Hay una nueva evidencia de que la vitamina D puede ayudar a tratar el COVID-19 al reducir la gravedad de la infección

Kathleen Finlay/Getty Images

  • Un nuevo estudio ha descubierto que los pacientes con coronavirus que han tomado calcifediol, un potente matabolito de la vitamina D, no han sido ingresados en la UCI y ninguno ha fallecido. 
  • Esto está respaldado por una evidencia previa que apunta a que la vitamina D podría proteger a cualquier persona ante un caso grave de coronavirus. 
  • Sin embargo, no está claro si estos suplementos ayudan a las personas que ya obtienen suficiente vitamina D por cuenta propia, así como otros factores de riesgo, por lo que se necesita más investigación. 
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Existe una nueva evidencia de que una dosis de vitamina D podría mejorar los resultados del tratamiento para los pacientes del coronavirus, según un pequeño estudio publicado en la edición de octubre de The Journal of Steroid Biochemistry and Molecular Biology.

Varios investigadores de la Universidad de Córdoba estudiaron a 76 pacientes ingresados en el Hospital Universitario Reina Sofía por COVID-19. Todos los pacientes recibieron el mejor tratamiento posible, pero 50 pacientes asignados al azar recibieron también calcifediol, una forma metabolizada de vitamina D3 que puede aumentar rápidamente el nivel de vitamina D de los pacientes. 

El estudio encontró que estos pacientes tenían significativamente menos probabilidades de necesitar cuidados intensivos y ninguno de ellos murió. Del grupo control de 26 pacientes que no recibieron el suplemento, 13 tuvieron que entrar en la UCI y dos fallecieron. 

Leer más: China se suma a la iniciativa COVAX, la plataforma de la OMS para ayudar a comprar y distribuir las vacunas de COVID-19 de forma justa

Esto sugiere que el calcifeidol (tres doses, en este estudio: 0,532 mg en el día 1, .266 mg los días 3 y 7) podría reducir la gravedad de infección por COVID-19 y disminuir el riesgo de complicaciones, explican los investigadores. 

"El calcifeidol parece ser capaz de reducir la gravedad de la enfermedad, pero se requerirán ensayos con grupos adecuadamente emparejados para mostrar una respuesta definitiva", concluyen. 

No está claro si estas dosis regulares de vitamina D funcionarían

Una de las limitaciones del estudio es que, aunque los pacientes fueron asignados al azar, había más pacientes en el grupo de control con presión arterial alta y diabetes, ambos factores de riesgo de complicaciones graves por coronavirus. Esto podría explicar en parte por que ese grupo tenía más probabilidades de tener malos resultados.

No está claro si el calcifediol es más eficaz que otras formas de suplementación con vitamina D para prevenir potencialmente el COVID-19 grave. El calcifediol es significativamente más potente y se absorbe más fácilmente que otras formas de vitamina D, lo que podría hacerlo más eficaz en pacientes con enfermedades o problemas digestivos.

Los investigadores tampoco evaluaron si los pacientes tenían deficiencia de vitamina D antes del tratamiento. Otra investigación ha encontrado que es común que los adultos a principios de la primavera tengan deficiencia de vitamina D, debido a la falta de acceso a la luz solar, una fuente natural de vitamina D.

Eso podría ser importante, ya que no está claro si los suplementos de vitamina D funcionan para corregir una deficiencia nutricional o si los pacientes que ya tienen suficientes niveles de vitamina D podrían beneficiarse de tomar más.

Estudios anteriores han relacionado la deficiencia de vitamina D y el riesgo de coronavirus

Este estudio es el primero de su tipo que sugiere que la suplementación con vitamina D podría causar un COVID-19 menos grave.

Anteriormente, una investigación ha encontrado evidencias claras de que un cuerpo con suficiente vitamina D tiene más resistencia al coronavirus. Múltiples estudios han encontrado una asociación entre los niveles de vitamina D y los resultados del coronavirus, aunque no establecieron un vínculo causal.

Un estudio publicado el mes pasado encontró que los pacientes con suficiente vitamina D tenían significativamente menos probabilidades de enfrentar complicaciones peligrosas del coronavirus, como dificultad para respirar o pérdida del conocimiento. Y otro pequeño estudio encontró que las personas con deficiencia de vitamina D tenían el doble de probabilidades de infectarse con coronavirus en primer lugar.

Sin embargo, al menos un estudio no encontró una conexión aparente entre el nutriente y el virus. Y está bien documentado que grandes dosis de vitamina D no son una panacea para esta o cualquier otra enfermedad y, de hecho, pueden tener efectos secundarios graves.

LEER TAMBIÉN: Esto es lo que dice la forma de tus labios sobre tu personalidad

LEER TAMBIÉN: Remedios caseros para acabar con las chinches

LEER TAMBIÉN: 13 signos de cáncer en niños que no deberías ignorar

VER AHORA: Qué es Twitch y por qué está tan de moda