Pasar al contenido principal

9 escándalos alimentarios recientes que te harán desconfiar de lo que comes a diario

alimentos perjudiciales cerebro
Jonathan Forage/ Unplash
  • Este mes de agosto en nuestro país se ha decretado una alerta sanitaria por un brote de listeriosis proveniente de carne mechada contaminada que ha causado tres muertes y más de 200 casos de infección.
  • En 2018 se realizaron en torno a unas 234 solicitudes relacionadas con acciones fraudulentas a lo largo de la cadena agroalimentaria.
  • Si bien ciertos fraudes alimentarios conllevan riesgos serios para la salud, otros sencillamente son trucos con los que se parece querer engañar al consumidor.
  • Estos son algunos de los más recientes escándalos alimentarios que te harán desconfiar de lo que comes.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

El éxito o la alta demanda de cierto producto puede llevar a que actores malintencionados intenten vendernos un alimento por lo que no es. Otros escándalos alimentarios van más allá y su consumo puede incluso suponer un alto riesgo para la salud.

Lo cierto es que desgraciadamente existen fraudes alimentarios y son más frecuentes de lo que nos pensamos. En Europa, desde 2013, la EU Food Fraud Network vela por la seguridad alimentaria y combate el fraude en el sector alimentario. 

Solo en 2018 se realizaron en torno a unas 234 solicitudes relacionadas con acciones fraudulentas a lo largo de la cadena agroalimentaria.  Lo peor es que “el número de notificaciones crece cada año”, según aseguraba a El País el pasado mes de febrero Javier Ruiz-Santaella, analista de inteligencia de la Red de la UE contra el Fraude Alimentario.

Si bien como recoge el experto en el artículo, la mayoría de estos fraudes se relaciona con el etiquetaje, muchos fraudes alimentarios pueden conllevar serios riesgos para la salud.

Este mismo mes de agosto en nuestro país un brote de litseriosis provocada por el consumo de carne mechada contaminada ha dejado hasta el momento tres fallecidos y más de 200 casos de infección por esta enfermedad.

Y en la memoria de todos está el grave problema de las vacas locas. A mediados de los años 90 saltaron todas las alarmas en la UE debido a una serie de lotes de carne contaminada en Reino Unidos que tenía la capacidad de ocasionar en el consumidor una enfermedad mortal al ingerirla. El problema se originó por culpa de una mala gestión alimentaria en la elaboración del pienso de los animales. 

Leer más:  Estos 8 alimentos que comes cada día no son lo que dicen ser: la estafa de los supermercados y fabricantes

Afortunadamente gran parte de los escándalos alimentarios están lejos de ser tan graves para la salud pública. 

Pero a pesar de ello, últimamente hemos presenciado ciertos escándalos alimentarios que en diferentes grados de gravedad no dejan de generar desconfianza en los consumidores respecto al sector alimentario.

A continuación algunos de los más recientes escándalos alimentarios que te harán desconfiar de lo que comes.

Este mes de agosto Sanidad decretaba una alerta en todo el país por el brote de listeriosis originado por carne mechada contaminada

Tostada de carne mechada
Reuters

El pasado 20 de agosto la ministra de Sanidad Maria Luisa Carcedo decretaba una alerta sanitaria para todo el territorio nacional debido al brote de listeriosis en Andalucía y Extremadura.

El brote surgía por el consumo de carne mechada contaminada, La Mechá de la empresa sevillana Magrudis. Además posteriormente se conocía que la compañía también había comercializado este producto como marca blanca a través de la empresa Comercial Martínez León.

Originado en la comunidad autónoma de Andalucía, con la mayoría de casos localizados en Sevilla, hasta el momento el brote ha dejado más de 200 infectados y tres fallecidos. Esto lo convierte en el mayor brote de esta enfermedad jamás registrado en España.

Los análisis descubrían que uno de los foco del brote de listeriosis se localizaba en la planta de producción de la empresa sevillana. Las mechadoras habían dado positivo en la presencia de la bacteria Listeria monocytogenes, causante de la enfermedad. Posteriormente se descubría que esta bacteria estaba presente también en los carros de enfriado que se usaban tras el horneado.

En este sentido la investigación ha revelado que la empresa Magrudis había llevado a cabo una ampliación de sus instalaciones que habían comenzado a operar sin la inspección previa de la Consejería de Salud y Familias.

La listerioris es provocada por la bacteria listeria monocytogenes, común en los campos de cultivo o en ciertas especies de animales domésticos y silvestres. Esta puede entrar en la cadena alimentaria desde las granjasllegar a las personas a través del consumo de alimentos crudos o productos elaborados a partir de materias primas contaminadas.

Leer más: Los 5 alimentos con los que tener cuidado por la listeriosis, además de la carne mechada

Productos como carnes crudas, salchichas y embutidos, ahumados, leche no pasteurizada o quesos blandos son los alimentos que conllevan más riesgos de contaminación por listeriosis.

En cuanto a los grupos de riesgo, embarazadas, niños, ancianos y personas con sistemas inmunitarios debilitados por enfermedades tienen más posibilidades de desarrollar listeriosis graves.

La listeioris causa desde 2009 media 70 muertes al año en nuestro país, siendo España el tercer país de la UE con más casos notificados de la enfermedad.

En 2013 se descubrió que los canelones de La Cocinera contenían carne de caballo en lugar de vacuno

encunetran carne de caballo en canelones de La cocinera.
Sergio Perez/Reuters

El pasado 31 de julio era detenido en Calpe (Alicante) Johannes Fasen, el principal artífice del macrofraude europeo de la carne de caballo destapado en 2013 y por el que había sido condenado en Francia.

El caso de la carne de caballo saltaba a los medios ese año, cuando Reino Unido descubría que una empresa cárnica francesa había estado comercializando carne de caballo como si fuera de ternera y con la que se estaban elaborando platos precocinados en una docena de países.

El fraude de la carne de caballo salpicaba entonces a productos españoles como los canelones elaborados con carne de vacuno de La Cocinera, según identificaba el Ministerio de Agricultura y Medio Ambiente. 

Los análisis confirmaron la existencia en ellos de trazas de ADN de caballo en un porcentaje superior al 1%, "por encima del umbral que determina si se trata de adulteración".

Además de los canelones, Nestlé retiró también en nuestro país 6 productos de proveedor español Servocar entre ellos fusilli boloñesa de la marca Buitoni y la empanada gallega de carne, el relleno de carne, el de berenjenas y las empanadillas de carne, todos ellos de la marca La Cocinera, según informó Rtve.es, aunque en esos no se confirmó presencia de carne de caballo.
 

La industria azucarera financió a científicos de Harvard para minimizar el vínculo entre el azúcar y las enfermedades coronarias

alimentos perjudiciales cerebro
Sharon McCutcheon/Unplash

Los primeros vínculos entre enfermedades coronarias y el azúcar (sacarosa) comenzaron a estudiarse en los años 50. 

Para evitar el posible impacto que esto podría suponer sobre el consumo de azúcar, a mediados de la década de los 60, la industria azucarera comenzó a financiar estudios en los que se minimizaba las evidencias sobre el consumo de sacarosa mientras que se potenciaba el efecto de las grasas y el colesterol como causantes de estas enfermedades coronarias.

Así lo descubría en 2016, Stanton Glantz, investigador de la Universidad de California en un informe publicado ese año en la revista especializada JAMA Internal Medicine. Según sus hallazgos, cinco décadas de estudios sobre enfermedades cardiacas y nutrición podrían haber estado alterados por la industria azucarera para su propio interés.

Como recogen los documentos, la Asociación Azucarera había pagado a tres investigadores de Harvard para publicar una revisión de estudios que minimizara el vínculo entre el azúcar y el corazón, mientras difamaba a las grasas saturadas. El artículo fue publicado en 1967 en la prestigiosa revista New England Journal of Medicine.

Según declaraba Grantz y recogía The New York Times, los hallazgos siguen siendo importantes, porque el debate entre los riesgos del azúcar y las grasas saturadas sigue estando vigente. Además debido a esto, durante años, especialistas en nutrición estuvieron "recomendando dietas bajas en grasas, que pudo hacer que mucha gente consumiera alimentos que por contra eran ricos en azúcar".

En 2017 varios países europeos se vieron afectados por remesas de huevos contaminadas con un pesticida

innovaciones tecnológicas que transformarán alimentación
Jakub Kapusnak/ Unsplash

En 2017 varios países europeos se vieron afectados por un fraude alimentario al descubrirse que se estaban comercializando huevos contaminados con fipronil. Se trata de un pesticida utilizado para combatir plagas de pulgas y piojos, pero que está prohibido de usar en animales que forman parte de la cadena alimentaria.

El escándalo alimentario saltaba  en Holanda, donde las autoridades de seguridad alimentaria detectaban varias remesas de huevos con altas concentraciones de este producto.  Previamente las autoridades Belgas ya habían comenzado a alertar de posibles partidas contaminadas.

Posteriormente las investigaciones descubrieron que los huevos contaminados habían llegado a un total de 19 países de la UE, España incluida. En nuestro país, las autoridades del gobierno vasco paralizaban 20 toneladas de huevo líquido contaminado con fipronil en Bizkaia.

El causante del escándalo alimentario de los huevos contaminados eran la empresa holandesa Chick Friends y la belga Poultry Vision, que habrían utilizado fipronil de manera ilegal en varias granjas.

En 2017 en España se detectó la venta de atún descongelado y adulterado para parecer atún rojo fresco

fraudes alimentarios
KIM KYUNG-HOON/ Reuters

Una vez más el éxito de un producto lleva a que se comentan fraudes alimenticios con el objetivo de beneficiarse de una alta demanda.

En este sentido, en 2017, la Unión Europea alertaba a España contra un fraude alimentario que involucraba al atún rojo y  que podría haber intoxicado a cientos de personas en varios países de la Unión.

Según informaba El País, en nuestro país se estaba comercializando lomos de atún descongelados que se vendían como fresco y no habían sido conservados tal y como exige la ley. Para favorecer que el pescado pareciera más rojo y fresco se le había inyectado extractos de remolacha u otros vegetales.

De acuerdo al medio, el engaño alimentario habría afectado a unas 25.000 toneladas de atún cada año y supondría unas ganancias de 200 millones de euros. 

Cola Cola fue acusada en 2015 y 2018 de financiar estudios favorables a sus intereses

empresas preferidas para trabajar por estudiantes económicas
Joshua Lott/ Reuters

En 2018 una investigación ponía el foco en los estudios financiados por Coca Cola en nuestro país. Y si bien no se trata de un escándalo alimentario propiamente dicho, sí que alerta de los curiosos vínculos que se dan en ocasiones entre el sector alimentario y las entidades científicas.

Según afirmaba la investigación publicada por la revista de la Asociación Europea de Salud Pública, " Proporcionamos evidencia de que la investigación financiada por esta compañía de bebidas está cumpliendo sus objetivos comerciales que, en muchos casos, están en desacuerdo con los esfuerzos para mejorar la salud de la población". 

De acuerdo al informe, un total de 74 organizaciones de salud recibieron fondos de Coca-Cola entre 2010 y 2016. La propia web de Coca Cola, recoge las ayudas a la investigación que financia.

El problema, según denunciaba el estudio de 2018, es que las conclusiones obtenidas tras analizar 20 artículos derivados de estas financiaciones, es que en 14 de ellos las conclusiones favorecían los intereses de Coca Cola.

De acuerdo a los autores, Carlos Alberto González del Instituto Catalán de Oncología y Juan Pablo Rey, de la Universidad de Sídney, en algunos de ellos la inactividad física es señalada como la principal culpable de la obesidad.

Una de las investigaciones apoyadas por Coca Cola es La pirámide del estilo saludable para niños y adolescentes, de la Universidad Politécnica de Madrid. Como recogía El País, esta entidad había recibido de la empresa de bebidas un total de 243.000 euros.

Segun afirma la guía de vida saludable para niños y adolescentes, y colgada en la web de Coca Cola: 

"A los niños les gusta consumir distintos tipos de bebidas, especialmente las dulces como los zumos y los refrescos. Ello se debe a que tienen una preferencia gustativa por los alimentos dulces y a que sus necesidades energéticas son mayores que las de los adultos. Estas bebidas pueden ser ofrecidas con moderación, pero no deberían ser las únicas que consuman."

Frente a esto, varios estudios recientes advierten de los riesgos para la salud que conlleva el consumo de bebidas azúcaradas.

Pero no era la primera vez que se acusa a la empresa de esta polémica financiación. En 2015, el New York Times, también denunciaba que la marca de bebidas azúcaradas más famosa del mundo, comenzaba a ofrecer apoyo financiero y logístico a Global Energy Balance Network. Una organización sin fines de lucro cuyo mensaje se centra a menudo en denunciar que los estadounidenses se obsesionaban demasiado con cuánto comen y beben y no dan suficiente importancia a temas como hacer ejercicio.

Una empresa valenciana vendió en Reino Unido 24.000 litros de aceite virgen extra falso

Aceite tipos
fcafotodigita/Getty Images

Símbolo indiscutible de la marca España, y pilar básico de la dieta mediterránea, el aceite de oliva es además un mercado jugoso del que algunos han querido aprovecharse.

Así, según se daba a conocer el pasado año, las autoridades españolas investigaban a una empresa valenciana acusada de haber vendido hasta 24.000 litros en Reino Unido de aceite de oliva virgen extra falso. Según la información que se daba a conocer, el aceite en realidad contenía un 30% de aceite de oliva refinado.

Por ley, el aceite de oliva virgen extra no pude contener porcentaje alguno de aceite refinado. Pero a veces esto podría no ser tan habitual en el sector.

El proceso de desodorización del aceite permite eliminar el olor y el sabor de este producto. Al combinar este aceite desodorizado con aceite de olivar virgen extra, en cantidades mínimas de un 40%-60%, es posible hacer pasar en catas y análisis el aceite "adulterado" por auténtico virgen extra y así venderlo como tal.

Los cruasanes arteanales manolitos en realidad llegan congelados desde una fábrica catalana

manolitos
Business Insider España

Si bien este caso está lejos de suponer un riesgo para la salud, sí viene a ejemplificar que muchas veces lo que nos quieren hacer pasar por natural, artesano y tradicional en realidad responde una vez más a producto industrial.

Manolo Manzano es el supuesto creador de los mini cruasanes más populares de Madrid, los manolitos, comercializados en las franquicias bajo el nombre de Manolo Bakes.

Manolo Bakes se enorgullecen de reinventar la pastelería artesanal, pero lo cierto es que todo apunta a que los manolitos poco tienen de artesanales.

Según informaba eldiario.eslos manolitos vienen de una fábrica de Cataluña y llegan congelados a Madrid.

En conversación con eldiario.es, Manolo Manzano  ha asegurado que la receta es suya, pero que los dulces los fabrica Europastry, una multinacional catalana que también provee de bollería a otras cadenas como Granier o Starbucks. Los manolitos llegan congelados a Madrid y solo reciben en la capital un golpe de horno para poder ser consumidos.

Colacao ha dejado de reflejar los nutrientes por cada 100 g para pasar a hacerlo por 100 ml, lo que disminuye la percepción de azúcar que contiene

ColaCao cambia su información nutricinal y parece que contiene menos azúcar
ColaCao/Facebook

Recientemente nutricionistas, consumidores y la propia OCU comenzaban a alertar de que CocaCao había cambiado la forma de comunicar su información nutricional. Frente a la habitual manera de indicar nutrientes cada 100 gr, los botes de ColaCao ahora indican ingredientes por cada 100 ml.

Ahora ColaCao calcula que cada persona echa la misma cantidad de producto a la hora de consumirlo. En concreto la nueva etiqueta marca 14 gramos del polvo en la leche. Así, cada 100 mililítros contienen 9,1 gramos de azúcar. Algo muy distinto a los 70 gramos por cada 100 gramos que se reflejaban con la anterior forma de indicar la información nutricional.

Algo que si bien no es un delito, y está permitido por la ley, claramente parece inducir al engaño al hacer creer que tiene menos azúcar del que en realidad contiene, en un momento precisamente en el que el consumo de azúcar esta en entredicho por sus efectos perjudiciales sobre la salud.

El etiquetado está regulado desde Europa, y establece que en lo relativo a la información nutricional esta "habrá de realizarse obligatoriamente 'por 100 g o por 100 ml' lo que permite la comparación entre productos, permitiendo además la decoración "por porción" de forma adicional y con carácter voluntario.

Leer más:  Esta aplicación te dice si un producto es saludable o no escaneando su etiqueta

En relación a esto  la OCU se ha puesto en contacto con Idilia Foods, la marca responsable de ColaCao y la  Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (AESAN).

Según publica la propia organización en su web, la respuesta de AESAN ontenida concluye que “la información nutricional en los productos a base de cacao en polvo debe facilitarse por 100 g del alimento tal y como se vende. Opcionalmente, además, la información nutricional se podrá facilitar también por porción recomendada y/o por vaso o taza (indicando el volumen y el líquido al que se refiere), y siempre de forma que esta información opcional no induzca a error al consumidor.”

Y además