Los empleados de las tecnológicas reciben un duro golpe: TikTok y Apple son los últimos gigantes afectados por despidos o paralizaciones, que se unen a Google y Meta, entre otras

Empleados de Apple en Nueva York

reuters connect

Las empresas tecnológicas están dejando de ser la gallina de los huevos de oro donde todo el mundo quiere trabajar. De hecho, sus empleados están siendo de los primeros en comprobarlo.

La situación económica compleja que se vive en los primeros meses de 2022 está afectando también a las grandes compañías del sector de la tecnología, que se encuentran entre las empresas que mejor han resistido las últimas crisis pero que empiezan a notar la presión y, sobre todo, a trasladarla a sus trabajadores.

Aunque tradicionalmente han crecido en plantilla y ofrecido buenas condiciones y salarios, las conocidas como big tech empiezan ahora a realizar despidos, reestructurar equipos y a paralizar la contratación de nuevos empleados para controlar su gasto.

Esta misma semana, 2 grandes empresas han anunciado medidas relacionadas con restricciones de empleo: es el caso de Apple y TikTok.

Apple paralizará las contrataciones en algunos de sus departamentos en 2023

El fabricante del iPhone planea reducir las contrataciones en algunas de sus divisiones para moderar el gasto y lidiar con el contexto económico, aunque no se trata de una política generalizada a toda la compañía de momento, como ha informado Bloomberg.

En 2023, se espera que la compañía estadounidense dedique un presupuesto por debajo de lo esperado a ciertas áreas como parte de los fondos que suele dedicar para investigación, recursos, desarrollo y contrataciones.

Como resultado, los departamentos afectados mantendrán en 2023 sus cifras de plantilla con respecto a este año. Esto supone un cambio con respecto al ritmo de crecimiento habitual en la compañía, en la que los equipos suelen contratar a entre un 5 y un 10% más de empleados cada año.

Una ola de sindicalismo sacude a las grandes tecnológicas: Amazon, Tesla y Apple se las ven con los sindicatos, mientras España tiene mucho que enseñar y aprender

Aunque Apple ha presentado un importante crecimiento en sus resultados económicos más recientes, las fluctuaciones en los mercados han hecho que pierda valor con respecto al inicio de 2022.

Frente a los 3 billones de dólares de capitalización bursátil que llegó a conseguir en enero (fue la primera empresa en alcanzar esta cifra), Apple tiene un valor actual de 2,38 billones de dólares. El precio de sus acciones ha caído un 20% en lo que llevamos de 2022.

TikTok despide a menos de 100 empleados en Estados Unidos

En el caso de TikTok, la matriz de la red social, ByteDance está llevando a cabo en la actualidad una "reorganización" de empleo, según ha informado uno de sus ejecutivos, David Ortiz, después de dar a conocer su despido y la eliminación de su cargo.

Esta reorganización contempla el despido de menos de 100 de sus empleados en Estados Unidos como el propio Ortiz, mientras que los trabajadores de TikTok en la Unión Europea y Reino Unido pueden experimentar también despidos, como les ha comunicado la propia empresa y ha informado Wired.

Además de los despidos, la red social ha cerrado las vacantes que había abierto para otros puestos y ha puesto los planes de expandir algunos equipos en pausa, según el medio citado. En total, TikTok tiene más de 10.000 empleados solo entre Estados Unidos y Europa.

TikTok no es una empresa que cotiza en bolsa, pero algunos de sus planes económicos no han sido tan exitosos como su crecimiento de usuarios ?superó los 1.000 millones a finales del año pasado.

Uno de estos planes frustrados es el del lanzamiento a nivel internacional de su propia plataforma de comercio electrónico, similar a la que ya ofrece en China. Tras probarla en Reino Unido, sus malos resultados le han llevado recientemente a cancelar su internacionalización.

El empleo se resiente también en otras grandes tecnológicas: Microsoft, Meta, Oracle...

Apple y TikTok no son casos aislados, sino que se suman a la lista de grandes compañías del sector que han decidido tomar medidas similares en las últimas semanas debido a los efectos de la situación económica causada por la guerra de Ucrania y la hiperinflación.

Una de estas compañías es Meta, la matriz de Facebook. La semana pasada, el jefe de ingeniería pidió a los directivos que revisasen los informes de rendimiento de los ingenieros a los que supervisan para determinar quiénes tenían menor rendimiento.

Estos trabajadores serían sometidos a un proceso de evaluación interno y tiene como objetivo hacer salir a las personas que no están consiguiendo resultados para la compañía.

Google es otro de los gigantes que ha tomado medidas.

Aunque en esta ocasión, sus decisiones están orientadas a las contrataciones de nuevos empleados, que quedan paralizadas para lo que queda de año, salvo en casos puntuales de gran importancia, según un email interno de su CEO, Sundar Pichai, enviado a todos los empleados de la compañía.

Y a esta lista de empresas afectadas por la incertidumbre económica se añade Microsoft

El gigante estadounidense se convirtió en la empresa tecnológica de mayor tamaño en anunciar recortes de empleo. Según Bloomberg, la intención de la compañía es prescindir de menos del 1% de su plantilla total, de 180.000 personas en todo el mundo, aunque la semana pasada ya comenzó los despidos como parte de una reestructuración interna.

A este listado se suma Oracle, que despedirá a miles de trabajadores hasta recortar sus gastos de operaciones en 1.000 millones de dólares. Los despidos se concentrarán probablemente en Europa y Estados Unidos, como ha recogido The Information.

Unas pocas se resisten a anunciar despidos masivos: el caso de Twitter

Ante la lista de gigantes tecnológicos que anuncian despidos, sorprende un caso como es el de Twitter, que no solo no los anuncia sino que los descarta.

La red social, después de salir a luz que Elon Musk retiraba su oferta de compra por valor de 41.000 millones de euros pactada en abril, dio a conocer la semana pasada que no tenía intención de llevar a cabo despidos masivos entre sus empleados, como recoge Reuters.

Esta novedad se conoce después de que en mayo anunciase la paralización de la entrada de nuevos empleados con la intención de decidir si efectuar posteriormente despidos, precisamente una de las tesis más defendidas por Musk en su breve paso.

Todo ello se produce a pesar de la situación compleja a nivel económico que vive Twitter. En el último año, la red social estadounidense ha perdido más de un 40% de su valor en bolsa.

Otros artículos interesantes:

Amazon planea crear 2.000 nuevos empleos en España y acabar 2022 con más de 20.000 trabajadores fijos

Tesla está despidiendo a trabajadores recién contratados y retirando ofertas de empleo: así han empezado los recortes de plantilla de Elon Musk

La globalización ha llegado a los empleos tecnológicos: ya no es necesario mudarte para trabajar en una empresa de Silicon Valley

Te recomendamos