Los unicornios como Glovo o Cabify ya se quedan pequeños para Francia o Reino Unido: a la caza del próximo gigante tecnológico europeo

Un hombre disfrazado de unicornio
Getty Images
  • Europa ya mira más allá de los unicornios: las autoridades francesas y británicas aspiran a conseguir startups que superen los 1.000 millones de valoración.
  • "Necesitamos compañías que valgan no 1.000 millones, sino 5.000, 10.000 o 50.000", aseguró el secretario de Estado francés para la digitalización, Cédric O.
  • Dominic Cummings, asesor del primer ministro británico Boris Johnson, considera que un Brexit sin acuerdo podría ayudarles a crear una gran compañía tecnológica.
  • En España, se pone el foco en la escalabilidad de las startups, para las que se espera una ley con medidas de apoyo a partir de diciembre.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Europa quiere ir más allá de los unicornios.

El animal fantástico que designa a las compañías emergentes que alcanzan una valoración de 1.000 millones ya está por debajo de las expectativas de gobiernos como el francés y el británico, que aspiran a que las siguientes compañías en crecimiento europeas alcancen valoraciones aún mayores, aunque el Viejo Continente aún tiene pocas compañías tecnológicas por encima de los 50.000 millones de dólares de valoración, alcanzados recientemente por la empresa de pagos francesa Ayden, con la sueca Spotify cerca (48.000 millones).

"Necesitamos compañías como Voodoo (empresa de videojuegos), Mirakl (startup de comercio electrónico), o Alan (aseguradora digital de salud) que valgan no 1.000 millones, sino 5.000, 10.000 o 50.000", aseguró recientemente el secretario de Estado francés para la digitalización, Cédric O, durante un encuentro con emprendedores e inversores en el campus parisino Station F, según recoge Sifted.

Leer más: Los 10 polos de innovación digital más pujantes en Europa

El presidente francés, Emmanuel Macron, se marcó hace un año el reto de conseguir que 25 compañías francesas se convirtieran en unicornios antes de 2025. Este mismo septiembre, Macron se felicitó de que ya habían conseguido 13 unicornios galos, durante un acto con emprendedores. 

No obstante, algunos emprendedores le reclamaron que no solo era importante ayudar a las startups con inversiones, sino también facilitarlas que generen negocio, por ejemplo con contratos públicos. "Los unicornios no importan, necesitamos encontrar otra forma de medir el éxito", respondió a Macron el fundador de la aseguradora de salud digital Alan, Jean-Chales Samuelian, al frente de una empresa que ha levantado 125 millones de euros en los últimos cuatro años.

Un asesor de Boris Johnson cree que un Brexit duro podría ayudarles a que surja un gigante tecnológico

Boris Johnson, primer ministro de Reino Unido.Boris Johnson, primer ministro de Reino Unido.
Boris Johnson, primer ministro de Reino Unido.
Reuters

En el Reino Unido también tienen en mente ir más allá. Dominic Cummings, asesor principal del primer ministro Boris Johnson considera que un Brexit sin acuerdo con la Unión Europea puede suponer una oportunidad para generar en el país un gigante tecnológico "billonario", según aseguraron fuentes gubernamentales a Business Insider.

En un correo electrónico enviado a trabajadores de su departamento, Cummings confirmó que estaba buscando "formas para construir compañías tecnológicas billonarias", según estas mismas fuentes.

Bajo su punto de vista, un Brexit sin acuerdo permitiría al Reino Unido subsidiar a compañías tecnológicas directamente sin tener que afrontar las sanciones que la Unión Europea impone a los países que dan ayudas de estado a sus compañías.

Curiosamente, los emprendedores británicos no ven tan claro esto, ya que para muchos de ellos la salida del mercado común europeo supone un freno a sus posibilidades de expansión más que una oportunidad. "No es algo que esté en la mente de nadie en el sector tecnológico ahora mismo", aseguró a Business Insider una fuente de la industria tecnológica con conexiones en el gobierno de Downing Street.

España pone el foco en la escalabilidad con una Ley de Startups pendiente

Francisco Polo, Alto Comisionado para España Nación Emprendedora.Francisco Polo, Alto Comisionado para España Nación Emprendedora.
Francisco Polo, Alto Comisionado para España Nación Emprendedora.
Business Insider España

En España, que recientemente ha conocido el surgimiento de su último unicornio con la compra de Idealista por el fondo sueco EQT a cambio de 1.300 millones de euros —considerada la sexta empresa emergente del país que alcanza esa valoración después de eDreams, Cabify, Glovo, Flywire y Letgo—, el foco gubernamental está basado más en la escalabilidad.

“Es muy legítimo crecer para vender. Y está bien que ocurra. Pero necesitamos que en nuestro país el foco de las startups pase a la escalabilidad. Es imprescindible para favorecer y fortalecer la innovación, consolidar sectores pujantes y generar más y mejores empleos”, aseguró a Business Insider España el Alto Comisionado para España Nación Emprendedora, Francisco Polo.

Leer más: Las lecciones que deja la venta de Idealista: cómo puede España conseguir su próximo unicornio

El Gobierno tiene pendiente una Ley de Startups que parece que en diciembre entrará al trámite legislativo, según adelantó hace una semana la secretaria de Estado para la Digitalización y la Inteligencia Artificial, Carme Artigas, y confirmó Francisco Polo, de la que no se conocen muchas medidas aunque sí se anticipó que se facilitarán los visados para profesionales tecnológicos, las llamadas tech visas para atraer talento internacional.

LEER TAMBIÉN: Las lecciones que deja la venta de Idealista: cómo puede España conseguir su próximo unicornio

LEER TAMBIÉN: Klarna se convierte en el mayor unicornio fintech de Europa tras levantar más de 500 millones de euros en su última ronda

LEER TAMBIÉN: Una startup alemana de taxis voladores, nuevo unicornio europeo tras levantar más de 30 millones de euros del segundo mayor inversor de Tesla

VER AHORA: Tomás Villén, director general de Porsche Ibérica: “En 2021, más de la mitad de nuestras ventas serán coches eléctricos; hemos conseguido poner alma a la electrificación”