Pasar al contenido principal

El sector turístico se siente abandonado por el Gobierno y reclama medidas urgentes

Dos turistas en la Sagrada Familia de Barcelona con mascarillas por el coronavirus.
Reuters
  • El presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, ha organizado una gran cumbre empresarial para que los empresarios hagan sus propuestas al Gobierno y sacar fuerzas antes de que finalice el estado de alarma.
  • En la mesa de turismo celebrada este martes han participado Jorge Marichal, presidente de CEHAT; José Luis Yzuel, presidente de hotelería de España; Simón Pedro Barceló, presidente del Grupo Barceló; Juan José Hidalgo, presidente de Globalia; Antonio Catalán, presidente de AC Hoteles by Marriott y Francisco López Sánchez, presidente de Lopesan.
  • Los empresarios hoteleros piden ayudas urgentes al Gobierno, ya que dicen sentirse poco apoyados pese al gran peso del sector en la economía española.
  • El sector turístico ha sido uno de los más afectados por la crisis del coronavirus debido a las restricciones en la movilidad y ahora tiene que recuperar la confianza de los clientes.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

El presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, ha convocado a todos los pares del Ibex 35 y las grandes empresas españolas a una última reunión de emergencia justo la semana antes de que finalice el estado de alarma y, con ello, se reabra totalmente toda la economía.

La gran cumbre de la CEOE ha reunido este martes 16 de junio a los pesos pesados del turismo para que hagan sus propuestas al Gobierno en una mesa en la que han participado Jorge Marichal, presidente de CEHAT; José Luis Yzuel, presidente de hotelería de España; Simón Pedro Barceló, presidente del Grupo Barceló; Juan José Hidalgo, presidente de Globalia; Antonio Catalán, presidente de AC Hoteles by Marriott y Francisco López Sánchez, presidente de Lopesan.

Sin lugar a dudas, este valioso tejido empresarial ha sido uno de los más afectados por la crisis del coronavirus debido a las restricciones en la movilidad. Además, la industria ahora se enfrenta al reto de recuperar la confianza de los clientes.

Fronteras cerradas, aviones que no vuelan, hoteles vacíos... El futuro próximo del sector turístico es adverso porque necesita levantar las restricciones y recuperar la confianza en sus destinos turísticos, lo cual estará condicionado por la evolución de la crisis y las medidas que se tomen. 

Leer más: España adelanta al 21 de junio la apertura de fronteras con los países del espacio Schengen, salvo Portugal

Todo se ha derrumbado. "¿Cómo lo reconstruimos? Va a ser muy difícil", lamentan.

El sector se siente abandonado

Los empresarios hoteleros se quejan de sentirse abandonados por el Gobierno, ya que las medidas no han llegado al sector, pese a que es evidente el duro golpe que ha asimilado, y están de acuerdo en que el paquete de ayudas tiene que ir dirigido a proteger las empresas.

"Lo único que pido es que haya ganas de luchar y que el Gobierno piense en nosotros. El transporte y el turismo necesitamos mucho y hemos aportado mucho a este país. Necesitamos que ahora se nos ayude", reclama el presidente de Globalia. "Con los costes diarios que tenemos, no podemos continuar si no ingresamos. No cuadran las cuentas", añade.

Leer más: Meliá y Room Mate alzan la voz: el Gobierno no ha hecho lo suficiente para impulsar la recuperación del turismo, las ayudas son escasas y los test masivos son clave para reabrir los hoteles

Por su parte, el presidente de Lopesan, critica la falta de claridad de los mensajes por parte del Gobierno. "Las iniciativas tienen que ser claras e implementarse con agilidad. Este es el principal obstáculo al que se enfrenta el turismo español, porque socava la confianza", señala. "Hay sensación de improvisación constante".

Los empresarios envidian las medidas tomadas por otros países europeos

"Este gobierno me genera muchas dudas. En España no hay planes Marshall como en otros países europeos", apunta el presidente de la hostelería de España. "Vemos con envidia las medidas que se han tomado en Europa".

En nuestro país hay más de 270.000 establecimientos solo de restauración que tuvieron que cerrar de un día para otro con la llegada del coronavirus. Ahora, con el levantamiento de las restricciones, muchos siguen sin saber si sus negocios podrán sobrevivir a la pandemia.

Yzuel ha puesto en manos de la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, la responsabilidad de que se cierren el menor número de empresas tras la crisis, aunque augura que al menos 60.000 establecimientos van a tener que echar el cierre. 

"Nos hubiera gustado trabajar de la mano de la ministra, y no que solo un ambiente de funcionarios decidan cosas que nos afectan a todos", reclama. Por ello, piden establecer líneas de comunicación entre el sector público y privado que aseguren la colaboración permanente.

El presidente del Grupo Barceló también destaca la urgencia de mantener a flote el máximo número de empresas y asegurar que el sector forme parte del programa de reconstrucción de España, no solo por razones económicas, sino también de identidad. "Somos lo que somos y nos conocemos por lo que nos conocemos en Europa gracias al turismo".

"No sé cómo vamos a poder resistir. Si no hay ayudas como se ha hecho en Alemania con Lufthansa o en Francia con Air France, vamos a durar menos que un telediario. No podemos pagar los costes", lamenta Juan José Hidalgo, presidente de Globalia.

Ideas para salir de la crisis: ERTE, "Imserso" para sanitarios y reducción del IVA

Al igual que ocurrió hace 30 años con la aparición de los viajes financiados para mayores (el conocido como Imserso), el presidente del Grupo Barceló considera que ahora deberían ser los sanitarios y otros colectivos "luchadores" los que deberían ser objeto de programas sociales y de solidaridad. Barceló cree que esto permitiría ayudar al sector en la lucha contra la sufrida estacionalidad y llevaría a menos trabajadores al paro. "Son programas que generan una grandísima rentabilidad", apunta.

Catalán, por su parte, apuesta por dejar a un lado la guerra de precios, ya que es la forma "más directa" de arruinarse, apunta. "Nuestro jefe es el cliente y puede pagar más de lo que está pagando", añade. El empresario considera que es necesario poner el foco en un turismo de poder adquisitivo más alto.

"Necesitamos una línea de avales, porque los que nos deben dinero de los meses del año pasado nos van a seguir pidiendo un margen para pagarnos", apunta el presidente de CEHAT, que indica que, aunque no hayan tenido ingresos, han tenido que seguir pagando el 21% de esas facturas que aún no han cobrado.

"Tenemos la temporada encima y necesitamos que se nos ayude ya. Yo aún no sé qué voy a hacer con mi personal el 1 de julio", reclama el empresario, que pide ERTEs más flexibles.

Barceló también destaca la importancia de los ERTE para proteger al empleo y sugiere la aplicación del IVA super reducido a todas las actividades del sector. "Nos permitiría ganas competitividad como país", apunta.

En esta línea, el presidente de Lopesan pide la ampliación de los ERTE hasta el 31 de diciembre y una rebaja de los impuestos indirectos.

Además, apuesta por incentivar el turismo interior europeo con incentivos fiscales y crear marcos jurídicos claros, simples y estables.

Y además