Qué son las acciones defensivas: aquellas que brindan estabilidad a tu cartera independientemente de la economía

Broker tradeando acciones defensivas
  • Una acción defensiva es aquella que proporciona rendimientos constantes, independientemente de cómo vaya la bolsa o la economía.
  • Estos títulos generalmente pertenecen a compañías bien establecidas que ofrecen bienes y servicios que las personas siempre necesitan: productos básicos para el hogar, servicios públicos y atención médica.
  • Este tipo de participaciones protege una cartera de pérdidas, pero tiende a no ofrecer mucho potencial de crecimiento.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

La mayoría de la gente invierte para obtener apreciación, es decir, para que su dinero crezca. Sin embargo, el crecimiento no es el único objetivo que vale la pena considerar. Una estrategia de inversión inteligente también se centra en proteger una cartera de las posibles recesiones.

Las acciones defensivas funcionan como su nombre indica: protegen una cartera de inversiones contra las pérdidas que pueda sufrir. Si bien no ofrecen un gran potencial de crecimiento, su rentabilidad es constante incluso durante períodos de declive económico, cuando otros títulos están cayendo.

Los inversores más jóvenes se lanzan a comprar acciones de compañías de cruceros en bolsa

Como un baluarte contra la erosión, estos bonos pueden evitar que tu cartera pierda sustancialmente su valor durante una crisis o un mercado bajista.

¿Qué es una acción defensiva?

Una acción defensiva es una acción en la que se puede confiar para proporcionar rendimientos consistentes incluso durante una recesión económica o del mercado. Normalmente, estas empresas ofrecen bienes o servicios que la gente sigue comprando incluso cuando la economía no va bien.

No existen reglas estrictas para definir este tipo de bonos, pero hay algunas pautas generales que debes tener en cuenta:

  • Historia de éxito: la empresa está establecida y es de gran tamaño. Lleva un par de décadas en el negocio, como mínimo, y un valor de mercado total de miles de millones es un umbral razonable.
  • Dividendos consistentes:  la acción ha pagado dividendos consistentemente durante un largo período de tiempo, 10 años o más.
  • Baja volatilidad: el coeficiente beta, que mide los movimientos de una acción en comparación con el mercado de valores en general, es bajo, idealmente por debajo de uno. Esto indica que el valor en cuestión no se ve muy afectado por los cambios del mercado. El coeficiente beta es una herramienta compleja para los economistas, pero a menudo puede encontrarse en los informes de los analistas sobre una empresa o puede estar incluido en tu lista de acciones online.

Los inversores conservadores y los que invierten para preservar el capital a menudo se inclinan por las acciones defensivas debido a su fiabilidad, mientras que los más agresivos pueden evitar estos valores por completo y proteger su patrimonio manteniendo un colchón en efectivo y / o bonos.

Sin embargo, una combinación de ambos suele ser aconsejable. Al desarrollar una estrategia de inversión que incluye un equilibrio saludable de acciones tanto defensivas como cíclicas en tu cartera, puedes protegerte contra la pérdida total durante un centro y aprovechar al máximo los períodos de crecimiento económico.

¿Qué sectores tienen acciones defensivas?

Las empresas con este tipo de títulos suelen encontrarse en estos campos o sectores:

  • Servicios públicos: las empresas de los sectores de la electricidad, el agua, el gas y la gestión de residuos ofrecen los servicios necesarios y continúan operando como de costumbre durante las recesiones económicas.
  • Productos básicos para el consumidor: cuando los consumidores reducen sus presupuestos para cubrir las necesidades básicas, es probable que no se eliminen productos como artículos para el hogar, higiene, tabaco y alimentos y bebidas. Dentro de estos, puede ser inteligente optar por empresas que prioricen marcas asequibles.
  • Atención médica: el cuidado de la salud es otro bien o servicio que los consumidores continuarán comprando en una situación económica incierta y, por esa razón, ha tenido un buen desempeño durante las recesiones del pasado. Este sector incluye seguros, productos farmacéuticos, dispositivos médicos y hospitales.
  • Telecomunicaciones: Las telecomunicaciones, que incluyen a los proveedores de servicios de cable, teléfono e Internet, nunca dejan de necesitarse. Es posible que reduzcan o rebajen la calificación durante tiempos difíciles, pero en su mayor parte, los ingresos de estas empresas se mantienen bastante estables.
  • Minoristas de descuento: cuando la economía se desploma, los consumidores giran hacia el valor. Si bien la mayoría de los minoristas tienden a sufrir durante una recesión, los que obtienen buenos resultados son los que ayudan a las personas a sacar el máximo partido a su inversión. Se trata de empresas que operan con grandes economías de escala y ofrecen precios más bajos en relación con sus competidores.

Estos son los sectores defensivos tradicionales. No obstante, es posible que una empresa que no está necesariamente en una industria "a prueba de recesión" todavía tenga acciones que se consideren defensivas debido al tamaño, la historia y la capacidad probada de la empresa para adaptarse a los cambios en el mercado.

Por ejemplo, algunos inversores podrían argumentar que ciertos gigantes del sector tecnológico como Amazon y Alphabet (la empresa matriz de Google), son prósperos, dominan la vida y la industria, y lo suficientemente adaptables como para ser considerados acciones defensivas.

Al mismo tiempo, el hecho de que una acción esté en un sector defensivo no la convierte necesariamente en una acción defensiva. Todavía tiene que cumplir con algunas de las otras pautas mencionadas anteriormente, como el pago constante de dividendos durante un largo período de tiempo y tener un historial financiero sólido y establecido.

Acciones defensivas frente a acciones cíclicas

Las acciones defensivas también se denominan a veces acciones no cíclicas porque no siguen los ciclos de la economía. De hecho, suelen tener un rendimiento inferior cuando el mercado está en alza.

Las cíclicas, por otro lado, son acciones que tienden a tener un buen desempeño cuando la economía va bien. Por ejemplo, bienes y servicios de lujo. Por supuesto, estas son también las áreas en las que la gente tiende a declinar durante tiempos económicos difíciles: las industrias automotriz, de viajes y minorista de alta gama son algunos ejemplos.

Parte de la diferencia entre el comportamiento de las acciones defensivas y cíclicas tiene que ver con las industrias en las que se encuentran. Estos sectores "a prueba de recesión", como los servicios públicos, la atención médica y los productos básicos de consumo, ayuda a las acciones defensivas a superar los altibajos de la ciclo económico y los hace menos volátiles.

Las acciones cíclicas tienden a estar en industrias que luchan en tiempos de dificultades económicas, aquellas que ofrecen bienes y servicios que las personas recortan de su presupuesto cuando no tienen efectivo. En otras palabras, pueden ofrecer más potencial de crecimiento, pero con eso viene una mayor volatilidad

Ventajas de las acciones defensivas

  • Estabilidad: la volatilidad del mercado puede asustar a algunos consumidores para que no inviertan, y la estabilidad de las acciones defensivas ofrece una solución a esto. Completar tu cartera con estos bonos puede actuar como defensa contra cambios repentinos en el mercado de valores.
  • Riesgo bajo: las acciones defensivas suelen ser atractivas para los inversores que priorizan la protección de su patrimonio contra pérdidas. Estas empresas de bajo riesgo mantienen su valor y el valor del capital de los inversores a lo largo del tiempo.
  • Rendimiento superior en períodos de declive económico: cuando la economía cae, las acciones defensivas tienden a superar a sus pares cíclicos. En teoría, esto puede proporcionar cierto equilibrio a las pérdidas experimentadas por las acciones de crecimiento durante una recesión.

Desventajas de las acciones defensivas

  • Bajo crecimiento: la otra cara de la estabilidad es que las acciones defensivas rara vez experimentan un crecimiento rápido. Es posible que conserven su valor con el tiempo, pero probablemente no te harás rico con ellas.
  • Rendimiento inferior en períodos de crecimiento económico: cuando la economía está en alza y otras acciones se disparan, es más probable que estas permanezcan donde siempre han estado en términos de crecimiento. De hecho, suelen tener un rendimiento inferior cuando el mercado está en alza. Esto significa que tener demasiadas acciones defensivas puede reducir tu cartera cuando el mercado está funcionando bien y evitar que aproveches estos picos en la economía.
  • Pueden estar sobrevaloradas: a menudo están sobrevaloradas en períodos de declive económico. Si buscas una acción porque te preocupa la economía y la percibes como una apuesta segura, es muy probable que muchas otras personas hagan lo mismo. Esto puede llevar a que adquieran un valor inflado artificialmente durante una recesión.

Conclusión financiera

Al final, una acción defensiva es cualquiera que se desempeñe de manera consistente independientemente de los cambios en el mercado. Si bien buscar títulos en sectores defensivos es un buen punto de partida, es más importante prestar atención a las características relevantes de una acción individual (tamaño de la empresa, pago de dividendos y rendimientos históricos) que sugieren que funcionará a la defensiva.

Este tipo de valores pueden ayudarte a preservar tu riqueza y protegerte contra pérdidas durante una recesión. Sin embargo, es poco probable que proporcionen un crecimiento superpotenciado.

Los inversores conservadores y los que invierten para preservar el capital a menudo se inclinan por las acciones defensivas debido a su fiabilidad, mientras que los más agresivos pueden evitarlas por completo: siguiendo el lema de que "la ofensiva es la mejor defensa", prefieren apostar por acciones cíclicas que ofrecen olas de alto crecimiento que pueden soportar durante períodos de declive económico o bien protegen su patrimonio manteniendo un colchón en efectivo y / o bonos.

Al final, son solo una de las varias herramientas de inversión que puedes utilizar para mitigar el riesgo en tu cartera, y la mayoría de los inversores querrán una estrategia diversificada que las combine con las acciones cíclicas o de crecimiento adecuadas. Como la mayoría de las cosas en la vida, invertir es encontrar el equilibrio adecuado.

LEER TAMBIÉN: Las 5 grandes oportunidades de inversión para los próximos años, según el responsable del negocio institucional de BlackRock en España

LEER TAMBIÉN: 10 diferencias entre inversión y especulación, según algunos de los gurús más importantes de los mercados

LEER TAMBIÉN: Los expertos creen que ethereum es una mejor inversión que los bitcoins

VER AHORA: Todos los interrogantes sobre el coronavirus que siguen sin respuesta

    Más:

  1. Listas
  2. Finanzas personales
  3. Inversión
  4. Bolsa
  5. Trending