Deliveroo se va definitivamente de España el 29 de noviembre y despide a 3.800 trabajadores

Un 'rider' de Deliveroo.
Un 'rider' de Deliveroo.
  • Deliveroo anunció este verano que ponía fin a sus operaciones en España. 
  • El próximo 29 de septiembre a las 10:00 será el último día de la compañía de reparto a domicilio en nuestro país, según ha asegurado en un comunicado. 
  • Su marcha deja en la calle a cerca de 3.800 trabajadores, de los cuales la inmensa mayoría son riders. 
  • Descubre más historias en Business Insisder España. 

La compañía de reparto británica Deliveroo ha anunciado hoy en un comunicado que finalmente dejará de operar en España el próximo 29 de noviembre. 

Esta noticia pone fin a un proceso de negociación que comenzó el pasado mes de septiembre, y que se ha saldado con un ERE que afectará a 3.800 trabajadores, de los cuales la gran mayoría son riders y cerca de un centenar, empleados de la parte de oficinas. 

Tal y como adelantó el diario La Razón, la empresa ha pactado con los trabajadores indemnizaciones de 45 días de salario por año de servicio, con una cuantía mínima garantizada de 1.000 euros en el caso de que alguno de los trabajadores no alcanzará ese importe mediante antigüedad y salario. 

"Estamos muy agradecidos por el talento de nuestros empleados y queremos darles las gracias por su compromiso con la empresa, y nos complace haber acordado paquetes de compensación adecuados tanto para ellos como para los riders", ha señalado la empresa en su comunicado. 

“Ya no somos independientes”: el fundador de Glovo asegura que “hace mucho” ha perdido el control de la compañía

Las negociaciones, que estaban previstas finalizaran el pasado mes de octubre, finalmente se han extendido hasta mediados de noviembre debido a problemas con documentos relacionados con las altas a la Seguridad Social de los repartidores, según relataron fuentes internas a Business Insider España.

La noticia de la salida de España por parte de Deliveroo sacudió el mercado del delivery en verano. La empresa alegó entonces que su marcha del sector se debía a la agresiva competencia y los altos costes operativos que le suponía su actividad en España. 

Esta apenas le reportaba entre un 3% y un 5% de las ventas totales del grupo, que tiene su mayor mercado en el Reino Unido donde es una de las primeras fuerzas. 

En España, sin embargo, la compañía de delivery, que aterrizó en 2015 y fue una de las pioneras en el envío de comida a domicilio, fue perdiendo cuota de mercado con el tiempo ahogada por el imparable crecimiento de Glovo, Just Eat y Uber Eats. 

Además, tal y como informó este diario en exclusiva, la gestión de la compañía en nuestro país no fue la más acertada. Esto junto con la llegada de la Ley Rider, supuso un caldo de cultivo que hizo que la empresa finalmente tirara la toalla. 

Entra en vigor la Ley Rider: estas son las novedades, cambios y los distintos modelos laborales que han elegido Glovo, Uber Eats, Just Eat y Deliveroo frente a la nueva normativa

Pero más allá de los problemas derivados del uso de falsos autónomos como repartidores, como dictaminó el Tribunal Supremo en 2020, se juntaron: una mala planificación de expansión, malas decisiones en el área de marketing, y la pérdida del contrato de exclusividad con McDonald's en beneficio de Glovo.

Todo esto, aseguraron extrabajadores de la compañía a Business Insider España, sumado a la Ley Rider, fueron los factores que precipitaron el fin de sus operaciones. 

En su comunicado hecho público hoy, Deliveroo añade; "la empresa se enorgullece de haber contado con algunos de los mejores restaurantes de España como socios y de haber colaborado con miles de riders (repartidores) que han trabajado duro para llevar a los españoles millones de deliciosas comidas desde 2015, incluso de haber sido una tabla de salvación para muchos de ellos durante la pandemia".

Otros artículos interesantes:

Glovo podría estar preparando una salida a bolsa para 2022

El fundador de Glovo tacha de "chapuza" la ley de 'riders' y acusa a "ciertos partidos" de llevar a cabo una "campaña mediática" contra ellos

Glovo amplía sus tentáculos tras firmar con Fnac y C&A, un ejemplo más de que la guerra del 'delivery' va mucho más allá de la comida a domicilio

Te recomendamos

Y además