Por qué estamos ante el mejor momento para ahorrar con tu hipoteca

Una mujer pasa ante un anuncio de hipotecas en una sucursal bancaria
Reuters
  • La utilización de tu hipoteca como herramienta para desgravar es la principal ventaja fiscal con la que aún cuentan miles de propietarios de inmuebles. A día de hoy supone un factor de ahorro para innumerables familias de españoles.
  • Actualmente, es el momento idea para que puedas ahorrar dinero de tu hipoteca.
  • Los tipos de interés establecidos por parte del Banco Central Europeo se encuentran en mínimos históricos. Esto quiere decir que, para los préstamos hipotecarios a tipo variable, hay que restarle el Euríbor, puesto que está en negativo. 
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Queda muy poco para que cuadres el presupuesto de tu familia y diseñes las nuevas metas para el 2020. Sobre todo, en estas fechas, siempre se piensa en el encaje de bolillos de cara a la declaración de la renta y poder amoldarse a las ventajas fiscales

La utilización de tu hipoteca como herramienta para desgravar es la principal ventaja fiscal con la que aún cuentan miles de propietarios de inmuebles. A día de hoy supone un factor de ahorro para innumerables familias de españoles. Y no solo eso, sino que también se puede aprovechar para intentar pagar los menores intereses posibles. 

Actualmente, es el momento idea para que puedas ahorrar dinero de tu hipoteca. Los tipos de interés establecidos por parte del Banco Central Europeo se encuentran en mínimos históricos. Esto quiere decir que, para los préstamos hipotecarios a tipo variable, hay que restarle el Euríbor, puesto que está en negativo. 

Esta circunstancia hace que sea de especial interés, sobre todo para aquellos créditos que se hayan concedido hace pocos años, intentar amortizar en tiempo sobre el capital pendiente que te queda por pagar. Las familias pueden estar dejándose hasta un 3% más en el abono de intereses a su entidad, sobre todo en los primeros años.

El método francés, que es el que resulta más común implica que, aun con la misma cuota durante años, al principio se pagan muchos intereses y a medida que pasa el tiempo se abonan menos, para ir amortizando más capital, que es lo que los expertos recomiendan hacer siempre.

Leer más: 21 maneras de ganar dinero sin hacer prácticamente nada

El mejor momento para amortizar

Este planteamiento que resulta fácil se puede entender aún mejor con un ejemplo. Si tienes una hipoteca de 135.420 euros contratado a 24 años con un interés TAE del 2,5%: resultará una cuota próxima a los 626 euros mensuales

En el caso de que el titular no haga ninguna aportación adicional al cuadro de amortización inicial, cuando transcurran esos 24 años habrá devuelto al banco esos 135.420 euros que necesitaba para adquirir su vivienda más 44.811 euros en concepto de intereses. Es decir, un plus del 33%. En su totalidad, el préstamo ascendería hasta los 180.000 euros.

Sin embargo, el titular de esa hipoteca puede recortar ese gasto en intereses si sabe jugar sus cartas hábilmente y si sus ingresos se lo permiten. En un contexto como el actual, efectivamente, “la mejor opción de amortizar pasa por quitarse de encima plazo a costa de mantener la misma cuota mensual”, resalta Felipe López-Gálvez, analista de Self Bank.

En este sentido, una amortización que sirva para reducir la cuota supondrá un ahorro mínimo al mes, pero un coste más elevado de intereses al final de la vida de ese préstamos, por lo que “no resulta de interés desde el punto de vista del ahorro”, destaca José Luis Herrera, analista independiente. 

Si en el ejemplo anterior se aportan 1.500 euros antes de final de año y se recorta plazo del préstamo, con ese dinero se acortarán cuatro meses, lo cual nos ahorrará muchos intereses. Dicho de otro modo, se finiquitará la hipoteca un cuatrimestre antes de lo pactado en la escritura

Esta simple operación supone que al final la cuantía abonada en intereses será de 43.595 euros. Es decir, unos 1.200 euros menos que hay que pagar al banco por habernos prestado ese dinero, siguiendo el ejemplo anterior. Y eso, solo en el transcurso de un ejercicio. 

Si la misma operación de amortización parcial se repite durante varios años, el ahorro anual del 3% supondrá un pago de intereses cuantitativamente inferior a lo proyectado en un primer momento.

LEER TAMBIÉN: Qué debes saber antes de pedir una hipoteca en 2019

LEER TAMBIÉN: 18 cosas que necesitas saber antes de elegir una hipoteca

VER AHORA: Javier Gándara, director general de easyJet para el Sur de Europa: “Nuestro gran reto es conseguir que volar vuelva a ser asequible para todos los bolsillos tras la crisis”