La falta de sueño a partir de los 50 años te puede costar caro: más riesgo de diabetes, problemas cardíacos o cáncer

insomnio, dormir poco, sueño, cansancio

La falta de sueño es un problema serio de salud pasada la mediana edad. Según una nueva investigación, dormir menos de 5 horas diarias pasados los 50 conlleva un 40% más de probabilidades de desarrollar al menos dos enfermedades graves como afecciones cardíacas, cáncer o diabetes.

No descansar lo suficiente también aumenta el riesgo de muerte prematura en un 25% a partir de esa edad, según las conclusiones del estudio realizado por investigadores de la University College de Londres.

?A medida que las personas envejecen, sus hábitos de sueño y su estructura de sueño cambian. Sin embargo, se recomienda dormir de 7 a 8 horas por noche, ya que las duraciones de sueño por encima o por debajo se han asociado previamente con enfermedades crónicas individuales", señala en nota de prensa Severine Sabia, del Instituto de Epidemiología y Salud de la UCL e Inserm, Université Paris Cité.

?Nuestros hallazgos muestran que la corta duración del sueño también se asocia con multimorbilidad", añade Sabia, autora principal del trabajo publicado en PLoS Medicine.

¿Cómo de malo es no dormir lo suficiente?

La investigación ha analizado el impacto de la duración del sueño en la salud de más de 7.000 hombres y mujeres de 50, 60 y 70 años de edad, del estudio de cohorte Whitehall II.

Se ha examinado la relación entre el tiempo que ha dormido cada participante, la mortalidad y si habían sido diagnosticados con 2 o más enfermedades crónicas (multimorbilidad), como enfermedades cardíacas, cáncer o diabetes, en el transcurso de 25 años.

A los 60 años, los que dormían 5 horas o menos por noche tenían un 32% más de probabilidades de tener multimorbilidad respecto de aquellos que afirmaban dormir 7 horas. El riesgo aumentó al 40% a los 70 años. Un sueño breve a los 50 años se asoció con un 20% más de probabilidades de desarrollar una enfermedad grave.

 

?Dormir lo suficiente permite que el cuerpo descanse", matiza Jo Whitmore, enfermera cardíaca sénior de la Fundación Británica del Corazón."Hay muchas otras formas en que dormir mal podría aumentar el riesgo de enfermedad cardíaca o ictus, incluso al aumentar la inflamación y aumentar la presión arterial".

Los investigadores apuntan en sus conclusiones que la duración del sueño por debajo de las 5 horas guarda relación con un aumento del 25% en el riesgo de mortalidad durante los 25 años de seguimiento. Según el estudio, puede explicarse por el hecho de que la duración breve del sueño aumenta el riesgo de enfermedades crónicas, incrementando con ello el riesgo de muerte.

No se detectó una relación clara entre dormir más de 9 horas cada noche y la multimorbilidad en individuos sanos. Sin embargo, en aquellos que ya tenían un diagnóstico de una enfermedad crónica el riesgo de desarrollar otra enfermedad se disparó al 35%.

Cómo lograr dormir lo suficiente

?Para garantizar una mejor noche de sueño, es importante promover una buena higiene del sueño, como asegurarse de que el dormitorio esté tranquilo, oscuro y con una temperatura agradable antes de dormir", aconseja Sabia.

11 claves para dormir mejor, según la ciencia

También es recomendable evitar las comidas copiosas antes de acostarse, y dejar los dispositivos electrónicos a un lado, recomienda asimismo la experta. Se sabe que la luz azul de las pantallas reduce la cantidad de melatonina, la hormona responsable del sueño y acelera el envejecimiento.

"La actividad física y la exposición a la luz durante el día también podrían promover un buen sueño?, añade.

Otros artículos interesantes:

El patrón de sueño que seguían tus ancestros no era de 8 horas seguidas, lo que podría dar pie a pensar que hay otras formas saludables de dormir

Dormir pocas horas a partir de los 60 años pone a tu cerebro en grave peligro, según este reciente estudio

Dormir poco es malo, pero dormir mucho... ¡puede ser peor!

Te recomendamos