Por qué es tan caro el ratán, un material casi único que suele confundirse con el mimbre

  • El ratán es un material originario de Indonesia muy moldeable, lo cual lo hace perfecto para la elaboración de muebles o artículos de mimbre, por encima de la caña de azúcar o el bambú.
  • El proceso de recolección es bastante complicado y, mientras que los cosechadores cobran alrededor de 10 euros, los muebles de ratán pueden llegar a valer hasta 1.000 euros.
  • Descubre más vídeos como este en el canal de Dailymotion de Business Insider España.

El mimbre es uno de los tejidos más codiciados en todo el mundo. Sobre todo desde la aparición del estilo Boho –de la abreviatura en inglés bohemian homeless, cuya traducción es algo así como nómada bohemio– o Bohemio.

Dicho estilo tiene su origen en diferentes artistas del siglo XIX parisino, en Francia. Los nómada bohemios eran de etnia gitana, con lo cual no es raro que también se le denomine estilo gipsy.

Aunque la madera y los elementos textiles coloridos forman la mayor parte del conjunto decorativo para el hogar, el mimbre también es un componente esencial del interiorismo de esta tendencia.

El mimbre se puede elaborar a partir de la caña de azúcar, del bambú o del ratán, el ingrediente que aporta mayor facilidad en todo su proceso, aunque también el más caro por la dificultad que implica su recolección.

Los cosechadores de ratán tienen que hacer frente a las lluvias fuertes y las inundaciones en Indonesia, la región con mayor producción de este elemento.

Si llueve fuerte, la recolección es imposible y tendrán que esperar. A ello hay que sumar el largo viaje que han de hacer los cosechadores para recolectar el ratán y las limitaciones físicas a la hora de cargar con él de vuelta para su posterior venta.

Por qué es tan caro el sándalo, un árbol religioso para la India y que está considerado como especie vulnerable

Por su parte, los árboles pueden alcanzar hasta los 10 metros de altura con hojas caducas cuya fecha de recolección óptima suele estar entre otoño e invierno.

Sin embargo, los cosechadores no solo se enfrentan a condiciones laborales adversas, sino que han visto cómo sus beneficios caían en picado, mientras que los ingresos de los grandes exportadores continuaban aumentando.

Por ejemplo, un mueble de ratán puede llegar a venderse por más de 1.000 euros, en comparación con los escasos 10 euros que los cosechadores pueden recibir de una recolecta del mismo.

En definitiva, el ratán es un material muy codiciado en todo el mundo, sobre todo, para el interiorismo y la decoración. Así, se puede utilizar en el cabecero del dormitorio, en armarios, sillas e incluso en lámparas.

Según la revista Hola, decorar con ratán o mimbre aporta frescura al interior de un hogar y, además, pone en valor lo artesanal, ya que la mayoría se realizan a mano e implican una gran tradición.

¿Conocías el ratán? En el vídeo de arriba, Business Insider visita en Indonesia a las personas implicadas en que este material pueda llegar al interior del hogar. 

Otros artículos interesantes:

6 muebles convertibles de Ikea que te van a solucionar la vida (sobre todo si tienes una casa pequeña)

Pinterest incorpora una función de realidad aumentada para ver cómo quedan los muebles casa antes de comprarlos

Cómo elegir muebles de Ikea que duren décadas: los 'secretos' de una diseñadora y consejos de la propia tienda sueca

Te recomendamos