El empleo indefinido de los jóvenes se multiplica por 5 y ya supone 1 de cada 3 contratos de trabajo firmados en 2022

Dos jóvenes repartidores trabajan en Ronda.

REUTERS/Jon Nazca

Al terminar 2021, sólo 1 de cada 25 contratos firmados por jóvenes eran indefinidos. En 2022, los fijos ya alcanzan un tercio de los nuevos empleos entre los más jóvenes.

Entre enero y junio, los menores de 25 años han firmado casi 2 millones de contratos, lo que supone un incremento del 24,2% respecto a la primera mitad de 2021, según un informe publicado hoy por Randstad.

En el caso de la contratación indefinida, los fijos se multiplicaron por 5 en este segmento de edad. Se trata de un incremento del 446,2%, pasando de las 118.012 firmas del primer semestre de 2021 a las 644.562 este año.

Con ello, las firmas de contratos fijos ya suponen el 32,7% del total, mientras que el año pasado representaban el 7,4%. Esto significa que 1 de cada tres contratos que firman los jóvenes menores de 25 años es indefinido.

Y, aunque no es el colectivo con más contratos de este tipo, sí es donde más crece la modalidad indefinida. En los mayores de 45 años, los contratos indefinidos han aumentado un 11,4%, y un 6,4% entre los empleados de entre 25 y 45 años.

Por su parte, la contratación temporal se redujo en un 9,7%, hasta los 1,3 millones de firmas, frente a los cerca de 1,5 millones de 2021, lo que ha provocado que el peso se redujese del 92,2% del año pasado al 67,3% actual.

Las mujeres menores de 25 años son las que vieron crecer en mayor medida su contratación, ya que aumentaron las firmas un 29,6% con respecto a los primeros 6 meses de 2021, con un total de 897.805 contratos. Por su parte, los hombres firmaron 1.071.851 de contratos, un 20,1% más.

Según el Gobierno, se trata de un cambio mayúsculo en el patrón de contratación, que atribuye a las modificaciones introducidas por la nueva reforma laboral. Según la vicepresidenta y ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, la tasa de temporalidad ha caído hasta niveles de 1988

En efecto, la tasa de temporalidad alcanzó en junio el 22,3%, el pico más bajo desde el primer trimestre de 2013, cuando se encontraba en el 21,9%. 

A ello se suma la previsión de vivir un verano histórico, como los que había antes de la pandemia, que ha empujado la creación de empleo en junio. Sólo ha habido 2 meses de junio con mejores datos de afiliación: en 2005, debido al plan de regularización de inmigrantes, y en 2021, coincidiendo con la reactivación del empleo tras el fin del estado de alarma.

Cómo cambia el mercado laboral en vacaciones: el primer verano con los cambios de la reforma laboral en marcha

Sin embargo, no está claro que se haya puesto coto a la temporalidad. Entre enero y junio hubo 64.700 personas que trabajaron con contratos de un día, la cifra más alta de los últimos 4 años, desde 2017.

El panorama todavía pinta peor para los jóvenes, que registraron un máximo histórico en contratos de un día y representan el 31,3% de los trabajadores en esta situación en 2022.

Otros artículos interesantes:

El drama de los 'millennials': 11 gráficos que ilustran la temporalidad y el desempleo de los jóvenes en España

La generación Z tiene claras sus prioridades en el trabajo y empieza a despertar los celos de 'baby boomers', generación X y millennials

¿Ni vivienda ni pensión? Cómo es el futuro que le espera a los jóvenes, la generación olvidada

Te recomendamos