Cómo exprimir al máximo tu paga extra de Navidad

Jóvenes comiendo.
Getty
  • En Navidad gran parte de los trabajadores españoles cobran una paga extra que viene muy bien para asumir los costes coyunturales, pero no todo el mundo le da un buen uso.
  • A continuación, puedes ver algunas recomendaciones para exprimir esta retribución extraordinaria lo máximo posible y ahorrar.
  • Descubre más historias con Business Insider España.

Comidas, regalos, amigos invisibles, viajes, adornos, gasto de lotería y algún que otro gasto inesperado

El coste extra que suponen las navidades obliga a muchos a sacar papel y lápiz para intentar que los números cuadren, pero no siempre resulta sencillo.

Aquí es donde entran en juego las conocidas como pagas extraordinarias, que pueden insuflar algo de aire fresco a las finanzas personales para aquellos que las cobran. 

Estas son una parte de la retribución salarial de un trabajador que no se cobra mensualmente, sino que se percibe en determinados momentos del año. El artículo 31 del Estatuto de los Trabajadores determina la existencia de dos pagas extra, una en Navidad y la otra cuando se fije por convenio o lo que se acuerde entre empresa y trabajador.

No obstante, existen los casos en los que por convenio colectivo se perciben más de 2 pagas extraordinarias (tres suele ser habitual en muchas empresas) o que estas se paguen de forma prorrateada mes a mes, es decir, cada mes el trabajador cobre la parte proporcional de la paga extraordinaria.

Con el objetivo de reducir al máximo el estrés financiero durante estos días tan señalados, cabe observar cuáles son las principales fórmulas para exprimir al máximo tu paga extra de Navidad y así ahorrar algo de dinero, que nunca viene mal para alcanzar las metas financieras que te propongas en el conjunto del año. 

Fijarse un límite de gasto siempre ayuda para alargar al máximo la paga extra

Si empiezas por saber cuánto puedes gastar es un punto de referencia importante. “Ser conscientes de nuestros números y de cuánto dinero podemos destinar a cada cosa nos evitará muchos sustos y situaciones de estrés”, señalan los expertos de Hastee. 

Algo tan sencillo como anotar todo aquello en lo que tenemos pensado hacer un desembolso (ocio, regalos, traslados, facturas…) bastaría para obtener una cifra aproximada de gasto que nos ayude a planificarnos. 

Una vez tengas los números será mucho más sencillo decidir qué gastar en cada cosa.  Esta práctica puede llevarse a cabo durante todo el año, ya que te ayudará a entender mejor tus hábitos de consumo y a fijar objetivos de ahorro para aplicarlos de cara al año siguiente. 

Transferir la paga extra a una cuenta bancaria aparte y no tocarla a menos que sea imprescindible 

Hay que ser conscientes de que las vacaciones, especialmente las navideñas, se caracterizan por ser una de las épocas de mayor consumo. Sin embargo, también es uno de los momentos en que muchos trabajadores reciben esta paga extra. 

Una de las formas de conseguir alargar más la vida de la paga extraordinaria es, precisamente, apartarla a principios de mes y no tocarla a menos que sea estrictamente necesario. Para esto es muy necesario hacer un presupuesto previo y ajustarse a él lo máximo posible. 

Además de en las compras, piensa también en el ahorro. Puede resultar tentador gastar toda esta retribución extra en los regalos navideños, pero tus cuentas agradecerán que destinemos también una parte para el ahorro personal.  

Reducir el consumo: el control del gasto se impone

Una pauta con la que acompañarla es reducir el consumo, una tendencia que empieza a calar en todos los niveles: desde las instituciones, las empresas y la propia ciudadanía. 

Buscar soluciones creativas para compartir gastos en las celebraciones, comprar solo las cantidades de alimentos necesarios con el fin de que no se generen desperdicios y hacerlo de manera consensuada con la familia o personas cercanas. Es una forma de educar en el control del gasto y de incorporar una mirada más global y empática con el resto de las personas que tienen graves dificultades para sobrevivir día a día.

El pago en efectivo ayuda a que la paga extra pueda durar algo más

Otras de las medidas que pueden ayudar a ahorrar pequeñas cantidades que a la larga pueden convertirse en sumas interesantes son este tipo de gestos.

Pagar en efectivo hace que haya un mejor control sobre las compras que cuando se hace por medios electrónicos donde el gasto queda en cierto modo invisibilizado. Igualmente, apuntar al final del día lo que se ha gastado. 

Es una manera de sacar a la luz los “gastos hormiga”, esos que pasan desapercibidos uno a uno pero que, sumados, se convierten en importantes cantidades que desestabilizan un presupuesto diario o mensual. 

En esta línea, definir una cantidad de dinero concreta a cada gasto antes de realizarlo ayuda a los propósitos finales. Por supuesto, debe hacerse una meticulosa revisión de las facturas de los suministros de luz, gas, y telefonía.

Otros artículos interesantes:

Esta es la hipoteca que puedes pedir si cobras 20.000 euros al año

9 errores comunes que hacen que se disparen tus gastos a la hora de hacer obras en casa

3 principales peligros de no invertir tus ahorros

Te recomendamos

Y además