El método casero infalible para dejar el horno como nuevo en cinco minutos

Un hombre limpiando el horno
Getty
  • Limpiar el horno puede ser una de las tareas más repetitivas y tediosas del hogar, aunque es totalmente necesario para mantener la higiene y el buen estado de los alimentos.
  • Gracias a estos productos caseros podrás limpiar el horno en menos de 5 minutos y que sea mucho más sencillo.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Limpiar el horno es una de las tareas más tediosas del hogar; implica tiempo y paciencia para hacerlo correctamente y que no queden restos de alimentos o de suciedad en su interior. 

Resulta esencial que este electrodoméstico se mantenga limpio y libre de gérmenes: vas a cocinar parte de tu comida en él, así que más te vale que su limpieza sea profunda y frecuente. 

Sin embargo, no todo el mundo quiere o puede dedicarle el tiempo suficiente a esta tarea, y también cabe la posibilidad de que no se cuenten con los materiales y conocimientos necesarios para llevar a cabo una limpieza adecuada. Tampoco todo el mundo puede permitirse un empleado de hogar que realice estas labores cotidianas de forma más profesional.

Para estos casos siempre es una gran ayuda contar con diferentes trucos con los que conseguir efectuar la limpieza de forma rápida, sencilla y sobre todo eficaz. Una vez hayas aprendido ciertas claves esta tarea será mucho más fácil y no tendrás que invertir tanto tiempo en ella. 

Lo primero que debes saber es que puedes limpiar el horno con una serie de ingredientes que tienes ya en casa, así que no sólo te será más rápido y sencillo, sino que tampoco tienes que invertir dinero. Necesitas un bol en el que se mezcle un vaso de bicarbonato de sodio, un vaso de agua y un chorro de vinagre. Acto seguido, debes remover esta solución y comenzar a aplicarla sobre la suciedad que se haya ido acumulando en el horno.

No caigas en el típico error de frotar con fuerza: lo mejor es que dejes esta mezcla el mayor tiempo posible en las partes donde hay suciedad. Una vez hayas esparcido el electrodoméstico con este producto casero tienes que introducir un recipiente con agua y poner el horno a funcionar, concretamente con un tiempo de 45 minutos a 100ºC.

En cuanto haya transcurrido este tiempo ya puedes quitar la suciedad utilizando una esponja que hayas humedecido previamente. Sólo tendrás que pasar el trapo durante 5 minutos o incluso menos para retirar todos los restos que se hayan quedado dentro.

[Fuente: La Nueva España]

Otros artículos interesantes:

18 formas de usar la sal para limpiar tu casa

Normativa para instalar una casa prefabricada móvil: a qué sanciones te enfrentas

15 objetos de tu casa que no limpias a menudo (y deberías hacerlo con más frecuencia de lo que crees)