Cómo bajar la fiebre en adultos: los mejores trucos y cuándo acudir al médico

Fiebre

Getty Images

  • La fiebre es un mecanismo del sistema inmune para tratar de combatir agentes como virus o bacterias. Según el lugar del cuerpo donde la midas, varía la temperatura mínima para considerarse fiebre.
  • Las típicas elevaciones temporales de la temperatura corporal comprendidas entre 38° C y 40 °C propias de la mayoría de las infecciones agudas se toleran bien por los adultos sanos.
  • Sin embargo, hay varias cosas que puedes hacer para bajar la fiebre. 
  • Comienza el día bien informado con la selección de noticias de Business Insider España: suscríbete gratis aquí.

Tener fiebre es un fenómeno normal en adultos: en su definición más simple, se trata de un aumento de la temperatura corporal por encima de lo normal. Se trata de un mecanismo natural del cuerpo para matar agentes como bacterias y virus y luchar contra las infecciones.

A menudo la fiebre puede estar acompañada por otros síntomas como debilidad y fatiga, perdida del apetito, deshidratación, irritabilidad, dolores musculares y de cabeza, sudoración, escalofríos y temblores, según recogen desde Mayo Clinic. 

En los niños hay que tener cuidado con las convulsiones febriles, comunes en niños de entre 6 meses y 5 años. 

Cómo es el dolor de cabeza que puede indicar un ictus inminente

En general, no deberías preocuparte por la fiebre: las elevaciones temporales de temperatura entre 38° C y 40 °C propias de la mayoría de las infecciones agudas son bien toleradas por las personas sanas.

Al subir la temperatura, tu cuerpo se encarga de dañar y eliminar los organismos que suponen una amenaza y producir proteínas para preservar las células sanas. 

¿Cuándo se considera fiebre?

Gripe

Es importante aclarar que la temperatura corporal normal es más baja a primera hora del día, en torno a las 6 de la mañana, y alcanza su máximo por la tarde, cuando está unas décimas por encima.

Según el manual médico MSD, la temperatura se considera fiebre o más alta de lo normal si es superior a 38° C cuando se mide con el termómetro en la boca, o superior a 38,2° C cuando se mide con un termómetro rectal. 

Se podría dividir la fiebre en 3 subtipos diferentes:

  • Febrícula: corresponde a una ligera elevación de temperatura de hasta 37’5 °C
  • Fiebre: a partir de 38 °C
  • Fiebre muy alta que requiere atención de emergencia: a partir de los 40 °C

En este último caso también pueden aparecer náuseas, mareos o sudoración, también confusión y alucinaciones, especialmente si llega a los 41 °C. 

Sin embargo, la eficacia a la hora de medir la fiebre depende del lugar del cuerpo que tomes como referencia, tal y como explican desde CIGNA. Se puede medir en la boca (oral), el ano (rectal), la axila (axilar) o el oído (en el tímpano).

Estas son las referencias que debes tener para medir la fiebre:

  • La temperatura promedio normal oral es de 37 °C.
  • La temperatura rectal se sitúa entre 0.3°C y 0.6°C más alta que la temperatura oral.
  • La temperatura del oído está entre 0.3°C y 0.6°C más alta que la temperatura oral.
  • La temperatura de la axila está entre 0.3°C y 0.6°C más baja que la temperatura oral.
  • La temperatura medida en la frente está entre 0.3°C y 0.6°C más baja que la temperatura oral.

Trucos para bajar la fiebre en adultos

Estas son algunas de las medidas que puedes aplicar para bajar la fiebre en personas adultas

  • Darte un baño tibio: se trata de uno de los mecanismos más antiguos para bajar la fiebre, que puedes poner en práctica cuando la temperatura empieza a subir. Se recomienda que el agua esté 2 o 3 grados por debajo de tu temperatura corporal. 
  • Utiliza ropa ligera y transpirable: ya que tu organismo está caliente con fiebre, no te abrigues en exceso ni te cubras de mantas, lo que podría subir más todavía el termómetro. 
  • Recuerda mantenerte hidratado: bebe la suficiente cantidad diaria de agua y acompáñala de sopas, batidos, zumos o alimentos con alto contenido en agua. 
  • Toma fármacos antitérmicos de venta libre: en la mayor parte de ocasiones la fiebre baja sola. i persiste puedes tomar paracetamol o ibuprofeno, siempre consultando al médico si aparece cualquier complicación.
  • Si la temperatura es muy alta, puedes usar toallas o esponjas húmedas aplicadas sobre el rostro o el cuello. 

¿Cuándo debes acudir al médico con fiebre?

Fiebre

Si la temperatura es superior a 39,4 °C o la fiebre no baja, así como si hay otros síntomas de alerta que acompañan a la fiebre, deberías acudir al médico.

Estos son algunos de los casos en los que debes acudir al médico con fiebre

  • Dolor de cabeza intenso
  • Erupción inusual en la piel
  • Sensibilidad inusual a la luz brillante
  • Rigidez en el cuello o dolor al inclinar la cabeza hacia delante
  • Confusión mental
  • Vómitos constantes
  • Dificultad para respirar
  • Dolor en el pecho
  • Dolor abdominal o al orinar
  • Convulsiones o ataques

Cuando la fiebre llega a los 41 grados centígrados, puede estar relacionada con un problema del sistema inmune o nervioso. A los 42 grados pueden producirse problemas cerebrales irreversibles e incluso la muerte, aunque son casos extremadamente poco comunes. 

Estate atento al termómetro y no te preocupes: en general, la fiebre es un mecanismo de tu cuerpo para ayudarte. 

Otros artículos interesantes:

Las vacunas de la gripe, el próximo campo de batalla de los fabricantes con la tecnología del ARNm

¿Constipado en verano? Estas 5 infusiones puede ayudarte a combatir el resfriado

Los efectos secundarios de beber demasiado zumo de naranja, según la ciencia

Te recomendamos