Tesla, Nio, Xpeng y Li Auto esquivan la crisis de chips y logran cifras récord de entregas de coches: por qué puede ser un buen punto de partida para su potencial en bolsa

Tesla Model 3, fabricándose en China.
REUTERS/Aly Song
  • Tesla y sus competidores chinos han cerrado el mejor año de su historia en cuanto a ventas y los expertos creen que la tendencia seguirá en 2022.
  • La compañía liderada por Elon Musk podría crecer en unidades distribuidas más de un 67% este año.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Tesla y sus homólogas chinas son algunas de las compañías que más se han disparado en los mercados en los últimos años al descontar el éxito de los vehículos eléctricos con la tendencia de la transformación energética. 

Muchos expertos alertan de la burbuja que se está generando en el sector, pues la compañía que lidera Elon Musk, por ejemplo, vale más en bolsa que el resto de las empresas más relevantes de la industria combinadas, mientras que otros consideran que el crecimiento progresivo de su producción es un catalizador que confirma la capacidad de seguir cotizando a múltiplos exigentes en los mercados. 

Tesla ha conseguido sortear la escasez de chips y registró ventas récord en el cuarto trimestre, un 71% más que el año anterior.

El sólido cuarto trimestre de 308.600 vehículos entregados de Tesla hace que sus ventas anuales fueran de 936.000 unidades, un 87% más que el total de 2020 y por encima de la marca de 900.000 que había sido el objetivo establecido por muchos analistas.

Por su parte, los 3 fabricantes chinos de vehículos eléctricos que cotizan en Estados Unidos comenzaron 2022 también presentando grandes números en el último mes de diciembre. 

NIO, XPeng  y Li Auto presentaron un récord combinado de 40.000 unidades 

Entre los tres chinos, XPeng se llevó la mejor parte de diciembre con 16.000 entregas, un nuevo récord mensual. Para todo 2021, XPeng entregó 98.155 vehículos, un 263% más en comparación con los datos del año anterior.

Mientras, Li entregó 14.087 unidades en diciembre. Una cifra que también supone un récord mensual con 90.491 vehículos vendidos en todo el 2021, un 177% más en comparación con 2020.

NIO no fijó un nuevo récord mensual, solo lo perdió por unos cientos de unidades, con 10.878 unidades. Para todo el año, entregó 91.429 vehículos en 2021, un 109% más frente a los números del ejercicio anterior.

Las entregas de vehículos de diciembre para todos los productores de vehículos eléctricos podrían haber sido impulsadas por un recorte de subsidios para los compradores de automóviles eléctricos chinos en 2022. 

El subsidio de compra chino para un vehículo eléctrico es de aproximadamente 10.000 yuanes (unos 1.200 euros), a 14.400 yuanes (2.000 euros). La diferencia de 500 euros equivale a un aumento de precio del 2% para los vehículos eléctricos tradicionales.

La caída de los subsidios es un factor que los inversores deberán considerar con respecto a Tesla y los fabricantes chinos de vehículos eléctricos en 2022. Sin embargo, las entregas más altas de diciembre se podrían traducir en que las estimaciones de beneficios para NIO, XPeng, Li y Tesla sean más altas a partir de ahora. 

A más ventas ahora, mejores previsiones para mañana.

Un ejemplo es que de cara a 2022 las unidades entregadas de Tesla por parte del consenso se estima que alcancen las 1.544.402 unidades. Unos números que representarían un crecimiento del 64,9% sobre los datos actuales.

El punto de partida puede ayudar a Tesla y sus competidores chinos a seguir creciendo

Algunos analistas consideran que este es un muy buen punto de partida para lo que puede venir a partir de ahora para estas compañías en los mercados.

“Dando un paso atrás, con la escasez de chips como un gran obstáculo en el espacio automovilístico y los problemas logísticos a nivel mundial, estos números de entrega fueron asombrosos”, asegura Dan Ives, analista de Wedbush Securities, en una nota enviada a sus clientes institucionales. 

El experto cree que las previsiones del consenso de mercado de 265.000 ventas de Tesla para el cuarto trimestre habrían llevado las ventas de todo el año a 892.000. El objetivo de 900.000 ventas que Tesla superó fácilmente sería “el mejor número que podrían esperar los inversores”.

Esto contrasta con la previsión de que el resto del sector, las firmas de automoción tradicionales, presenten números muy diferentes a los de las compañías de vehículos eléctricos. 

Según informa CNN, Cox Automotive pronostica que las ventas generales del cuarto trimestre en Estados Unidos caerán un 24% debido a la escasez de semiconductores que hizo que se cerrasen temporalmente las plantas de producción, limitando el inventario de coches en los concesionarios y elevando los precios de los vehículos a niveles récord.

“La industria se quedó sin automóviles y las ventas se estancaron en la segunda mitad", dice Charlie Chesbrough, economista jefe de Cox Automotive en el medio estadounidense. 

“Las ventas totales en la segunda mitad de 2021 fueron las más lentas en una década. La demanda es saludable, pero las interrupciones en la cadena de suministro y la producción mantuvieron bajo control al sector... No se puede vender lo que no se tiene”, asegura.

A pesar de que Tesla y sus homólogas chinas tuvieran sus propios problemas de escasez de chips durante el año, han podido solucionarlos. 

El logro de estas compañías fue más impresionante si se tiene en cuenta que se enfrentan a una mayor competencia de los fabricantes de automóviles tradicionales que ahora ofrecen más modelos de coches eléctricos.

Por ejemplo, el Ford Mustang Mach-E tuvo ventas en Estados Unidos de casi 25.000 unidades en todo el 2021 hasta el mes de noviembre en su primer año en el mercado. 

Ford, además, anunció recientemente planes para triplicar la producción para satisfacer la demanda. Pero también hay nuevos fabricantes de automóviles exclusivos para vehículos eléctricos que ahora han entrado para competir, como Lucid y Rivian.

“Si bien hay muchos competidores en el espacio de los vehículos eléctricos, Tesla continúa dominando la participación de mercado como se evidencia nuevamente este trimestre mientras lucha contra la escasez de chips”, concluye Ives.

Los inversores han recompensado a Tesla, elevando el precio de sus acciones en un 52% en 2021. 

Aunque es un porcentaje modesto en comparación con el 743% de beneficio logrado en 2020, aún fue mejor que la mayoría de los fabricantes de automóviles.

Otros artículos interesantes:

Discord, eToro o Stripe: estas son las salidas a bolsa más esperadas para 2022

9 expertos en criptomonedas comparten sus perspectivas de inversión para 2022, desde pronósticos sobre el precio del bitcoin a sus 'altcoins' preferidas y posibles cambios normativos

Cuánto dinero habrías ganado si hubieras invertido 1.000 euros hace un año en bitcoin, ethereum, cardano y shiba inu

Te recomendamos

Y además