El coronavirus dispara el gasto público por encima del 50% del PIB en 2020, su mayor subida desde la Guerra Civil

Un trabajador coloca un letrero explicando el cierre de su negocio por el estado de alarma por coronavirus en Madrid
Reuters
  • El coronavirus ha provocado que el gasto público suba más de 50.000 millones de euros en 2020, hasta superar los 570.000 millones, lo que supone un 51,3% del PIB.
  • Este aumento del gasto público solo tiene precedentes en 1938, durante la Guerra Civil, según ha asegurado el historiador económico Francisco Comín a El País.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

A diferencia de lo sucedido en la anterior recesión, durante el coronavirus las recetas económicas para combatir la crisis y facilitar la recuperación se han centrado en disponer de fondos públicos para proporcionar liquidez al sector privado ante al parón de la actividad, para sostener el mercado laboral y para evitar que los colectivos más desfavorecidos por la pandemia se queden sin protección social.

En España, la puesta en marcha del escudo económico y social contra el coronavirus se ha traducido en un incremento histórico del gasto público durante 2020, con un alza de más de 50.000 millones de euros que ha elevado el total de gasto de las arcas del Estado por encima de los 570.000 millones de euros, lo que equivale al 51,3% del PIB español, 9 puntos porcentuales más que en 2019, según El País.

El FMI pide a los países ricos que aumenten su gasto público para facilitar la recuperación de la crisis del coronavirus

Ese incremento es el más alto en 8 décadas y solo tiene precedentes en el repunte de la ratio de gasto público respecto al PIB registrado en 1938, en el penúltimo año de la Guerra Civil española, según ha asegurado el historiador económico Francisco Comín al diario del Grupo Prisa, destacando que durante la Primera Guerra Mundial, las guerras coloniales en Marruecos, la Guerra Hispano-estadounidense de 1898 o la Revolución Gloriosa de 1868 se vivieron incrementos similares.

De este repunte de 50.000 millones en el gasto público, 3 de cada 5 euros corresponden a los gastos derivados de los expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE), de los que llegaron a recibir prestaciones 3,5 millones de trabajadores durante el año pasado, además de otras partidas como las ayudas extraordinarias de incapacidad temporal para autónomos y la ampliación de la cobertura del desempleo.

Así, las arcas del Estado tuvieron que desembolsar 1.500 millones de euros en la partida de incapacidad, 500 millones para el abono del ingreso mínimo vital, 4.000 millones para pensiones en un año en el que se incrementó su cuantía un 0,9% y aumentaron los jubilados, 3.000 millones para cubrir el alza salarial de un 2% a los funcionarios y 16.600 millones para que las autonomías refuercen los servicios públicos de sanidad, educación, servicios sociales, prestaciones sanitarias y de farmacia.

Además, hay que incluir entre el gasto público el coste para el contribuyente de asumir el coste de 35.000 millones de euros en activos tóxicos de la banca que atesora la Sociedad de Gestión de Activos Procedentes de la Reestructuración Bancaria (Sareb), después de que la semana pasada el Gobierno accediese a la petición de Eurostat para reclasificar a la Sareb como una sociedad estatal, lo que supone que elevar la deuda pública al 120% del PIB, su mayor cota desde hace casi 110 años.

El repunte del gasto público de 9 puntos en 2020 contradice los cálculos del Banco Central Europeo (BCE), que aseguró en febrero que España era el país de la eurozona que menos porcentaje de su PIB ha dedicado a ayudas contra el coronavirus, con un 1,3%, frente a la media europea de un 4%, mientras que el Gobierno español criticó que el cálculo del BCE no tenía en cuenta el impacto de las líneas de avales para empresas o los ERTE, elevando el porcentaje de gasto a un 5,5% del PIB.

Otros artículos interesantes:

El sector privado seguirá apoyándose en fondos públicos mientras dure la recuperación del coronavirus, según los expertos

Los activos tóxicos de la banca elevan la deuda pública española al 120% del PIB: Bruselas exige dejar de considerar deuda privada el pasivo de la Sareb

El BCE asegura que España es el país de la eurozona que menos gastó contra el coronavirus, pero el Gobierno critica que ese cálculo no tiene en cuenta el impacto de avales o ERTE