7 buenos hábitos sobre el dinero que deberías poner en práctica antes de los 40, según una joven que se acerca al millón de dólares de patrimonio

Mandy Woodruff-Santos tiene 34 años y un patrimonio de 700.000 dólares.
Mandy Woodruff-Santos tiene 34 años y un patrimonio de 700.000 dólares.

mandimoney.com

  • Mandi Woodruff-Santos tiene 34 años y un patrimonio de 700.000 dólares. A los 40 pretende llegar con un millón. Estos son los 7 hábitos con el dinero que recomienda aplicar antes de esa edad.
  • Asegura que entre los 20 y los 30 años se formó financieramente y, a partir de ese momento, aprendió a maximizar sus ingresos.
  • Descubre más historias en Business Insider España

Se llama Mandi Woodruff-Santos, tiene 34 años y un patrimonio neto de 597.600 euros (700.000 dólares al cambio actual). Su objetivo (que ve realmente factible) es llegar a 853.715 euros (un millón de dólares) antes de cumplir los 40. En un artículo firmado por ella misma en CNBC, esta joven da 7 consejos sobre dinero que debes aplicar antes de los 40.

Mandi explica que recibió educación financiera entre los 20 y los 30 años, y que aquello le sirvió para maximizar sus ingresos. Su caudal actual proviene, principalmente, de lo que gana por su trabajo, de las cuentas de jubilación, del valor de la vivienda, ahorros e inversiones. 

Así puedes ahorrar hasta 1.400 euros cada año utilizando el truco de los tarros

Por cierto, entre sus trabajos, tal y como apunta en su web oficial, estuvo (entre 2011 y 2013) el de redactora de finanzas en Business Insider

Ella cambió su rutina financiera y asegura que cualquiera puede hacerlo siguiendo estos 7 buenos hábitos económicos.

1. Ahorrar e invertir al mismo tiempo

3 monedas con varias casas en miniatura.

Pixabay

Aunque, lógicamente, su dinero estaba más seguro en una cuenta de ahorro normal, indica que eso limitaría en gran medida sus opciones de hacer crecer su patrimonio. Por ello, estatuyó un sistema de ahorro: de cada sueldo, metía el 10% en un plan de ahorro que financiaba la empresa que la contrataba y otro 10% en una cuenta de ahorro de alto rendimiento. 

2. No tener miedo a dejar el trabajo por otro mejor pagado

3 personas en una entrevista de trabajo.

gettyimages

Una vez que consiguió ahorrar un 20% del sueldo mensual, trató de mejorar su salario. Eso lo consiguió buscando ascensos, pidiendo aumentos y, llegado el momento, dejando el trabajo por otro mejor pagado. “Cada vez que dejé un trabajo por otro nuevo, aumenté mi salario en, al menos, un 30%”, explica.

De esta forma, pasó de cobrar 38.373 euros (45.000 dólares) con 24 años a 127.910 euros (150.000 dólares) con 29. Mantuvo el ahorro del 20%, pero, obviamente, ese porcentaje ya suponía una cantidad mucho mayor. 

3. Contener el gasto, aunque crezca el sueldo

Varias personas en una casa.

gettyimages

El tercero de los buenos hábitos económicos recomendados por Mandi consiste en tratar de mantener los gastos bajos, aunque uno pueda permitirse más. 

Cuando eres joven y te aumentan el suelo, señala, mucha gente se cambia de casa o hace un gran viaje, “pero yo me planteé mantener los gastos y decidí no dedicar nunca más del 30% de mi salario a pagar el alquiler. Es decir que, aunque pudiera permitírmelo, seguía compartiendo casa”, detalla.

Incluso cuando se prometió, tanto ella como su futuro marido se fueron 6 meses a vivir a casa de los padres de él y ahorraron 9.381 euros (11.000 dólares) para la boda. 

4. Elaborar un plan de ahorro que se pueda cumplir

Una chica mira una hucha en forma de cerdo.

Pixabay

Un error habitual, que Mandi también cometió, es elaborar un plan de ahorro demasiado agresivo. Entonces puede suceder lo que le pasó a ella, que nunca lograba ahorrar lo planeado y se sentía decepcionada. 

Lo que hizo ella fue pagar online todas sus facturas, además de programar transferencias periódicas a sus planes de ahorro. De esta forma, “cada dólar que entraba en mi cuenta era un dólar que sabía que podía gastar”. 

5. Construir relaciones sociales

Varias personas alrededor de una mesa de trabajo.

Pixabay

Recomienda mantenerse siempre en contacto con los amigos y colegas (o excolegas) de trabajo. “Sigo el trabajo de mis amigos y lo comparto en redes sociales, a veces les envío un mail sólo para desearles suerte, cuando veo una publicación que creo que a alguien le puede interesar se la mando. Y ellos y ellas hacen lo mismo conmigo, lo que me coloca en una excelente posición para enterarme de las mejores ofertas laborales, saber cuáles son las tendencias salariales en mi sector y, por ende, asegurarme de que me están pagando bien”, subraya.

6. Vigilar los posibles fraudes

Una pareja mira el móvil con preocupación.

gettyimages

Durante la pandemia han aumentado los fraudes con tarjetas de crédito. Por ello, para Mandi, entre los buenos hábitos con el dinero, es más importante que nunca vigilar los movimientos en las cuentas y de los diferentes planes de ahorro para detectar, de la manera más rápida posible, cualquier cosa extraña. 

7. Contratar a un asesor financiero

2 mujeres con mascarilla miran un ordenador.

gettyimages

A pesar de que Mandi es una persona que ha demostrado saber cómo manejar su dinero, afirma que terminó contratando un asesor financiero y sus decisiones mejoraron notablemente. Les ayudó (a ella y a su marido) a resolver dudas y les sacó de discusiones. Y, al final, confiesa, “¡nos compramos un Tesla!”.

Otros artículos interesantes:

Cómo ahorrar 5.000 euros al año sin esfuerzo

4 trucos para ahorrar dinero cuando pidas comida a domicilio

Cómo evitar el principal error que tienen los españoles para ahorrar

Te recomendamos

Y además