He vendido una de mis 20 propiedades del metaverso por 30.000 euros: el resto me da ventajas como la ciudadanía en una isla real y me aportará ingresos pasivos

Angélica Saldaña, inversora en el metaverso.
Angélica Saldaña, inversora en el metaverso.

Angelica Saldaña

Soy una exinversora bursátil que actualmente ha encontrado en la en criptografía un trabajo a tiempo completo.

Dentro de 5 o 10 años, creo que todos tendremos que entrar en el metaverso en algún momento del día para llevar a cabo nuestra vida cotidiana, ya sea para algún evento social como asistir a una fiesta o para hacer recados como ir al banco. 

JP Morgan Chase ya ha abierto una sucursal bancaria en el metaverso, y yo también he entrado en él: tengo más de 20 propiedades en diferentes metaversos.

Los inmuebles digitales son simplemente propiedades que existen en el metaverso

Las propiedades virtuales son parcelas que existen en espacios de realidad virtual. Los avatares digitales pueden interactuar con ellas y son útiles para situaciones como la celebración de eventos virtuales, como cuando Samsung lanzó un nuevo teléfono en el metaverso.

Hay muchos mundos virtuales diferentes. Algunos de los más populares son Decentraland y The Sandbox. Cada mundo tiene un aspecto diferente: por ejemplo, algunos presentan un aspecto pixelado. Otros, en cambio, igual que los videojuegos, apuestan por imágenes más realistas.

La primera vez que oí hablar del bitcoin fue en 2012, pero entonces no entendí muy bien de qué iba

Trabajé como inversora bursátil en Roma entre 2006 y 2013 antes de convertirme en cineasta. Oí hablar de las criptomonedas en 2012, pero no invertí hasta 2017 porque no lograba entender el bitcoin.

En noviembre de 2017, hice mi primera inversión comprando 3 etereum por 2.529,83 dólares. En un momento dado, llegué a tener 70 criptomonedas en mi cartera digital.

Pero no fue hasta 2020 que empecé a invertir en bienes raíces virtuales.

Lotes de terreno en The Sandbox.

Estaba convencida de que valía la pena.

Parece la progresión natural de Internet. En los últimos años hemos evolucionado de las salas de chat a las redes sociales como Facebook y Youtube, y creo que el metaverso es el siguiente paso en ese camino.

En el futuro visitaremos tiendas en el metaverso a través de realidad virtual. Puede parecer una locura, pero en su día la gente también pensaba que comprar por Internet lo era.

He gastado miles de dólares para comprar mis propiedades

En 2021, gasté 11.325,13 dólares en propiedades. En 2022, gasté 16.597,65 dólares en lo mismo.

Estas han aumentado mucho su valor. He aquí algunos ejemplos. 

  • Compré mi propiedad Sandbox por 0,52 etereum (unos 2.000 dólares) en octubre del año pasado. Recientemente me ofrecieron por ella 1,021 etereum, casi 3.000 dólares por ella. 
  • Compré el Mundo #8376 por 0,38 etereum, unos 1.290 dólares. Me han llegado a ofrecer 17.000 dólares por él. Compré 2 mundos más de NFT. Vendí uno por 10 etereum, unos 28.000 dólares, hace unos días. 
  • Compré 7 propiedades en TCG World. Gasté unos 4.820 dólares y ahora valen unos 23.000 dólares en total.

Estoy planeando lograr ingresos pasivos con ellos

Algunas de ellas valen incluso más de lo que he enumerado anteriormente porque voy a lograr ingresos pasivos con ellas. 

Pronto podré alquilar mis propiedades en NFT Worlds a personas que necesiten el espacio para hacer un juego en él o algo parecido. Esta función aún no está lista y no hay una fecha clara de lanzamiento, pero está en camino y estoy muy emocionada con ella.

También tengo una parcela en Polka City y una valla publicitaria. Así que voy a poder vender ese espacio a las empresas que quieran anunciarse en el metaverso.

Además, obtuve dos elementos VIP NFT gratis de TCG World solo por poseer algunas parcelas. Ahora valen unos 2.000 dólares cada uno.

Por ser dueña de 3 mundos NFT recibí casi 150.000 fichas WRLD gratis. Ya las he vendido todas por unos 25.000 dólares, que es casi lo que he gastado en total en los últimos 2 años.

Todo el mundo habla de repente del metaverso, pero yo no entiendo muy bien de qué va este negocio, ¿qué es y por qué es tan importante?

También obtuve la ciudadanía gratuita para Isla Satoshi, una isla real que está entre Fuji y Australia. Es una isla privada que espera convertirse en "la capital mundial de las criptomonedas"; hay que poseer un determinado NFT para convertirte en ciudadano.

 Pretende ser una ciudad inteligente y sostenible. Funcionará con un sistema financiero descentralizado, y espero ser una de las primeras personas en visitarla a finales de este año.

Esto es lo que hay que tener en cuenta si empiezas a invertir en propiedades virtuales

  1. Invierte tanto dinero como estés dispuesto a perder. Estoy acostumbrada a asumir algunos riesgos porque fui inversora, pero debes saber que hay bastante riesgo. 
  2. Ten en cuenta las comisiones de las transacciones. La semana pasada, alguien me ofreció comprar mis NFT por 38.000 dólares, pero la tasa de transacción habría sido de 5.000 dólares. Eso era demasiado para mí, así que no vendí. 
  3. No compres demasiado. Busca propiedades que creas que van a crecer exponencialmente, no las que ya están altas. Me gusta mirar quién hizo cada mundo. Por ejemplo, Big Time tiene a uno de los desarrolladores de World of Warcraft en su junta directiva, así que creo que ese va a despegar. 
  4. No te dejes llevar por las expectativas que despiertan ciertos mundos. Hay quienes ven sus propiedades como una cuestión de apuesta a vida o muerte. Pero si algo empieza a decaer, probablemente deberías vender. Si has invertido 10.000 dólares y baja a 3.000, no dejes que baje a cero: ¡vende! 
Mundo #2963,. Pedí a un diseñador que convirtiera mi terreno en Ciudad de la Esperanza.

Poseer estas propiedades me hace feliz y me llena de esperanzas para el futuro

Pienso en la cita: "El éxito sucede cuando la suerte y la preparación se unen". Nací en el momento en que la revolución tecnológica entró en nuestra civilización, y me alegro de haberla aprovechado.

La civilización está evolucionando hacia un mundo descentralizado. Podemos ser dueños de una parte de Internet comprando bienes inmuebles virtuales en Web3. 

Ahora, mediante la propiedad de bienes inmuebles virtuales, puedes desarrollar tu propia propiedad, obtener ingresos y compartirla con todo el mundo. El único límite es la imaginación.

Los 10 metaversos con los que más dinero puedes ganar en 2022, según un 'gamer' que gana 130 euros al día en juegos 'play-to-earn'

Como con cualquier nueva tecnología, siempre habrá oposición y detractores. Cuando Internet y el correo electrónico no bien acababan de llegar, hubo quien creyó que eran una moda pasajera y que nunca se pondrían de moda. 

Internet está evolucionando hacia el metaverso, y la gente puede elegir entre crecer con él o quedarse atrás. Oportunidades como esta son muy raras, y resulta que estamos vivos en el momento adecuado. 

Me siento como una exploradora traspasando una frontera justo antes de que la mayoría de la gente se dé cuenta. 

Confío en mis inversiones

Muchas de las parcelas que he comprado ya se han revalorizado; una de ellas vale 15 veces más de lo que pagué por ella. 

Intento invertir en parcelas útiles, que son aquellas por ejemplo que se pueden utilizar en videojuegos y que tienen un uso real.

He oído decir a la gente que no entiende por qué los terrenos en el metaverso podrían valiosos, ya que siempre pueden expandirse. Hay que recordar que algunos metaversos tienen una cantidad fija de terreno y que los lotes serán raros y limitados. 

Star Atlas: el criptojuego espacial en el que los usuarios parecen más bien inversores que intrépidos exploradores del espacio

Estoy construyendo un metaverso en NFT Worlds llamado Ciudad Esperanza. He contratado a un diseñador de Francia que es un constructor increíble que ya ha creado mundos majestuosos en el metaverso.

Ciudad Esperanza estará abierta a todos los que tengan acceso a Internet. Si alguien no tiene fuerzas para salir de su casa física, este será un lugar seguro al que acudir si está triste o sufre. Podrán venir a pasear por un lugar precioso rodeado jardines.

Tengo previsto construir una parte en Ciudad Esperanza donde la gente pueda escribir sus mayores sueños en un NFT y colocarlo dentro de una hermosa arquitectura. Confío en el futuro de los inmuebles virtuales porque ofrecen algo totalmente único, bello y útil.

Otros artículos interesantes:

Las marcas han empezado a inundar el metaverso, pero a los 'gamers' de la generación Z les da lo mismo

Meta muestra varios prototipos VR con los que quiere potenciar su idea del metaverso, aunque queda trabajo por delante

Meta enfurece a los desarrolladores por las comisiones de su metaverso, tan altas como las de las tiendas de apps de Apple y Google

Te recomendamos