El 6G llegará antes de que termine la década: cómo llega Europa al próximo gran pulso tecnológico, según el directivo de uno de los mayores laboratorios 5G de España

Arturo Azcorra, vicepresidente de 5TONIC.
Arturo Azcorra, vicepresidente de 5TONIC.

5TONIC

  • El 4G fueron los datos, el 5G la computación y el 6G será un gran almacén: así explica Arturo Azcorra, vicepresidente de 5TONIC, el futuro de las redes inalámbricas.
  • El 5TONIC es un centro de cocreación fundado por Telefónica e IMDEA Networks para colaborar con grandes marcas en el despliegue y desarrollo de las redes.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Arturo Azcorra es catedrático en la Universidad Carlos III de Madrid, director del IMDEA Networks y también vicepresidente de 5TONIC, un centro de cocreación que puso en marcha Telefónica con el instituto tecnológico madrileño y que ya está investigando el 6G.

"Los sistemas 5G ya son conocidos por todo el mundo y nosotros somos líderes en ese campo porque lo empezamos a investigar en 2013, cuando todavía había grandes retos tecnológicos por delante", detalla en una entrevista con Business Insider España

"Cuando planeábamos trabajar para conseguir una latencia de un milisegundo muchos nos decían que era una locura, que era imposible. Ahora estamos cerca de lograrlo. Cuando planteábamos velocidades de 1 gigabit por segundo en canales de 90 MHz nos decían lo mismo, que era imposible, que solo se lograría en un laboratorio, que a las ciudades no se iba a poder llevar", cuenta.

Varios especialistas detallaron en un artículo de Bloomberg del que se hizo eco este medio que los primeros frutos del 6G podrían llegar en unos 15 años.

6G comercial en 2029

Pero Azcorra cree que esas son unas previsiones "pesimistas".

"Van muy tarde. Normalmente cambiamos de generación móvil cada 7 años, piensa en lo que se tardó en pasar del 1G al 2G o al 3G. Son unos 7 años desde que se empieza a investigar hasta que llegan los primeros productos comerciales", continúa.

Unos productos comerciales, incide el experto de 5TONIC, que es cuando para los especialistas como él se marca el hito. "Es cuando para nosotros un sistema como el 5G es realidad: cuando pasamos de la ciencia, la experimentación y la innovación a un uso comercial, a un producto que ya se vende".

Europa quiere que el 20% de los procesadores a nivel mundial se fabriquen en el continente: los objetivos de la nueva Agenda Digital 2030 de la Comisión

Por eso Azcorra acerca mucho la fecha en la que se empezará a hablar del 6G y de sus posibilidades. "2029". Funda sus opiniones en hechos recientes, como que el laboratorio 5TONIC ha pasado a formar parte del Hexa-X, un consorcio impulsado por la Unión Europea del que forman parte 25 socios —entre ellos miembros del laboratorio, como Telefónica, Ericsson o la propia Carlos III de Madrid—.

Un proyecto, resume el vicepresidente de 5TONIC, que cuenta con 12 millones de euros de financiación. El buque insignia del I+D+i en el desarrollo de nuevas redes de telecomunicaciones para Europa. Con una duración de 30 meses, Hexa-X, liderado por organizaciones como Nokia o la propia Ericsson, explora cómo serán las redes de telecomunicaciones más allá del 5G.

En qué se diferenciará el 6G del 5G o del 4G

¿Y cómo serán? "El 4G fueron los datos, lo que quería era transportar grandes caudales de datos sobre redes móviles. 5G fue la computación y el control: lo que perseguíamos era tener una infraestructura que diese servicios de cómputo y de control en dispositivos y en tiempo real, para robots, coches y aviones".

En definitiva, el 5G quería "convertir una red, un sistema para transportar datos, como el 4G, en un gran cerebro de control para todo tipo de servicios y aplicaciones, incluyendo aplicaciones en tiempo real".

¿El 6G? Azcorra dice que va a ser sobre "los datos y la personalización". "Una inmensa plataforma de gestión de datos. Todos esos datos que vamos a tener los vamos a querer explotar y gestionar con técnicas de data analytics, de inteligencia artificial. Por supuesto, el 6G mejorará el caudal de la red, el retardo, la fiabilidad y la computación", resume.

"Pero conceptualmente, el gran cambio que persigue el 6G es convertirse en un inmenso almacén, gestor y explotador de datos".

Europa quiere estar en la carrera

6G Europa.

Comisión Europea

No en balde, el 5G ya está entrando en la vida real de muchas organizaciones y compañías. La Unión Europea quiere batallar esta guerra. El comisario de Mercado Interior de la Comisión Europea, Thierry Breton, fue muy tajante: Europa ya se ha perdido la primera oleada de los datos personales y no se puede permitir perderse la de los datos industriales.

El 5G va a generar múltiples oportunidades y es precisamente eso lo que va a poner a Europa en el mapa del desarrollo tecnológico a nivel global, o eso esperaba en una entrevista con Business Insider España la exministra de Educación Pilar del Castillo, ahora eurodiputada y presidenta del Intergrupo de la Cámara Europea sobre digitalización e IA.

El despliegue del 5G es una oportunidad de oro para que Europa se iguale a EEUU y China en la carrera tecnológica, según la exministra Pilar del Castillo

En ese sentido, Azcorra es muy claro. La batalla por el 5G ya ha sido un enorme pulso. El 6G también será "una inmensa pugna". "Un pulso entre Europa, Estados Unidos y Asia".

Se detiene. Muchos especialistas hablan del tercer frente como China. "Pero hay que contar también con Corea y Japón". "Hablar de China es razonablemente correcto", matiza. "Pero estos son los tres grandes players de la pugna por el 6G: Estados Unidos, Asia y Europa".

Europa no quiere quedarse atrás en la carrera por el 6G y a principios de marzo la propia Comisión anunciaba que había adoptado una propuesta para la Joint Undertaking on Smart Networks and Services, una iniciativa para generar un nuevo consorcio que empuje este desarrollo y que contará con 900 millones de euros públicos de financiación, y persigue reunir 5.000 millones de capital privado.

"Va a haber un gran programa de investigación europeo en 6G", insiste Azcorra.

Cocreación vs. innovación abierta

En el despliegue del 5G y el desarrollo del 6G, 5TONIC seguirá jugando un papel imprescindible. Pero para entender el rol del laboratorio, Arturo Azcorra explica cuál es la diferencia entre un centro de innovación en abierto y un centro de cocreación.

"La innovación en abierto es un concepto más implantado: fundamentalmente, una gran empresa, en lugar de intentar desarrollar toda su innovación in house en sus laboratorios, todo confidencial y secreto, lo que hace es abrir todo su esquema de innovación. Crea así un ecosistema a su alrededor", expone. "Establece una serie de colaboraciones con entidades académicas y pequeñas empresas, pero es un ecosistema muy centralizado".

Aunque hay excepciones en la innovación en abierto. "Hay empresas que lo centralizan mucho pero otras que lo abren incluso más, mediante una suerte de concursos públicos. Piden, por ejemplo, quién le podría fabricar un material con determinadas características, como una flexibilidad, menor peso, y con determinada capacidad de tracción porque, por ejemplo, será para un componente de un satélite", ejemplifica Azcorra. "Quien lo consiga le pago 10.000 euros".

Por qué el creador de internet tal y como hoy lo conoces exige a Europa que el acceso a la red sea un derecho fundamental

"Los esquemas de innovación en abierto tienen una limitación: están totalmente centralizados en una determinada empresa y no valen para esquemas multidisciplinares", lamenta. "¿Qué pasa cuando necesitas conductos de goma, procesadores? A eso responde la cocreación".

Los centros de cocreación nacen "cuando varias entidades se reúnen aportando cada una su expertise para innovar, y así todas ellas se benefician". "Esto solo se consigue en campos muy complejos en los que no sería posible trabajar de forma centralizada".

El papel de 5TONIC

El 5G es uno de esos campos complejos. "Requiere de tecnologías de electromagnetismos, fabricantes de antenas, software, virtualización, acceso al medio, computación, procesadores, inteligencia artificial...". "No hay ninguna empresa, por enorme que sea, que pueda hacer esto por sí sola".

Por eso Telefónica e IMDEA fundaron 5TONIC, atrayendo varios miembros al proyecto. "Un gran fabricante de componentes de teleco, como Ericsson; un fabricante de procesadores, como Intel; un fabricante de antenas y equipamiento electromagnético, como CommScope, líder en su campo; un desarrollador tecnológico horizontal, como InterDigital; un integrador de sistemas y desarrollador de software, como Altran; y dos entidades académicas punteras en 5G, como el propio IMDEA y la Universidad Carlos III de Madrid".

El miedo al desarrollo tecnológico solo va a provocar "caos, frustración y retraso", según una alta directiva de Huawei

Son los miembros de 5TONIC los que abren las puertas del centro de cocreación a empresas colaboradoras y a proyectos concretos. Mucha gente llega al laboratorio proponiéndose porque quiere aprender sobre 5G. Pero a 5TONIC no se viene a aprender. En cuanto a los proyectos que se presentan, estos suelen venir también de la mano de los miembros y consiguen el respaldo de todo el laboratorio.

"Tienen que traer una propuesta interesante", resume Ignacio Berberana, responsable técnico de 5TONIC. La propuesta se discute en la junta del centro y si se cuenta con los recursos, se aprueba.

"Son con los resultados de las investigaciones con los que podemos hacer más cosas", apostilla Azcorra. Desde 5TONIC también se hacen formaciones, colaboraciones y se desarrollan prototipos. "La investigación no es el final del camino. Es el inicio".

Otros artículos interesantes:

Granjas de cerdos y minas de carbón en China: los negocios en los que Huawei apuesta por las restricciones que le impiden acceder a componentes 5G

No hay duda: las 'Big Tech' ven el 5G como la tendencia tecnológica que marcará 2021

11 fechas que marcarán la economía española en 2021, desde el fin de los ERTE hasta el final del calendario de vacunación del coronavirus