¿Cuántas tazas de café puedes tomar al día sin que ponga en riesgo tu salud?

Señor tomando café en el sofá

Getty Images

El café es para muchos lo único necesario para comenzar bien el día. O al menos para que se les haga menos cuesta arriba. En ciertos casos este café es el primero de varios que le siguen después durante la jornada. Pero, ¿es bueno tomar tanto café?

Numerosos estudios han hablado sobre los beneficios de tomar café a diario, pero también de los riesgos que tiene para la salud esta bebida, e incluso del motivo por el que sabe mal cuando lo recalientas.

De acuerdo con la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA), el café es considerado parte de una dieta saludable para algunas personas, pero consumirlo en cantidades desproporcionadas es peligroso. 

La dosis adecuada de café varía según cada persona. Según la FDA, una persona adulta puede tomar hasta 400 miligramos de cafeína al día, lo que se traduce en 4 tazas de café aproximadamente. Pero hay que tener en cuenta ciertos factores como el peso, si se padece alguna patología, si la persona toma medicamentos, etc, ya que el consumo de esta bebida puede influir negativamente en la salud.

Lo que opinan los expertos

"Un adulto sin patologías o contraindicaciones, puede tomar entre 3 o 4 cafés al día, y estamos bastante seguros de que no sería perjudicial", ha explicado Julio Basulto, dietista nutricionista, como recoge el medio RAC1. "De momento, hay muchos estudios que apuntan a que sería seguro, y llegará el día en que estaremos al 100% seguros de esta afirmación".

Las personas embarazadas, las lactantes, aquellas que padezcan problemas cardiovasculares, gástricos o mentales es mejor que eviten la cafeína, ha recomendado la doctora Mónica Méndez Díaz, según ha recogido The World News. La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) tampoco aconseja a los más jóvenes su consumo.

Consumir más de 4 cafés al día no desemboca en problemas muy graves, siempre que no sean cantidades desorbitadas, pero sí puede provocar numerosos efectos secundarios como dolor de cabeza, insomnio, nerviosismo, irritabilidad, micción frecuente, latidos cardíacos acelerados o temblores musculares (en una persona sana).

Si quieres reducir el consumo de esta bebida puedes hacerlo de forma gradual para acostumbrar a tu cuerpo, pasándote al café descafeinado o consumiendo algún té de hierbas que no tenga cafeína. Tú eliges qué método va mejor contigo.

Otros artículos interesantes:

Los beneficios de tomar café a diario: desde reducir el riesgo de padecer enfermedades hasta mejorar tu rendimiento físico

7 trucos para el café que pueden ahorrarte tiempo y dinero

5 trucos para dejar de tomar cafeína y que no te afecte en tu vida diaria

Te recomendamos