad.

Pero existe el caso en el que la mera idea de llevar un coche hace que una persona entre en pánico y se vea totalmente incapacitada para hacerlo. Es lo que se conoce como amaxofobia, o lo que es lo mismo, el miedo a conducir.

Un trastorno capaz de generar en quien lo padece un total bloqueo. El miedo a conducir es tal que puede desencadenar un ataque de ansiedad en el conductor. 

Se trata de una fobia quizá poco conocida, pero no por eso poco habitual. Según cifras de 2018, la amaxofobia afecta a más del 28% de los conductores.

Causas que pueden generar miedo a conducir

Así puedes ir en coche sin tener que llevar encima el carnet de conducir y los papeles

Getty Images

Son muchas las causas que pueden llevar a una persona a experimentar amaxofobia.

La principal es haber sufrido un accidente de tráfico. El temor a la conducción puede aparecer como consecuencia de haber presenciado o vivido esa situación traumática.

Pero no es el único motivo que puede desencadenar este trastono. 

Según un informe elaborado por la plataforma de seguros doppo by Zurich, recogido por Autobild, tras los accidentes de tráfico, las causas más frecuentes que provocan amaxofobia incluyen:

  1. Circular por sitios desconocidos
  2. Insuficiente aprendizaje desde la autoescuela
  3. Miedo a tener accidente estando embarazada o llevando otros pasajeros
  4. Conducir con condiciones climatológicas adversas o con falta de luz
  5. Predisposición a sufrir ansiedad y miedos irracionales
  6. Pensamientos negativos
  7. Baja autoestima
  8. Sentimiento de rechazo o no aprobación de nuestra conducción por parte del entorno cercano
  9. Tener una personalidad excesivamente perfeccionista o rígida
  10. Ver reducidas nuestras capacidades físicas o mentales para conducir 

"No todas las personas que tienen miedo a conducir han sufrido necesariamente un accidente de tráfico en su vida, más bien, cada vez es mayor el número de personas que se ven afectadas por este miedo siendo la causa principal los cuadros de ansiedad como, por ejemplo, claustrofobia, agorafobia y acrofobia entre otros", aseguró en 2018 Ignacio Calvo psicólogo de la Fundación CEA (Comisariado Europeo del Automovil).

La DGT endurece el examen de conducir: cometer esta infracción te supondrá 500 euros de multa y esperar 6 meses para examinarte

Entre los síntomas más frecuentes asociados a la amaxofabia se encuentran sentir estrés, ansiedad y miedo descontrolado. 

A lo que cabe sumarle los efectos físicos que estas situaciones generan en el cuerpo "como incremento de la actividad cardíaca, dolor en el pecho, rigidez muscular, temblor de brazos y piernas, sudoración, mareos, sensación de aislamiento o pensamientos catastróficos", explican desde la Fundación AMV.

Cómo superar el miedo a conducir

Carnet de conducir
Carnet de conducir
Gettyimages

Las personas que padecen este miedo descontrolado a ponerse al volante no tiene por qué verse abocadas a dejar de conducir. O tener que esperar a que los coches autónomos sean una realidad.

Lo recomendable es que se pongan en manos de un profesional. Ya que obligarse a conducir bajo esa tensión no es conveniente. Llevar un vehículo con miedo puede ser peligroso y desencadenar situaciones de riesgo en las que además involucrar a otros conductores.

Existen terapias específicas para superar este trastorno. Es más, desde la Fundación CEA incluso se imparten talleres gratuitos para personas que han experimentado amaxofobia tras verse involucrados en un accidente.

La DGT aclara cuando deberás utilizar la nueva luz de emergencia V-16

De forma generalizada algunas pautas que pueden ayudar a superar el temor a conducir son:

  • Reconocer el problema es esencial, ya que como advierten los expertos, existe en general cierto rechazo a expresarlo abiertamente y ser tomado como motivo de burla.
  • Aprende técnicas de relajación que puedan ayudar a controlar tu estado si percibes que comienzas a sentirte inquieto o nervioso
  • Puede ser conveniente que tomes nuevamente clases de conducir. Así podrás afianzar tu seguridad al volante y mejorar tu técnica si no te ves muy suelto, acompañado de un profesional.

Dicho esto, como toda fobia lo mejor es contar con la ayuda y experiencia de un profesional que pueda guiarte paso a paso hasta que logres superar tus temores y volver a disfrutar de tus viajes por carretera.

Otros artículos interesantes:

Así debes avisar a la DGT para que no te multen a ti sino a quien conduce

Todo lo que debes saber sobre el Plan Moves III: así puedes beneficiarte de las ayudas de hasta 7.000 euros para la compra de coches eléctricos

Estos son los nuevos precios de la ITV en 2021 por comunidades autónomas