Pasar al contenido principal

Las bolsas mundiales están entrando en las 2 semanas más importantes del año: esto es lo que recomiendan los expertos para sacarle el máximo partido

Un trader observa las pantallas de Wall Street
Brendan McDermid/Reuters
  • Todo apunta a que la reunión de la Reserva Federal de esta semana y la cumbre del G20 de la próxima semana ofrecerán a los inversores actualizaciones clave sobre 2 de los principales dinamizadores de los mercado: los tipos de interés y el comercio.
  • Hemos reunido los comentarios de los principales expertos de Wall Street acerca de qué está en juego y dónde invertir según se den los acontecimientos.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Wall Street está conteniendo la respiración a la espera del resultado de 2 eventos que tendrán lugar en las próximas 2 semanas.

Ambos eventos habrían pasado desapercibidos en cualquier otro momento. Pero, debido a su relación con los que posiblemente sean los principales impulsores de la reciente volatilidad, la política monetaria y la política comercial, estos encuentro serán cruciales y marcarán el tono para el resto de este año.

Todo comienza este miércoles, cuando la Reserva Federal concluya su reunión de política en las que se espera que se debata su primera reducción de tipos de interés desde la Gran Recesión en 2009. Casi nadie espera que la guillotina caiga esta semana, pero sí que haya indicios en la declaración de la Fed, en sus proyecciones y en una rueda de prensa que será de gran importancia para el mercado.

Leer más: Wall Street anticipa una bajada de tipos de interés el mes que viene por el recrudecimiento de la guerra comercial de Trump

La situación continuará el viernes de la próxima semana en la reunión del G20 en Japón, donde se espera que se reúnan el presidente Donald Trump y su homólogo chino. Trump ya ha sugerido que podría decidir intensificar la guerra comercial, amenazando con imponer aranceles a otro lote de productos chinos valorados en 300.000 millones de dólares (algo menos de 268.000 millones de euros) si el presidente Xi Jinping se salta la reunión.

Estos eventos, aunque con más de una semana de diferencia, se entrelazan ya que un empeoramiento de la guerra comercial perjudicaría a la economía estadounidense y presionaría a la Fed a reducir el coste de préstamo. Esto es lo que algunos de los principales estrategas de Wall Street esperan para las próximas semanas, y cómo recomiendan que inviertas.

La reunión de la Reserva Federal

Además de ser esta la primera oportunidad seria de que se produzca una bajada de tipos en 10 años, y desde que la Fed comenzó su ciclo de subida en 2015, lo que hace que la reunión sea tan importante es la manera dramática en que los inversores ajustaron sus expectativas.

A principios de mayo, los traders vieron solo un 8% de probabilidad de que la Fed recorte los tipos durante su reunión de julio. Sin embargo, en 6 semanas, las probabilidades de una bajada subieron a casi un 100%.

Para entender por qué, no hay que mirar más allá de la escalada de la guerra comercial que hizo que se desplomase el mercado y que desató un rally en el mercado de bonos en mayo. El presidente de la Fed, Jerome Powell, avivó aún más las especulaciones en el mercado sobre una bajada de tipos cuando dijo que el banco central "actuaría adecuadamente" para mantener la expansión económica.

"Solo habían ocurrido un puñado de veces en los últimos 30 años este tipo de cambios de precios antes de una reunión y esos casos tendieron a ser dentro una recesión o a 12 meses de que se produjera", ha afirmado Michael Wilson, jefe de estrategia de mercados estadounidenses de Morgan Stanley, en una nota a sus clientes.

Leer más: Qué podemos esperar de los tipos de interés en 2019 y por qué debes saber cómo funcionan

La Fed ha terminado rebajando los tipos de interés antes o durante reuniones como esas cuando los inversores cambiaron de opinión con tanta rapidez, según Wilson. Lo que esto significa es que la decisión de la Fed en cualquier caso tendrá resultados desiguales para los inversores: si no baja los tipos en julio, corre el riesgo de desencadenar una crisis en la bolsa y endurecer las condiciones financieras. Y si llevan a cabo lo que el mercado ya está esperando, vendría un modesto repunte de alivio, dijo Wilson.

Julian Emanuel, de BTIG, prevé que la Fed haga lo que los inversores esperan, con al menos 2 bajadas de tipos este año. En esta situación, las acciones financieras se beneficiarán a medida que los tipos de interés a largo plazo que los bancos otorgan aumenten más rápidamente que los de corto plazo que utilizan para solicitar préstamos, ha afirmado.

La reunión del G20

El comportamiento del mercado en mayo es todo lo que necesitas mirar para comprender los temores de los inversores sobre una guerra comercial global.

El caos se intensificó en la primera semana de mayo, cuando la amenaza de Trump de aumentar los aranceles sobre 200.000 millones de dólares (178.600 millones de euros) en productos chinos provocó la peor semana del año para los índices S&P 500 y Dow Jones. En total, el Dow cayó durante 5 semanas seguidas hasta el 24 de mayo, su mayor racha de pérdidas en casi 8 años.

Leer más: Los mercados mundiales se están disparando tras la tregua comercial entre Donald Trump y Xi Jinping

Ese es el motivo por el que todos los ojos estarán en lo que Trump y Xi puedan lograr en la reunión del G20.

En el peor de los casos, si no hay un acuerdo comercial y la Fed sigue empeñada en aumentar los tipos, toma una posición larga en oro y volatilidad, ha recomendado Michael Hartnett, jefe de estrategia de inversiones de Bank of America Merrill Lynch, en una nota reciente a los clientes. El fondo cotizado  SPDR Gold Shares y los bonos del Tesoro probablemente tendrán un rendimiento superior, mientras que los bonos con grado de inversión y las acciones tecnológicas probablemente tendrán un rendimiento inferior, agregó.

Pero el escenario inverso podría ser favorable para las acciones, según Emanuel. De hecho, asegura que las barreras para el progreso comercial son bajas porque tanto Trump como Xi entienden el daño económico que les espera a sus países si la disputa se prolonga.

Un acuerdo comercial facilitaría que el S&P 500 alcance su objetivo de fin de año de 3.000 puntos, o casi un 4% por encima de su nivel actual, según Emanuel.

Hartnett también ha destacado que el S&P 500 se elevaría por encima de los 3.000 puntos si hubiera un acuerdo. En ese escenario, recomienda tomar posiciones largas y activos de beta alta. Los ganadores más probables serían las acciones de pequeña capitalización, semiconductores, industriales y bonos de mercados emergentes.

Y es posible que quieras evitar los suministros básicos para el consumidor, que considera que tendrán un peor rendimiento.

Este artículo fue publicado originalmente en BI Prime.

Y además