Elon Musk tiene razón: conseguir suficiente litio es uno de los mayores retos a los que se enfrentan las empresas de coches eléctricos

Elon Musk quiere que se invierta más en el refinado de litio, ya que la revolución de los vehículos eléctricos está creando una gran demanda de este metal.
Elon Musk quiere que se invierta más en el refinado de litio, ya que la revolución de los vehículos eléctricos está creando una gran demanda de este metal.

Jan Woitas/picture alliance via Getty Images

Elon Musk pide que se invierta más en litio, el metal blanco plateado crucial para fabricar baterías de coches eléctricos. Recientemente se ha quejado de los costes "demenciales" del metal y ha dicho que cualquiera que entre en el negocio del refinado básicamente tendrá "licencia para imprimir dinero".

El multimillonario tiene razón. A medida que la industria automovilística se aleja de los sucios combustibles fósiles y se inclina por baterías más limpias, el litio está en el punto de mira. La demanda de este metal se ha disparado en los últimos años, al igual que su precio

Sin embargo, sigue habiendo dudas sobre si se podrá extraer, refinar y transportar suficiente litio para apoyar la revolución verde que se producirá en la próxima década y más allá. En este artículo explicamos por qué el litio es tan importante y qué podría ocurrir en el futuro. 

¿Qué es el litio y cuál es su papel en los coches eléctricos?

Es un material fundamental en las baterías de iones de litio de alto voltaje que hacen funcionar los coches eléctricos. También está en las baterías de los ordenadores portátiles y similares. 

El litio, fundamental para las baterías de los coches eléctricos, se ha encarecido un 440% en el último año y los analistas no se ponen de acuerdo sobre cómo evolucionará la producción

Fábrica de baterías para coches eléctricos en Hefei (China)

¿Por qué habla Musk de ello? 

A medida que las empresas automovilísticas han aumentado las ventas de vehículos eléctricos en los últimos años —y han hecho ambiciosas promesas sobre su futuro eléctrico— la demanda de litio se ha disparado.

A principios de marzo, los precios del litio habían subido un 550% respecto al año anterior, según McKinsey. La demanda de este metal superará a la oferta durante al menos los próximos cinco años y la escasez podría durar hasta 2030, según S&P Global Commodity Insights

En este contexto, está claro por qué Musk insta a los empresarios a procesar más litio. Aunque el litio en bruto es abundante, es necesario purificarlo antes de poder utilizarlo en las celdas de las baterías. 

Conseguir suficiente litio para las baterías es uno de los mayores retos a los que se enfrentan los fabricantes de automóviles a corto plazo, explica a Business Insider Sam Abuelsamid, analista principal de movilidad eléctrica de Guidehouse Insights. Las fuentes para obtener este metal siguen siendo bastante limitadas porque no ha habido mucha demanda hasta que los vehículos eléctricos han empezado a despegar, señala. Pero la industria está trabajando para aumentar la oferta. 

"En los próximos tres a cinco años, probablemente estaremos bien", anticipa Abuelsamid. "Si esas otras fuentes de litio no se desarrollan con relativa rapidez, en la segunda mitad de la década corremos definitivamente un riesgo muy alto de no tener suficiente litio".

¿Qué están haciendo las empresas automovilísticas al respecto?

La incertidumbre en torno al suministro de litio ha empujado a los fabricantes de automóviles a ir directamente a la fuente y asegurarse sus propios suministros. Ford ha anunciado recientemente acuerdos con empresas de litio que le permitirán fabricar 600.000 vehículos eléctricos al año a partir de 2023. General Motors ha llegado a acuerdos similares. 

Ambas empresas se han esforzado por cerrar acuerdos con proveedores estadounidenses. Después de sufrir la escasez de chips informáticos, los fabricantes de automóviles quieren evitar depender en exceso de las importaciones, afirma Abuelsamid. La mayor parte del suministro actual de litio se extrae en Sudamérica o Australia y se procesa en China. 

En España, Envision y Acciones construirán en Navalmoral de la Mata (Cáceres) una gigafactoría de baterías de litio que estará operativa en 2025.

Tesla ha dicho que está estudiando la posibilidad de procesar el litio por su cuenta. "Estamos trabajando en la actividad de refinado del litio porque la mejor manera de aprender a acelerar algo es hacerlo uno mismo", señaló recientemente el director financiero Zachary Kirhorn. 

¿Hay costes medioambientales en la extracción de litio?

Los defensores del medio ambiente han criticado las operaciones de extracción de litio por suponer un drenaje excesivo de los suministros locales de agua. Esas prácticas son ahora minoritarias, según Steve Christensen, director ejecutivo de la Coalición de Baterías Responsables. 

Una forma de hacer que las baterías de los vehículos eléctricos sean más respetuosas con el medio ambiente -y de reforzar el suministro de litio al mismo tiempo- sería prestar más atención al reciclaje de las celdas de iones de litio. Si se ampliara el reciclaje de las baterías, incentivado por el gobierno, y se hiciera más eficiente, se reduciría drásticamente la necesidad de extraer y refinar nuevo litio, explica Christensen a Business Insider.

"Estoy completamente de acuerdo con Musk en que se puede imprimir su propio dinero", comenta. "Creo que también se puede crear básicamente una máquina de imprimir dinero en los materiales reciclados, si pudiéramos conseguir un incentivo para el contenido reciclado en las baterías".

Otros artículos interesantes:

Los coches eléctricos tienen un sucio secreto, y es uno muy grande

De las baterías de ion de litio a las de estado sólido: este es el futuro de los coches eléctricos

Volkswagen eleva el desafío a Tesla con su primera fábrica de baterías para coches eléctricos

Te recomendamos