Cambios para las empresas, pero no para los trabajadores: así serán las condiciones de los ERTE tras su ampliación hasta septiembre

Un trabajador desinfecta una zona de piscinas en un hotel de Palma de Mallorca
REUTERS/Enrique Calvo
  • Los Ministerios de Trabajo y Economía Social y de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones han acordado este jueves con los agentes sociales las nuevas condiciones para extender los beneficios de los ERTE hasta el próximo 30 de septiembre.
  • El Consejo de Ministros aprueba este viernes en una reunión extraordinaria la prórroga de los ERTE y de la prestación extraordinaria para autónomos afectados por el coronavirus.
  • Entre las nuevas condiciones de los ERTE, figura la reducción progresiva de la cobertura estatal de las cuotas a la Seguridad Social de las empresas y la prohibición de contratar o hacer horas extra y establece las medidas a aplicar en caso de un rebrote de la pandemia.
  • Respecto a los trabajadores, se mantienen las condiciones en las que perciben la prestación por desempleo durante la vigencia del ERTE.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Finalmente, el Gobierno y los agentes sociales cerraron este jueves el acuerdo para la prórroga de los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) hasta el 30 de septiembre tras varias semanas de negociaciones. Así, las 3 partes han llegado a un consenso sobre las condiciones para ampliar estas medidas de apoyo a empresas y trabajadores afectados por el coronavirus a 4 días de que venciese la anterior prórroga, pactada en mayo.

De hecho, la primera prórroga de los ERTE acordada el mes pasado por Trabajo, las patronales y los sindicatos finaliza el próximo martes, pese a que actualmente cubre a más de 2 millones de trabajadores, según Financial Times, que destaca que en el punto álgido de la pandemia en España, hasta 3,5 millones de personas cobraron un 70% de su salario de las arcas públicas.

Leer más: 20 claves para entender cómo funcionan los ERTE durante la pandemia de coronavirus

El acuerdo ha sido rubricado por los ministros de Trabajo, Yolanda Díaz, y de Seguridad Social, José Luis Escrivá, los secretarios generales de CCOO, Unai Sordo, y UGT, Pepe Álvarez, y los presidentes de CEOE, Antonio Garamendi, y de Cepyme, Gerardo Cuerva, previo a su aprobación en Consejo de Ministros extraordinario este viernes. Tras la reunión, Díaz ha destacado la voluntad de acuerdo de las partes y el valor del diálogo social para reactivar la economía.

Por su parte, Antonio Garamendi ha asegurado esta mañana en Onda Cero que "en las negociaciones todos nos dejamos pelos en la gatera", en referencia a las cesiones de la patronal en el diálogo con Gobierno y sindicatos y ha destacado que las negociaciones continuarán a partir de septiembre, cuando venza la vigencia de los ERTE y pueda comprobarse el efecto de esta prórroga en el repunte de la actividad en julio.

¿Qué condiciones cambian con la prórroga de los ERTE?

Las declaraciones de Garamendi sobre la negociación se refieren a los desencuentros entre el Gobierno y los agentes sociales, que reclamaban ampliar los ERTE hasta el 31 de diciembre y, en el caso de CEOE y Cepyme, rechazaban los porcentajes propuestos por Trabajo para ir reduciendo paulatinamente el apoyo estatal en el pago de cuotas a la Seguridad Social de las empresas acogidas a este régimen.

Sin embargo, como ha reconocido el líder de la patronal, ambas partes han acabado por una solución de consenso que incluye cesiones por ambas partes. De este modo, la vigencia de los ERTE concluirá el 30 de septiembre y no a finales de año, aunque no se descarta una nueva prórroga, dado que el acuerdo firmado este viernes también incluye medidas a aplicar en caso de un rebrote de la pandemia.

En caso de que los contagios por coronavirus vuelvan a repuntar, el acuerdo entre Gobierno y agentes sociales estipula que las empresas ya han reabierto pero que tengan que volver a cerrar por este motivo podrán acogerse a un ERTE de fuerza mayor total que les permitiría disfrutar de una cobertura estatal del 80% en las cuotas a la Seguridad si tienen menos de 50 empleados y del 70% si superan esa cifra.

Leer más: El Banco de España pide reformar el mercado laboral y urge a prolongar los ERTE y los estímulos fiscales

Respecto a la retirada progresiva de las exoneraciones de cuotas a las empresas en ERTE, la patronal ha conseguido mejoras en los porcentajes inicialmente propuestos. Así, el acuerdo establece que las empresas con menos de 50 trabajadores se ahorrarán el 70% de las cotizaciones de sus empleados en julio y un 60% en agosto, 10 puntos más de lo que inicialmente había planteado Trabajo, mientras que en septiembre se les exonerará un 35%, 5 puntos menos.

En el caso de las empresas a partir de 50 trabajadores, los porcentajes se reducirán paulatinamente del 50% en julio al 40% en agosto y al 25% en septiembre, lo que mejora en 15 y 10 puntos la propuesta inicial del Gobierno. Mientras, el acuerdo ha incluido finalmente que los ERTE por causas objetivas se beneficien también de exenciones de cuotas, algo que hasta ahora se reservaba solo para los de fuerza mayor.

Además, en las pymes de menos de 50 empleados, los ERTE por causas objetivas y los de fuerza mayor en los que algunos trabajadores ya se hayan reincorporado contarán con exoneraciones del 60% de la cuota de los trabajadores recuperados y del 35% para los que aún se mantengan con su empleo suspendido, mientras que en las que superen los 50 trabajadores los porcentajes serán de un 40% y un 25%, respectivamente.

En cuanto a las incompatibilidades de los ERTE, el acuerdo mantiene la obligación para las empresas que se acojan a las exoneraciones de mantener el empleo durante un período de 6 meses, al igual que la prohibición de realizar despidos o repartir dividendos, en este caso, solo si tienen más de 50 empleados, mientras el ERTE esté en vigor y la exclusión de las empresas radicadas en paraísos fiscales.

Leer más: Francia no rescatará a las empresas registradas en paraísos fiscales, siguiendo los pasos de Dinamarca y Polonia, por la crisis del coronavirus

Además, el acuerdo de prórroga de los ERTE hasta septiembre establece que los empleados de empresas en cualquier tipo de ERTE no podrán realizar horas extra, mientras que a las compañías no se les permitirá "nuevas contrataciones laborales, directas o a través de empresas de trabajo temporal (ETT), ni que establezcan nuevas externalizaciones, durante la vigencia de los ERTE", como asegura el comunicado de Trabajo.

En lo que respecta a las condiciones de los ERTE para los trabajadores, el acuerdo mantiene las condiciones de acceso a las prestaciones por desempleo asociadas a este régimen hasta el 30 de septiembre, lo que supone que no se pedirá cotización mínima ni habrá que cumplir periodo de carencia. En este terreno, la novedad se refiere a los trabajadores fijos discontinuos, que disfrutarán de sus prestaciones hasta el 31 de diciembre.

LEER TAMBIÉN: He probado Echo Auto y tengo claro que es el copiloto perfecto: música, indicaciones e incluso control de tu hogar desde el coche y solo con la voz

LEER TAMBIÉN: Las 14 grandes empresas que prevén despedir a más de 100.000 trabajadores en Europa a causa del coronavirus

LEER TAMBIÉN: Por qué ahorrar 5 euros al día es mejor que apartar 150 euros cada mes para tus finanzas personales

VER AHORA: Los 3 escenarios que maneja el grupo hotelero Palladium en 2021 tras la debacle turística por la pandemia

    Más:

  1. Coronavirus
  2. Empresa
  3. Trabajo
  4. Crisis
  5. Gobierno de España
  6. Sindicatos
  7. Trending
  8. Top