Pasar al contenido principal

Rusia aspira tener aprobada una vacuna para el COVID-19 en la próxima quincena y erigirse así como una potencia científica mundial, pero hay grandes preocupaciones por la falta de datos y pruebas

Un satélite ruso capturado siguiendo a un satélite espía de Estados Unidos a principios de este año lanzó una misteriosa arma espacial, según el Comando Espacial de Estados Unidos.

  • Rusia pretende que se apruebe una vacuna para el COVID-19 para uso público el 10 de agosto, lo que la convertiría en la primera vacuna aprobada en el mundo, según dijeron los funcionarios rusos a la CNN.
  • Kirill Dmitriev, el CEO del Fondo de Inversión Directa de Rusia —un fondo de riqueza soberana— comparó el rápido desarrollo de la vacuna con el lanzamiento por parte de Rusia del primer satélite exitoso en 1957, ganándole a los Estados Unidos.
  • "Es un momento Sputnik", dijo. "Los americanos se sorprendieron cuando escucharon el pitido del Sputnik. Lo mismo ocurre con esta vacuna. Rusia habrá llegado primero".
  • También dijo que los científicos no se habían apresurado a ser los primeros, sino que se concentraron en proteger a la gente en Rusia, ya que los casos seguían aumentando.
  • Al 29 de julio, Rusia tenía la cuarta mayor cantidad de casos en el mundo, con 822.060 casos confirmados de COVID-19 y 13.483 muertes, según datos de la Universidad Johns Hopkins.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Rusia está intentando tener lista la primera vacuna del mundo contra el coronavirus en la próxima quincena, pero todavía hay mucho que no se sabe sobre ella y hay dudas acerca de si será efectiva, según un nuevo informe.  

Una vacuna para el COVID-19, creada por el Instituto Gamaleya de Moscú, tiene como objetivo ser aprobada para su uso público antes del 10 de agosto y luego sería administrada a los trabajadores médicos de primera línea, mientras que simultáneamente pasa por una tercera fase de pruebas, informaron las autoridades rusas a la CNN

Kirill Dmitriev, el CEO del Fondo de Inversión Directa de Rusia, un fondo de riqueza soberana que financió la investigación de la vacuna, la comparó con la victoria de Rusia sobre Estados Unidos en el lanzamiento del primer satélite exitoso en 1957.

Leer más: La vacuna de coronavirus desarrollada a base de tabaco podría comenzar sus ensayos clínicos en las próximas semanas

"Es un momento Sputnik", dijo.

Añadiendo: "Los americanos se sorprendieron cuando escucharon el pitido del Sputnik. Lo mismo ocurre con esta vacuna. Rusia habrá llegado primero".

La CNN informó que los críticos dijeron que Rusia se adelantaba con su vacuna porque los científicos estaban bajo presión del Kremlin, que quería que Rusia fuera vista como un líder científico. No se han publicado datos y se desconoce la seguridad y la eficacia de la vacuna.

Dmitriev dijo que los científicos no se habían apresurado a ser los primeros, sino que se centraban en proteger a la gente en Rusia, ya que los casos de COVID-19 seguían aumentando.

Al 29 de julio, Rusia tenía la cuarta mayor cantidad de casos en el mundo, con 822.060 casos confirmados de COVID-19, y 13.483 muertes, según datos de la Universidad Johns Hopkins

Alrededor del mundo, hay más de 100 vacunas potenciales en desarrollo, y al menos 4 de ellas están en sus pruebas finales en humanos, 3 de ellas en China y 1 en Gran Bretaña, informó Reuters

La vacuna del Instituto Gamaleya fue desarrollada rápidamente, según los científicos rusos, porque se basa en una vacuna modificada que ha sido utilizada para diferentes enfermedades, lo cual no es inusual. 

Leer más: Todos los interrogantes sobre el coronavirus que siguen sin respuesta

Algunas de las otras vacunas en las que se está trabajando en todo el mundo se encuentran actualmente en su tercera fase de pruebas, pero la vacuna de Rusia todavía está en su segunda fase, que se espera que se complete para el 3 de agosto.

La tercera fase de pruebas tendrá lugar al mismo tiempo que los trabajadores médicos se vacunan. Requerirá una inyección adicional, que es diferente a muchas otras vacunas, según la CNN.

El Ministerio de Salud de Rusia no había confirmado el 10 de agosto como la fecha prevista, pero The Moscow Times informó a principios de la semana que el plan del gobierno era administrar su vacuna a los trabajadores de la salud antes de que se completaran las pruebas clínicas, en algún momento de agosto. 

El ministro de salud ruso Mikhail Murashko dijo que 800 personas participarían en la tercera etapa de los ensayos, y al mismo tiempo se iniciaría el escalamiento y la producción, lo que resultaría en una "producción y aplicación a gran escala", dijo.

Los funcionarios rusos indicaron que los datos que respaldan la vacuna estarán disponibles para su revisión y publicación a principios del próximo mes. 

Y además