Inversión por dividendo: cómo funciona y cómo saber si es para ti

Inversión por dividendo como funciona
Reuters
  • La inversión en dividendo está ganando cada vez más adeptos en España.
  • Se trata de una estrategia con múltiples seguidores gracias a que permite obtener ingresos pasivos de forma fácil, barata y rentable.
  • Sin embargo, no es la panacea. Este sistema adolece de una serie de desventajas, especialmente para inversores jóvenes que buscan construir un patrimonio a largo plazo.

Existen multitud de estrategias de inversión. Algunas son más fáciles y otras más difíciles de llevar a la práctica, pero lo cierto es que ninguna es la panacea si no se tienen en cuenta las circunstancias y los intereses de cada perfil de inversión.

Una de ellas es la inversión por dividendo, una estrategia que ha adquirido bastante popularidad en los últimos años, y que está pensada sobre todo para los inversores que quieran obtener ingresos pasivos con poco riesgo.

En qué consiste la estrategia de invertir por el dividendo

La inversión por dividendo es una estrategia que consiste en comprar empresas que distribuyan dividendos periódicos entre los accionistas. Es una estrategia a largo plazo siguiendo las premisas del Buy & Hold, porque exige mantener las acciones en cartera esperando la recepción de esos dividendos.

Es un modelo de inversión ideal para quienes quieran recibir ingresos pasivos. Es decir, durante el tiempo que el inversor tenga sus acciones en cartera, recibirá el importe de los dividendos una vez descontado los impuestos que tenga que pagar, constituyendo de esta manera una renta periódica con estos dividendos.

En este sentido, los dividendos se asemejan a los depósitos a plazo fijo o el alquiler de una vivienda, en el sentido de que estas inversiones proporcionan una renta en un plazo determinado.

Leer Más: Los gestores de fondos avisan: los dividendos son demasiado elevados y descenderán.

Ventajas de la inversión por dividendo

La inversión por dividendos ha llamado la atención de muchos potenciales inversores debido a sus ventajas. Algunas de ellas son:

Rentabilidad más que aceptable

Los dividendos distribuidos por las acciones de una compañía suelen proporcionar una rentabilidad superior a la de los depósitos a plazo fijo. En el caso del IBEX, por ejemplo, la rentabilidad media es del 4,7%, y algunos valores ofrecen una rentabilidad superior al 6%.

Idóneas para rentas periódicas

La inversión por dividendo es una excelente estrategia para recibir una renta periódica a lo largo de un periodo de tiempo determinado. Algunas empresas tienen una política de distribución de beneficios periódicos entre sus accionistas, con independencia de sus resultados; otras, en cambio, subordinan la distribución de este dividendo a la obtención de beneficios.

La inversión inicial no suele ser demasiado elevada A diferencia de la rentabilidad por el alquiler, para el cual es necesario realizar una inversión elevada para la compra de la vivienda, la inversión por dividendo no requiere desembolsos demasiado elevados. Puedes invertir en acciones de una empresa por el precio que marque el mercado, o bien en fondos de inversión de distribución, que no suelen tener aportaciones mínimas, o estas son muy pequeñas.

La inversión inicial no suele ser demasiado elevada

A diferencia de la rentabilidad por el alquiler, para el cual es necesario realizar una inversión elevada para la compra de la vivienda, la inversión por dividendo no requiere desembolsos demasiado elevados. Puedes invertir en acciones de una empresa por el precio que marque el mercado, o bien en fondos de inversión de distribución, que no suelen tener aportaciones mínimas, o estas son muy pequeñas.

Desventajas de la inversión por dividendo

Sin embargo, la inversión por dividendos tiene una serie de desventajas que es conveniente conocer.

No es una inversión exenta de riesgos

Aunque periódicamente recibamos el importe del dividendo, y que este se distribuya todos los años sean cuales sean los resultados, lo cierto es que tendremos que asumir la volatilidad propia de la acción que hayamos comprado.

Leer Más: Qué son los dividendos de las compañías que cotizan en bolsa

Tiene peaje fiscal

El segundo problema es que, a diferencia de otras inversiones, la inversión por dividendos tiene peaje fiscal. Se consideran rendimientos del capital mobiliario y tributarán en la base imponible del ahorro con el resto de plusvalías. Habrá que pagar, por tanto, un tipo marginal que oscilará entre el 19 y el 23% dependiendo del dividendo obtenido.

No aprovecha al máximo el interés compuesto

Cuando una empresa distribuye dividendos, significa, entre otras cosas, que parte de su beneficio no se integra dentro de su patrimonio para consolidar su crecimiento. Dicho de otro modo, la empresa renuncia a una oportunidad para hacer crecer la compañía de una forma más rápida a cambio de tener a los accionistas satisfechos con esta política.

En términos de inversión, la no reinversión de dividendos es una estrategia que no aprovecha el potencial del interés compuesto. A ello hay que añadirle que su peaje fiscal reduce aún más la rentabilidad de la inversión, algo que no ocurre cuando se acumula el dividendo al patrimonio. De hecho, a largo plazo, las diferencias son más que significativas.

Leer más: La gran diferencia entre reinvertir tus dividendos y no hacerlo

El calendario de dividendos de bolsa española

Al inversor por dividendo le suele gustar planificarse y las empresas españolas lo saben. Por eso, muchas anuncian con tiempo cuándo y cuánto van a premiar al accionista. De esta manera, existe un calendario de dividendos del Ibex 35 y otras bolsas a nivel nacional e internacional. Tiene ventajas para ambos: para las empresas, es una buena forma de atraer accionistas, y para los inversores, un método para planificar sus inversiones.

Pero, ¿dónde se puede encontrar esta información? La Bolsa de Madrid dispone de una plataforma donde se pueden consultar las empresas que van a repartir dividendo, su cuantía, la fecha en la que se producirá el abono y el tipo (si es ordinario o a cuenta).

En la Bolsa española, los próximos dividendos confirmados son:

Empresa

Fecha de pago

Importe Bruto

Rentabilidad

NATURGY

3/6/20

0,01 €

0,06%

ATRESMEDIA

18/6/20

0,25 €

10,28%

REE

1/7/20

0,78 €

4,96%

EBRO FOODS

30/6/20

0,19 €

1,01%

IBERPAPEL GESTION

9/7/20

0,15 €

0,68%

VIDRALA

14/7/20

0,32 €

0,37%

MAPFRE

25/6/20

0,09 €

5,56%

ENDESA

1/7/20

0,78 €

3,81%

IBERDROLA

4/8/20

0,23 €

2,56%

EUSKALTEL

29/7/20

0,17 €

2,37%

SANTANDER

27/5/20

0,03 €

1,41%

¿Es interesante para mí?

Aunque la inversión por dividendo haya ganado popularidad en los últimos años, lo cierto es que no es un tipo de inversión aconsejada para todo el mundo. Es ideal para obtener rentas periódicas, una estrategia que suele corresponderse con los últimos años de vida laboral activa y después de la jubilación.

Por el contrario, a un inversor que esté comenzando y sea joven, lo más probable es que le interese ir acumulando un patrimonio de cara a su futura jubilación. La inversión en dividendos es, en este caso, menos aconsejable, ya que el capital crecerá de forma mucho más rápida si vamos acumulando los dividendos al capital.

En cualquier caso, si te decides por esta estrategia, puedes comenzar comprando acciones de cualquiera de estas compañías a través de tu bróker habitual o bien a través de alguno de los fondos de inversión de distribución del dividendo que están disponibles en España.

LEER TAMBIÉN: Cómo tributan los dividendos en la declaración de la Renta

LEER TAMBIÉN: Por qué puede perder dinero un fondo de renta fija

LEER TAMBIÉN: 4 compañías con una rentabilidad por dividendo superior al 6% que dan más tranquilidad ante la convulsión de los mercados

VER AHORA: Fuencisla Clemares, directora general de Google España: “Nuestro reto es seguir trabajando con las empresas y ciudadanos para acelerar la transformación digital en España”