Ford planea despedir a 3.200 empleados en toda Europa y abre una guerra con el principal sindicato

Stuart Rowley, presidente de Ford Europa, con un Mustang Mach-E.
Stuart Rowley, presidente de Ford Europa, con un Mustang Mach-E.

REUTERS/Phil Noble

  • El sindicato alemán IG Metal, afirma que Ford plantea desprenderse de más de 3.000 puestos de trabajo en Europa y trasladarlos a EEUU.
  • De esta manera, Ford haría efectiva la amenaza que lleva tiempo señalando: los coches eléctricos necesitan menos mano de obra.

Si a finales de 2022 ya anunciábamos que marcas como Ford, Stellantis o Volkswagen iban a despedir a buena parte de su plantilla durante este año, parece que ya se empiezan a dar cifras. La primera en hacerlo ha sido Ford. 

Según informa Reuters, Ford planea desprenderse de hasta 3.200 puestos de trabajo en Europa y trasladar parte del trabajo de desarrollo de productos a los Estados Unidos. Esta es la información que ha transmitido el principal sindicato alemán, IG Metal.

Ante este hecho, la organización ha prometido acciones que perturbarían al fabricante de automóviles en todo el continente si los recortes siguen adelante. Esta no sería la primera medida, ya que en junio Ford advirtió de "significativos" recortes de empleo a corto plazo en su fábrica de España y en su planta de Saarlouis (Alemania). 

Desde hace bastante tiempo que la cúpula directiva de Ford viene anunciando que la llegada y desarrollo del coche eléctrico iba a acabar con muchos puestos de trabajo, ya que no se necesita tanta mano de obra para su fabricación. Eso unido a la crisis del sector y la guerra de precios que ha comenzado Tesla han incrementado la presión.

Según detalla IG Metal, Ford  quiere suprimir hasta 2.500 puestos de trabajo en el desarrollo de productos y hasta 700 en funciones administrativas. En Alemania ya han sido informados de estos planes por parte de los comités de empresa. Por el momento, Ford no ha querido hacer declaraciones al respecto.

El fabricante de automóviles, que emplea a unas 45.000 personas en Europa, planea 7 nuevos modelos eléctricos en la región, un centro de ensamblaje de baterías en Alemania y una empresa conjunta de fabricación de células de níquel en Turquía como parte de un importante impulso de los vehículos eléctricos en el continente.

También tiene un acuerdo con Volkswagen para producir 1,2 millones de vehículos en la plataforma eléctrica MEB del fabricante alemán durante 6 años. Esta unión sigue en pie, aunque Ford ha matizado que el papel de la alemana en la próxima generación de vehículos eléctricos europeos de la insignia estadounidense aún está por definir.

Otros artículos interesantes:

La pandemia puede haber puesto fin a la antigua batalla de la industria automovilística por la cuota de mercado

Un gran sindicato alemán afirma que los trabajadores de la fábrica de Tesla en Berlín tienen horarios de trabajo poco razonables y temen denunciar su situación

Los fabricantes de coches que compiten por el suministro de baterías necesitan formas de rastrear los componentes de los vehículos eléctricos: un "pasaporte" podría ser la solución

Te recomendamos