Trabajadores de Google en 10 países se alían para reclamar un giro ético a la compañía: así está poniendo en alerta a las multinacionales tecnológicas el sindicalismo transfronterizo

Trabajadores de Google, durante una concentración contra el acoso en la compañía

Reuters

  • Los trabajadores de Alphabet, la matriz de Google, en 10 países se alían para reclamar un giro ético a la compañía, mejorar sus condiciones laborales y "abordar los problemas sociales causados por la concentración cada vez mayor del poder empresarial".
  • Esta alianza no incluye por el momento a ningún sindicato español, aunque sí hay representación española en el sindicato internacional de trabajadores de Amazon.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Los trabajadores del sector tecnológico comienzan a organizarse a escala internacional para defender sus derechos laborales y reclamar una gestión más ética y responsable por parte de las compañías en las que trabajan. Así, los trabajadores de Alphabet, la matriz de Google, han anunciado que la creación de un sindicato internacional, tras un movimiento similar por parte de los empleados de Amazon el pasado mayo.

Asi, a finales del mes pasado, representantes de 13 sindicatos de 10 países anunciaron la creación de una nueva alianza internacional, denominada Alpha Global, con la que buscan mejorar las condiciones laborales de "empleados, temporales, proveedores y contratados" y construir una empresa "más ética y responsable" ante el giro monopolista de la compañía que dirige Sundar Pichai.

Google monitoriza los correos electrónicos de su personal en busca de lenguaje "alborotador" a los pocos días del nacimiento de su primer sindicato

La declaración de principios de Alpha Global señala que Google "es un lugar al que muchos trabajadores y trabajadoras vinieron para cambiar el mundo, para hacerlo más democrático, sólo para encontrar a Alphabet suprimiendo la libertad de expresión y tomando medidas drásticas contra la organización de los trabajadores, a la vez que consolida el poder monopolístico".

Un movimiento "por todos los trabajadores de la tecnología"

Entre sus compromisos, la alianza sindical de Alphabet se ha comprometido a "crear una estrategia común" que respalde tanto las reclamaciones nacionales como sus metas comunes, "trabajar codo con codo para crear organizaciones locales que reflejen los valores e intereses de los empleados" y sumar a más sindicatos a su "movimiento por los trabajadores de Alphabet y por todos los trabajadores de la tecnología".

Este movimiento parte de la creación en noviembre de Alphabet Workers Union (AWU), un sindicato minoritario que representa a los empleados de la matriz de Google en EEUU y Canadá y que supone la primera agrupación de este tipo en Silicon Valley. Sin embargo, su origen está en las protestas de los trabajadores de Google contra el acoso sexual en la compañía y posteriormente contra su trabajo para la autoridad fronteriza de EEUU.

Posteriormente, ante el incremento de afiliados de AWU desde 230 empleados a más de 700 en una semana, según The Verge, el movimiento de los empelados de Alphabet ha crecido hasta abarcar a trabajadores de EEUU, Canadá, Alemania, Suiza, Reino Unido o Suecia. Sin embargo, todavía no está presente en España, donde Google contaba con en torno a 200 trabajadores de los casi 120.000 que tiene en todo el mundo.

Alpha Global está afiliada a la federación UNI Global Union, que representa a más de 20 millones de trabajadores del sector de servicios, tecnología y comunicaciones en 150 países del mundo. Su secretaria general, Christy Hoffman, aseguraba tras su creación que "los problemas en Alphabet, y los que crea la propia compañía, no se limitan a un solo país y deben abordarse a escala global".

Hoffman afirma que los trabajadores de la matriz de Google "están usando su fuerza colectiva no solo para transformar sus condiciones laborales, sino también para abordar problemas sociales causados por la concentración cada vez mayor del poder empresarial". Sin embargo, este pasado fin de semana, representantes de AWU han criticado no estar al corriente de la existencia de Alpha Global hasta que se anunció su creación en la prensa, según The Verge.

Amazon también se enfrenta a un sindicato mundial que sí está presente en España

UNI Global Union también coordinó la creación de Amazon Workers International, el sindicato global de empleados de la multinacional del comercio electrónico, en el que España sí está representada a través de la Confederación General de Trabajadores (CGT), que ejerció de anfitriona en la primera reunión internacional de delegados de esta federación, celebrada en mayo en Alcalá de Henares (Madrid).

En el caso de Amazon, el peso de sus empleados en España es más significativo, con unos 12.000 empleados en el país de los cerca de 800.000 que tiene en todo el mundo. Por el momento, además de la CGT por parte española, también cuenta con representantes de los trabajadores de la multinacional en Alemania, Francia, Polonia, EEUU, Italia o Eslovenia, que reclaman mejoras ante la precariedad de sus condiciones laborales.

Sin embargo, los trabajadores de Amazon en España ya habían realizado varias huelgas contra la imposición de condiciones laborales desfavorables por parte de la compañía, como las celebradas en 2018 y 2019, que se suman a las protestas de 2019 en varios países durante el Amazon Prime Day y las  movilizaciones de sus empleados en EEUU y Alemania durante el año pasado.

No obstante, la compañía que dirige Jeff Bezos ha recibido con hostilidad estos movimientos en su plantilla a escala mundial. De hecho, Amazon habría contratado a detectives de la agencia de espionaje Pinkerton, conocida por sus actuaciones antisindicales en EEUU a finales del siglo XIX, para vigilar los esfuerzos de organización de los trabajadores europeos de la compañía, como desveló Motherboard el pasado noviembre.

Además, un mes después de que se filtrase el espionaje de Amazon a empleados y periodistas que cubren a la empresa, la Junta de Relaciones Laborales de EEUU aseguró en un informe que Google también había espiado ilegalmente a sus trabajadores para evitar que se organizaran en sindicatos y llegó a despedir a 2 empleados a finales de 2019 para frenar su actividad entre los trabajadores de la compañía.

España, al margen del sindicato global de Alphabet, aunque no de las movilizaciones

Por el momento, CCOO, que forma parte de UNI Global Union, no ha tenido contacto con trabajadores de Alphabet o Google, según reconoce a Business Insider España Carlos Gutiérrez, secretario de Juventud y Nuevas Realidades del Trabajo de este sindicato, que afirma que "el sector tecnológico es muy diverso", distinguiendo a las empresas del sector de las Nuevas Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) de los gigantes digitales de Silicon Valley.

Así, Gutiérrez desvela que en el sector TIC "tienen convenio colectivo, que es mejorable y existe mucha precariedad y rotación, pero hay una base y una organización de los trabajadores" en la que participa su sindicato. Mientras, en el caso de las nuevas plataformas digitales que se implantan en España, señala que "se está haciendo un trabajo para intentar acompañar a los trabajadores para que se organicen y reclamen derechos laborales".

Dentro de este segundo grupo, Carlos Gutiérrez destaca a Amazon, "que viene creciendo de forma muy importante en España, con sus centros logísticos a lo largo del país, y se están celebrando elecciones sindicales, se negocian convenios y hay una conflictividad, digamos, entre el capital y el trabajo que está normalizada", a diferencia de lo que sucede en plataformas online, como Amazon Mechanical Turk.

El responsable de Juventud y Nuevas Realidades del Trabajo de CCOO afirma que en ese tipo de plataformas es difícil la tarea sindical "porque no se ven, a los riders de Glovo o Deliveroo les ves por la calle y puedes hacer una acción sindical", mientras que en estas plataformas virtuales "es muy complicado vincularse o llegar a contactar con los trabajadores porque está en su casa o porque van de una casa a otra a limpiar, por ejemplo".

Respecto a los riders, Gutiérrez destaca que su sindicato está presente en la mesa de diálogo social negociando la ley que prepara el Gobierno para acabar con los falsos autónomos en las compañías de reparto a domicilio y señala que "debe ser útil para ordenar el mundo de las plataformas digitales, porque uno de los grandes conflictos que se están dando en Glovo, Deliveroo y demás seguramente seguirán en el futuro si no se regula correctamente".

Otros artículos interesantes:

Las historias de terror de los trabajadores en almacenes de Amazon: orinan en contenedores y están vigilados todo el tiempo

Amazon no es la única: Google también espió a los empleados que organizaban protestas, según denuncia la máxima autoridad laboral de EEUU

La espiral de desconfianza de Google con sus empleados ha llevado a que se forme el primer sindicato en las 'big tech', que quiere ajustar cuentas con los ejecutivos de Alphabet