Deuda pública

Bolsa de Madrid

Andrea Comas/Reuters

  • La deuda pública es el conjunto de todas las deudas que tiene un Estado con los ciudadanos o con otros países.
  • Esta es la evolución de la deuda pública en España hasta 2022, además de los tipos que hay y aspectos como quién controla y por qué se genera la deuda pública.
  • Si quieres entender cómo funciona la economía, la tecnología, el mundo empresarial y descubrir el significado de la mayoría de conceptos que escuchas cada día, no te pierdas nuestra sección Qué es.
  1. ¿Qué significa la deuda pública?
  2. ¿Por qué se genera la deuda pública?
  3. ¿Qué tipos de deuda pública hay?
  4. ¿Quién emite deuda pública en España?
  5. Deuda pública en España en 2022 y evolución

¿Qué significa la deuda pública?

La RAE define qué es la deuda pública como la "deuda del Estado u otra Administración pública". Con más detalle, se puede compartir un significado de deuda pública o deuda soberana como el conjunto de todas las deudas que tiene un Estado con los ciudadanos (particulares) o con otros países.

Así, la deuda pública de España es la deuda (obligación de pagar) del conjunto del Estado español: la Administración Central y de Seguridad Social, las administraciones públicas, las 17 comunidades autónomas y las corporaciones locales.

Cuando un Estado necesita financiarse por haber entrado en déficit público (más gastos que ingresos en sus presupuestos), emite activos financieros: títulos de deuda —letras del tesoro, bonos u obligaciones— que adquieren otros países, bancos o particulares.

La deuda pública puede expresarse en unidades monetarias (como el euro o el dólar) o como proporción del Producto Interior Bruto o PIB (tanto % del PIB del país que debería gastar para pagar la deuda).

¿Por qué se genera la deuda pública?

La deuda pública es una herramienta que puede utilizar un Gobierno para diferir sus gastos en el tiempo y poder hacer frente a una serie de funciones, compromisos o necesidades.

Cuando los gastos del Estado son mayores que los ingresos —surge una situación de déficit—, las administraciones públicas emiten deuda pública como fuente de financiación para conseguir liquidez y alcanzar sus objetivos. Es, por tanto, una vía que tiene el Estado para afrontar sus gastos.

Qué son las letras y bonos del Tesoro y qué rentabilidad ofrecen

Si, por ejemplo, España necesitase un millón de euros para construir autopistas, podría emitir 1.000 letras del Tesoro por 1.000 euros cada una para su compra por parte de los inversores, adquiriendo así el país una deuda pública (de ese millón más un porcentaje por los intereses).

En el caso de la deuda pública de España (con datos de julio de 2022), ha crecido un 5% en el último año, como consecuencia de los menores ingresos y los mayores gastos derivados de la crisis de la pandemia del COVID-19 y de la invasión de Rusia en Ucrania.

¿Qué tipos de deuda pública hay?

La deuda puede ser pública o privada, interna o externa, y clasificarse en función de la divisa o el país, por ejemplo.

Cuando se habla de los distintos tipos de deuda pública que hay se hace referencia sobre todo a las letras del Tesoro, los bonos del Estado y las obligaciones del Estado. Esta clasificación se basa en el periodo de contratación; cada una de ellas se emite a un plazo determinado y ofrecen un porcentaje diferente de rentabilidad al invertir en deuda pública:

  • Las letras del Tesoro son valores de deuda pública a corto plazo emitidos a descuento (la rentabilidad se calcula con la diferencia entre el precio de compra y el de reembolso), con plazos de emisión en la actualidad de 3, 6, 9 y 12 meses. Salen al mercado mediante subasta y son emitidos por el Tesoro Público, dependiente del Ministerio de Economía.
  • Los bonos del Estado son también un valor de deuda emitido por el Tesoro, pero a unos plazos de 3 y 5 años, por lo que son más recomendables para invertir en deuda pública en un horizonte a medio o a largo plazo.
  • Una obligación del Estado es la cantidad de deuda que el Tesoro prevé emitir en cada subasta y que se anuncia antes de que esta se realice. Se trata de otro vehículo para comprar deuda pública, con plazos a 10, 15, 30 y 50 años.

¿Quién emite deuda pública en España?

El artículo 135 de la Constitución Española establece que "el Gobierno habrá de estar autorizado por ley para emitir Deuda Pública o contraer crédito".

"Los créditos para satisfacer el pago de intereses y capital de la Deuda Pública del Estado se entenderán siempre incluidos en el estado de gastos de los presupuestos y no podrán ser objeto de enmienda o modificación mientras se ajusten a las condiciones de la ley de emisión", añade, en su segundo apartado.

Los ratings de la deuda pública de 138 países, resumidos en un único gráfico

Además, la Ley de Autonomía del Banco de España establece que esta institución presta el servicio financiero de la deuda pública —en los términos convenidos con el Tesoro y las comunidades autónomas que lo soliciten—, "contribuyendo con sus medios técnicos a facilitar los procedimientos de emisión, amortización y, en general, su servicio financiero", recoge la web del Banco de España.

Asimismo, "prohíbe la compra directa a los emisores de la deuda pública; puede tan solo adquirir títulos públicos en los mercados secundarios para el ejercicio de sus tareas de política monetaria", complementa. Las funciones de registro, compensación y liquidación de las operaciones de deuda pública anotada las asume Iberclear (Sociedad de Gestión de los Sistemas de Registro, Compensación y Liquidación de Valores, S.A.) desde 2003.

Deuda pública en España en 2022 y evolución

En julio de 2022, la deuda pública de España alcanzó los 1,48 billones de euros, lo que supuso un 0,8% más que el mes anterior y un nuevo máximo histórico, debido al importante desembolso de gasto público realizado por el Gobierno para tratar de amortiguar el golpe de la pandemia del COVID-19 y de una inflación galopante.

En el último año, la deuda pública española ha crecido un 5%, con 70.805 millones de euros más, por los menores ingresos y los mayores gastos derivados de la crisis pandémica y de la guerra en Ucrania.

 

La deuda pública en España en 2021 se situó cerca de 1,43 billones de euros (el 118,40% del PIB). A partir de los datos del Banco de España, se puede observar la evolución de la deuda pública: ascendía a 1,35 billones de euros en 2020 (120% del PIB), 1,22 billones en 2019 (98,30%), 1,21 billones en 2018 (100,5%) y 1,18 billones en 2017 (101,9%).

En 2010 la deuda de España alcanzaba los 649.153 millones (60,5% del PIB), por los 374.557 millones (57,80%) en 2000 o los 15.997 millones (16,58%) en 1980.

Otros artículos interesantes:

La recaudación récord gracias a la inflación no logra amortiguar la enorme deuda española, que en julio alcanzó un nuevo máximo histórico

Los ratings de la deuda pública de 138 países, resumidos en un único gráfico

Qué son las letras y bonos del Tesoro y qué rentabilidad ofrecen

Te recomendamos