Suecia no ve evidencias de que la inmunidad colectiva sea efectiva para detener el virus

Un hombre con mascarilla pasea en Estocolmo (Suecia)
Reuters
  • El principal epidemiólogo sueco ha advertido que hay poca evidencia de que la inmunidad colectiva esté ayudando al país a combatir el virus. 
  • El país nórdico optó por evitar el confinamiento y apostar por medidas voluntarias, lo que le convirtió en un caso de prueba para observar la efectividad o no de esta teoría.
  • No obstante, dado el aumento de casos, Suecia ha tenido que rectificar y limitar los encuentros a 8 personas. 
  • Descubre más historias en Business Insider España.

El principal epidemiólogo de Suecia ha explicado que hay poca evidencia de que la inmunidad colectiva esté ayudando al país a combatir el virus, según recoge Bloomberg

"El tema sobre la inmunidad colectiva es difícil", explicó Anders Tegnell en una sesión informativa en Estocolmo el pasado martes. "No vemos signos de inmunidad en la población que estén frenando la infección". 

Los suecos han estado más expuestos al virus que las regiones vecinas y uno de cada 3 habitantes de Estocolmo ha desarrollado anticuerpos, según las cifras de los análisis publicados esta semana. Esto se produce después de que el país optara por evitar el confinamiento y confiase en medidas voluntarias. 

Tegnell ha dicho en ocasiones anteriores que la inmunidad colectiva es difícil de medir e incluso ha cuestionado las cifras oficiales. 

Las autoridades suecas han insistido en que la inmunidad no es un objetivo político, pero la exposición del país al virus lo ha convertido en caso de prueba con el que observar la teoría. 

Un estudio reciente de la OCDE apunta que Suecia se encuentra entre las naciones más afectadas de Europa, de acuerdo con las tasas de mortalidad e infección por COVID. Además, es el país más lento a la hora de contener la transmisión. 

Suecia se ha visto obligada recientemente a recalibrar su enfoque contra el virus, ya que la tasa diaria de casos ha superado los 7.000. 

A principios de mes, en lo que el primer ministro Stefan Lofven denominó un paso "sin precedentes", los suecos ya no podrán reunirse en público en grupos de más de 8. Asimismo, la venta de alcohol está prohibida después de las 10 de la noche. 

Suecia pasa del rechazo a los confinamientos contra el coronavirus a recomendaciones más estrictas ante el aumento de casos

Las nuevas restricciones se producen en medio de advertencias sobre las saturación de las camas de cuidados intensivos en el país. Mientras, las autoridades suecas han pedido cautela a la hora de poner demasiado peso en la llegada de una posible vacuna. 

“No se debe tomar el hecho de que faltan unos meses para una vacuna como un indicio de descuido con las medidas”, apuntó Thomas Linden, jefe de departamento de la Junta Nacional de Salud y Bienestar de Suecia. 

LEER TAMBIÉN: 3 gráficos revelan qué piensa cada país sobre la vacuna contra el coronavirus: los españoles están más preocupados por los efectos secundarios, pero hay menos antivacunas que en Italia, Francia o Suecia

LEER TAMBIÉN: Suecia sigue sin recomendar el uso de las mascarillas, a pesar de las advertencias de la OMS y del aumento de casos

LEER TAMBIÉN: Suecia presume del éxito de su controvertida estrategia sin confinamiento ante el coronavirus, pero el país sigue teniendo una de las tasas de mortalidad más altas del mundo

VER AHORA: Los mejores virales de TikTok en 2020