Amazon, denunciada por imponer comisiones de hasta el 40% a las tiendas que usan su plataforma y luego exigirles que no vendan más barato en otro lado

Trabajadores de un almacén de Amazon
Reuters
  • Un fiscal en Washington DC inicia un proceso contra Amazon por presuntamente vulnerar las leyes de competencia de Columbia.
  • En el escrito de acusación se señala a al gigante del comercio electrónico por imponer comisiones sobre productos de terceros y luego impedir ofertas en otros canales.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Amazon se enfrenta a una nueva denuncia en EEUU por presuntamente vulnerar las leyes de competencia en Washington DC.

El fiscal general del distrito de Columbia ha abierto un procedimiento legal contra el gigante del comercio electrónico, al que acusa de imponer unas comisiones de hasta el 40% sobre determinados productos de terceros vendedores que utilizan su plataforma. Según Karl Racine, este fiscal, la tecnológica encima impide a estos vendedores ofrecer sus productos más baratos en otros canales.

Precisamente en Europa se está investigando a Amazon por sus prácticas desleales contra los terceros que utilizan su plataforma como canal de venta. Pero este procedimiento legal es el primero que se da en Estados Unidos por la misma razón, según destaca el Financial Times.

Amazon defiende su derecho a no promocionar cualquier oferta

"Amazon siempre gana porque controla los precios en toda su plataforma de venta en línea, lo que les pone en ventaja sobre todos los demás", detalla el fiscal en su escrito de acusación. "Como resultado, Amazon está incrementando el dominio del mercado y obstaculizando ilegalmente la capacidad de otras plataformas de competir por cuotas de mercado".

El escrito de Racine es uno más de la larga lista de acusaciones que los fiscales en Estados Unidos están presentando contra los posibles monopolios que ostentan los gigantes tecnológicos como Google, Apple, Facebook o la propia Amazon. De hecho, el propio Racine forma parte de la docena de fiscales que ya han iniciado investigaciones contra Facebook o Google en el país.

Amazon va a lanzar Diagnostics, una nueva división que ofrecerá pruebas médicas a domicilio para detectar COVID-19, infecciones de transmisión sexual y genómica clínica

Amazon ya dijo en 2019 que no apoyaría a vendedores que ofrezcan sus productos más baratos en otros canales, lo que ya suscitó críticas de senadores del Partido Demócrata como la propia Elizabeth Warren. Sobre la denuncia del fiscal de Columbia, Amazon considera que es un error.

"El fiscal general de Washington DC lo ha entendido al revés: los vendedores pueden fijar los precios de sus productos en nuestra tienda". En un comunicado, el gigante del comercio electrónico insiste en que se reservan "el derecho" a ofrecer los precios "más bajos" del sector y a "no destacar" ofertas que no tengan "precios competitivos" para sus clientes.

Un fiscal conocido por Biden

La denuncia de Racine se anunció este martes. El fiscal de Columbia es el presidente de la Asociación Nacional de Fiscales Generales, y está en las quinielas para ser el nuevo presidente de la Comisión Federal del Comercio. Aunque el escrito acusa a Amazon de vulnerar las leyes de competencia de Columbia, este procedimiento es un nuevo examen para el modelo de negocio de la compañía.

La Comisión Federal del Comercio (FTC, por sus siglas en inglés) es la encargada de vigilar la libre competencia en cuanto atañe a Amazon, en virtud de un acuerdo que el organismo alcanzó con el Departamento de Justicia estadounidense hace 2 años.

En Europa se cursa una investigación en el mismo sentido, si bien hace un par de meses fuentes de la Comisión reconocieron que los funcionarios comunitarios estaban teniendo problemas para entender cómo funciona el algoritmo de la tecnológica y cómo afecta a sus terceros vendedores, y en consecuencia, como les beneficia o perjudica.

Amazon también ha suscitado las críticas de terceros vendedores en España. Por un lado, por anunciar que subirán las tarifas a las que estos se enfrentan en consecuencia de la entrada en vigor de la tasa Google, que desde enero de este año grava los ingresos de las tecnológicas en el país, aunque por el momento el impuesto todavía no ha liquidado ningún trimestre.

No solo con los vendedores. Amazon también se ha enfrentado con algunos de sus proveedores y recientemente fue condenada en España por impagos de hasta 460.000 euros contra uno de ellos.

Otros artículos interesantes:

Comprar a los que más venden: Heroes consolida su proyecto como agregador de marcas de Amazon y espera cerrar el año con 82 millones de euros

9 servicios gratis incluidos en Amazon Prime que deberías probar ahora mismo

Esto es lo que ganan los ingenieros, analistas y ejecutivos en Amazon, FedEx y UPS