Pasar al contenido principal

El Parlamento de Reino Unido bloquea 24.473 accesos a contenido pornográfico en cinco meses

Imagen del Parlamento de Reino Unido en Londres
Parlamento de Reino Unido Getty Images News

El Parlamento de Reino Unido puede parecer un lugar estirado, formal e incluso puritano, pero lo que ocurre en su interior no es siempre tan inocente.

Una petición de información oficial (FOI, por sus siglas en inglés) realizada por Press Association y publicada por el diario The Guardian revela que el Parlamento registró 24.473 intentos bloqueados de acceso a contenido pornográfico desde ordenadores y otros dispositivos de la institución entre junio y octubre de 2017.  Cinco meses que se traducen en una media de aproximadamente 160 intentos al día.

La conexión a internet del Parlamento de Reino Unido la utilizan los diputados, sus asesores, los miembros de la Cámara de los Lores y el propio personal de la institución. El sistema bloquea de forma automática cualquier acceso a contenido pornográfico, pero tampoco parece haber frenado los intentos por lograrlo.

"Todas las páginas pornográficas son bloqueadas por la red de ordenadores del parlamento", explicó un portavoz de la institución a Press Association. "La gran mayoría de los intentos de accesos no son deliberados. Los datos muestran solicitudes para acceder, no visitas".

"Hay 8.500 ordenadores conectados a la red del Parlamento, los cuales son utilizados por diputados, lores, sus equipos y el personal de las dos cámaras", detalló el portavoz. "Estos datos también incluyen los dispositivos personales siempre que estén conectados a la red wifi para invitados del Parlamento".

Septiembre fue el mes más popular para las solicitudes de sitios web pornográficos, con 9.467 peticiones de visita entre la Cámara de los Lores y la de los Comunes.

Las cifras salen a la luz después de que la primera ministra de Reino Unido, Theresa May, dejara caer al que era primer secretario de Estado y uno de sus aliados más cercanos, Damian Green, por su testimonio "impreciso y engañoso" sobre el material pornográfico encontrado en el ordenador de su despacho del Parlamento en 2008.

Te puede interesar