Jeff Bezos dice que cuando deje de ser CEO de Amazon va a "inventar soluciones" para el principal problema físico de sus empleados, que supone el 40% de las bajas médicas en la compañía

Jeff Bezos, CEO de Amazon
Jeff Bezos, CEO de Amazon

Reuters

  • Un 40% de los problemas físicos de los trabajadores de Amazon se debe a los trastornos músculo esqueléticos, un tipo de lesiones que se deben a cargar peso o a tareas físicas repetitivas.
  • En su última carta a los accionistas, Jeff Bezos aseguró que cuando deje de ser consejero delegado de la compañía se dedicará a convertir a Amazon en "el lugar más seguro para trabajar de la Tierra".
  • "En las noticias se da a entender que nuestros empleados son personas desesperadas tratadas como robots. Eso no es cierto", afirma el fundador del gigante del comercio electrónico.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Un 40% de los problemas físicos que tienen los trabajadores de Amazon se deben a trastornos músculo esqueléticos, como se denominan los diferentes tipos de lesiones físicas que tienen que ver con labores de carga de peso o tareas físicas repetitivas. El fundador de la compañía, Jeff Bezos, asegura que su objetivo cuando deje de ser el consejero delegado de la compañía en el tercer trimestre de 2021 será "inventar soluciones" para reducir este tipo de lesiones en sus trabajadores.

Bezos aseguró en su última carta a los accionistas de Amazon que cuando deje el mando de la empresa al actual CEO de Amazon Web Services, Andy Jassy, para convertirse en presidente ejecutivo, se centrará en buscar soluciones a los problemas de sus trabajadores, con el objetivo de convertir Amazon en "el mejor empleador de la Tierra" y "el lugar más seguro para trabajar" del planeta, de forma análoga a la meta de ser la compañía más centrada en el consumidor, uno de sus lemas.

"Soy inventor. Es lo que más disfruto y lo que hago mejor, donde creo mayor valor. Estoy entusiasmado por trabajar con el apasionado equipo que tenemos en Operaciones para inventar en el terreno para ser el mejor empleador de la Tierra y el lugar más seguro para trabajar", afirmó el dueño de la mayor fortuna del planeta.

Según el ejecutivo, el 40% de los problemas físicos de los trabajadores de Amazon se deben a estos trastornos músculo esqueléticos, provocados por "acciones repetitivas", y son más comunes en los primeros seis meses del trabajador en la compañía, por lo que una de las soluciones es mejorar la forma física de sus empleados desde que ingresan en la compañía. Para ello, han puesto en marcha el programa WorkingWell con ejercicios físicos, de cuidado postural y seguridad, por el que han pasado 859.000 empleados de 350 sedes de la compañía en Norteamérica y Europa, afirma Bezos.

Jeff Bezos admite que el nuevo CEO de Amazon no tendrá un trabajo fácil, pero confía en su sucesor: "No permitirá que el universo nos haga típicos"

"Estamos desarrollando nuevos horarios automatizados que usan algoritmos sofisticados para rotar a los empleados por trabajos en los que se utilicen diferentes grupos musculares, para reducir los movimientos repetitivos y ayudar a proteger a los trabajadores de estos riesgos. Esta tecnología es clave en el nuevo programa de rotación laboral que lanzaremos en 2021", aseguró Bezos.

Según el todavía CEO de Amazon, estos programas ya han provocado que entre 2019 y 2020 las lesiones de este tipo se hayan reducido un 32% y las bajas como resultado de estos problemas se hayan reducido a la mitad.

"No es verdad que tratemos a los trabajadores como robots"

Amazon

Reuters/AH

Bezos también se refirió en su carta a accionistas a las últimas noticias sobre las condiciones que afectan a los trabajadores de Amazon, como las que han revelado que muchos repartidores en Estados Unidos tienen que llevar una botella para orinar porque no tienen tiempo para ir al servicio o las de trabajadores que se quejan de los estrictos sistemas de vigilancia que despliega la compañía sobre quienes realizan sus repartos.

"Si lees algunas de esas noticias, podrías pensar que no nos preocupamos por los trabajadores. En ellos, se da a entender que nuestros empleados son personas desesperadas tratadas como robots. Eso no es cierto. Son personas sofisticadas y cuidadosas que tienen opciones para elegir dónde trabajar. Cuando hacemos encuestas en nuestros almacenes, el 94% asegura que recomendaría Amazon a un amigo como lugar de trabajo", defendió Bezos.

Según el CEO de Amazon, sus empleados pueden "tomar descansos informales durante sus turnos para estirarse, beber agua, usar el servicio o hablar con un supervisor sin afectar a su rendimiento". Asimismo, también defendió que los objetivos que tiene asociado cada empleado no son "irrazonables", ya que según sus datos, solo el 2,6% de los empleados ha sido despedido por no cumplirlos..

4 formas en las que Amazon monitoriza a sus trabajadores, desde cámaras con IA hasta contratar una agencia de espionaje

Uno de los centros logísticos de Amazon en Alabama (Estados Unidos) fue noticia durante los últimos meses por una votación entre sus empleados para decidir si se sindicalizaban, una opción finalmente rechazada por los trabajadores. "¿Se tranquiliza su presidente con el resultado de la reciente votación sindical en Bessemer? No, no lo hace. Creo que tenemos que hacer un mejor trabajo para nuestros empleados", señaló Bezos sobre esta polémica votación, que llegó a generar críticas del senador demócrata Bernie Sanders, que consideró que la política de Amazon es antisindical.

Otros artículos interesantes:

Jeff Bezos admite que el nuevo CEO de Amazon no tendrá un trabajo fácil, pero confía en su sucesor: "No permitirá que el universo nos haga típicos"

Soy un repartidor a tiempo parcial de Amazon: así hacemos trampas para saltarnos las estrictas normas y la vigilancia constante de la compañía

Varios repartidores de Amazon describen cómo es trabajar bajo la vigilancia de las nuevas cámaras instaladas en las furgonetas, que los vigilan constantemente y lanzan alertas "que inducen a la ira" si se equivocan en una ruta