Estos son los bonus que cobran los inspectores de Hacienda y que suponen un 25% de su salario anual

Oficina de la Agencia Tributaria.
Oficina de la Agencia Tributaria.

Hacienda ha tenido que desvelar el sistema de bonus que cobran sus inspectores, uno de los secretos mejor guardados del sistema de trabajo de este organismo.

La Agencia Tributaria ha transmitido esta información a la Asociación Española de Asesores Fiscales (Aedaf), después de la orden emitida por el Juzgado Central de lo Contencioso Administrativo número 4 de Madrid.

Estos complementos se basan en una retribución variable que exige un mínimo de actuaciones al año, tal y como ha publicado Expansión.

Este bonus se modula al alza según la calidad, la agilidad y la complejidad de dichas actuaciones. También castiga la demora de los inspectores a la hora de resolver un caso.

Cuidado si tienes dinero debajo del colchón: Hacienda sospechará de ti cuando hagas estas operaciones

Otro aspecto relevante es que el sistema de bonus premia los acuerdos con el contribuyente, y además limita el peso del volumen monetario que se liquida en estas pagas.

Se trata de un incentivo para mejorar la productividad de los trabajadores de Hacienda, pero que hasta ahora se había mantenido en secreto.

Estos son los complementos de salario de los inspectores de Hacienda

El sueldo medio de los inspectores de Hacienda se encuentra en los 60.000 euros brutos anuales. Estos bonus de efectividad pueden suponer un 25% del salario anual, según Expansión.

Estos datos difieren con los de Hacienda. La Agencia Tributaria estima que el complemento suma 1,4 euros de cada 100 de la retribución total del inspector.

Los bonus salen de una bolsa de trabajo. El importe es fijo cada año y se reparte de la siguiente forma: un 70% según el puesto de trabajo y un 30% que depende de la eficacia de los inspectores.

Para medir esta eficacia, la Agencia Tributaria utiliza 4 coeficientes de calidad y productividad:

  • Coeficiente de calidad: el bonus se mide al alza o a la baja dependiendo de la agilidad de las actuaciones; si el inspector culmina su trabajo con 6 meses de antelación al plazo máximo (18 meses en general y 27 en las grandes empresas) será premiado, pero si apura por debajo de los 3 meses de margen, el complemento será menor.
  • Uso de técnicas: Hacienda aumenta el bonus si el inspector ha usado ciertas técnicas informáticas para detectar fraudes en la economía sumergida. 
  • Reducción de la conflictividad: premia a los inspectores que llegan a un acuerdo con el contribuyente, sobre todo si consiguen el pronto pago y evitan juicios.
  • Actuaciones concretas: valora el importe que se regulariza, el descubrimiento del fraude y el cumplimiento final del pago de impuestos de la persona investigada.

Hay que aclarar que los inspectores no eligen sus actuaciones ni los contribuyentes a los que investigan. Esta labor depende del Inspector Jefe.

El baremo exige un número concreto de actuaciones al año por parte de los inspectores, aunque la cifra no ha sido revelada.

Desde Hacienda aclaran que este sistema de bonus sólo es un método para fomentar la agilidad y eficacia de sus funcionarios.

Otros artículos interesantes:

Cómo declarar los planes de pensiones con el nuevo modelo 345 de Hacienda

Cómo reclamar a Hacienda si te ha devuelto menos dinero en la declaración de la renta

Consejos para pagar menos impuestos al vender una casa

Te recomendamos