Telepizza lanzará el 'take away' desde el coche para garantizar la seguridad durante la pandemia a medida que las ventas de la compañía cogen aire, según su directora de Personal

Una empleada de Telepizza

EP

  • Telepizza refuerza la seguridad tanto en sus cocinas como en la entrega por la pandemia del coronavirus y lanzará un servicio de recogida de pedidos en el coche.
  • La compañía ha sufrido el impacto de las restricciones por el coronavirus pero asegura que, desde la desescalada, ha recuperado cifras positivas.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Telepizza refuerza su seguridad tanto en sus cocinas como en la entrega por la pandemia del coronavirus. No solo en la relación con el cliente para “garantizar que el contacto con él sea cero, sino también con los empleados y franquiciados”, señala en una entrevista con Business Insider España, Carmen López, directora de People EMEA y HRI's Global de Food Delivery Brands, la compañía matriz. 

En un primer momento, Telepizza ha visto cómo la pandemia dejaba sus establecimientos sin clientes y su negocio dependiente de la entrega a domicilio. Las ventas de la compañía se vieron impactadas por la pandemia y las restricciones a la movilidad. "En Food Delivery Brands hemos tenido que adaptarnos a las nuevas exigencias. Afortunadamente, el servicio de delivery siempre estuvo habilitado, lo cual nos permitió mantener nuestra actividad en todo momento", detallan fuentes de la compañía a Business Insider España. "Sin embargo, desde que comenzó la desescalada nuestro ritmo de negocio ha ido recuperando su fuerza y actualmente registramos cifras positivas".

El grupo ha instalado protocolos para evitar el contacto entre repartidores y clientes utilizando unos soportes reutilizables sobre los que se deja el pedido. Pero en un paso más, la compañía avanza que pronto presentará un nuevo modelo de take away.

Así lo confirma su responsable de personal: “Ahora trabajamos en un proyecto de recogida desde el coche”, adelanta a este medio Carmen López. Se trata de un sistema con el que la compañía pretende que el cliente pueda realizar el pedido a través de la web o de atención telefónica para, más tarde, acercarse al punto de venta, donde un empleado de Telepizza se lo entregará en el mismo vehículo. 

La directiva de Telepizza matiza que no se trata de una transformación de las tiendas sino que se incluye un nuevo sistema de entrega buscando que el contacto con el cliente sea cero. “Antes había habilitado un espacio a la entrada del local específico para la entrega”, dice López, que señala que con este modelo un trabajador de la compañía saldrá del establecimiento para entregar el pedido en el coche. 

Estas 15 empresas de las que nunca has oído hablar controlan las cadenas más populares de España, desde Burger King a La Tagliatella

Mediciones de temperatura, gel hidroalcohólico, guantes, pantallas, mascarillas y demás medidas se instalaron en las tiendas de la compañía para garantizar la seguridad de los empleados en la cocina. Y si el protocolo se veía endurecido en países con mayor incidencia como España, la compañía mantuvo el mismo nivel de exigencia en el resto de mercados “haciendo adaptaciones a la legislación”, resume la responsable de personal de Telepizza. 

De hecho, López señala que uno de los principales retos radica en “mantener los más altos estándares de seguridad en toda la cadena de valor, desde las fábricas, donde se elabora la materia prima, hasta la tienda y el cliente”. En este sentido, desde la compañía señalan que gracias a la "coordinación con nuestros proveedores, no hemos sufrido cortes en la cadena de suministro".

En las fábricas los protocolos sanitarios son incluso más rígidos, extremando las medidas de limpieza y desinfección de todo el sistema de producción. “Hemos extremado precauciones en todo”, dice López. “Hemos modificado los hábitos de limpieza en fábrica para que sean estrictos”. 

En este sentido, la responsable de personal reconoce que los gastos operativos de la compañía han aumentado por los mecanismos de prevención: “Ahora mismo tenemos que utilizar protección que antes no era necesaria”, dice López.

Vicky Foods, el dueño de Dulcesol, pone el foco fuera de España: su objetivo es que el exterior aporte el 75% de los ingresos y no descarta abrir fábricas en EEUU o China

En lo que respecta al trabajo de oficina, Telepizza optó por el teletrabajo y no ha vuelto a los servicios presenciales. Para fomentar la buena operativa dentro de la compañía, Telepizza ha implementado un protocolo llamado We Work Smart. Se trata de un modelo de trabajo que procura “fortalecer el trabajo en equipo, la comunicación entre departamentos y áreas de la compañía”, explica López. 

El grupo ya contaba con una política establecida de trabajo a distancia a través del programa de conciliación de vida familiar y laboral. “Esta situación nos ha ayudado a entender que esta forma de trabajar es posible. A poner en marcha la digitalización, las formaciones online, seminarios y fomentar las políticas de desconexión digital”.

En clave de futuro, López considera que hay transformaciones que se van a mantener, como el teletrabajo, pero también otros mecanismos de compra digitalizada que seguirán la línea del nuevo modelo de take away por implantar por parte del grupo. 

La directiva de la compañía explica que el proceso de contratación durante estos meses de pandemia ha sido atípico. No se han realizado entrevistas presenciales y el recibimiento del contratado ha variado: “El personal de tienda o fábrica tiene que personarse en el puesto de trabajo para su formación y ahí seguimos aplicando protocolos de bienvenida”, detalla López. “No estamos recibiendo nuevos empleados en oficinas sino que hacemos presentaciones y formaciones por videoconferencia”.

Lidl desbanca a Día y ya es la tercera cadena de supermercados en España por cuota de mercado

Si bien Telepizza ha acusado una caída en las ventas durante los meses de pandemia lo cierto es que cada centro de trabajo afronta una situación distinta. Se han visto más afectadas las tiendas de las zonas turísticas, donde han tenido que adecuar su plantilla a las circunstancias y la actividad.

La compañía se acogió a un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) el pasado abril. “Las circunstancias en el país no dejaban otra opción. Nuestra venta en el local y para llevar se vio reducida a cero y las ventas del delivery se vieron resentidas inicialmente”, dice la responsable de Recursos Humanos del grupo. La plantilla ya se ha incorporado al 99,9% a falta de algunos empleados de Pizza Hut que faltan por reintegrarse. 

Para el 2021, López estima que Telepizza seguirá manteniendo los estándares de seguridad en su nivel más alto “tanto internamente como con empleados y clientes”. La directiva señala que la compañía continúa cubriendo necesidades internas y legislativas así como “revisando los protocolos para adecuarlos a la crisis sanitaria. Hemos reforzado el trabajo con nuestros empleados para garantizar el bienestar de las personas, tanto con establecimientos propios como franquiciados”.
 

LEER TAMBIÉN: El ránking de los supermercados con más cuota de mercado en España: Mercadona está cada vez más lejos del resto

LEER TAMBIÉN: Los expertos estiman que Telepizza tiene un potencial de crecimiento del 20% en bolsa

LEER TAMBIÉN: El plan millonario de Papa John's para liquidar a Telepizza y Domino's

VER AHORA: José Miguel Aparicio, CEO de Audi España: “Los vehículos se van a transformar en plataformas de software que nos conectarán con nuestros clientes”