Cómo saber si en el trabajo estás ganando menos dinero del que realmente te mereces

Como saber si estás ganando menos dinero de lo que deberías
  • ¿Sospechas que estás mal pagado en el trabajo? Sigue estos pasos para confirmar si tu sueldo está por debajo de la media.
  • En caso de que tus sospechas sean ciertas, no te preocupes: también encontrarás consejos para pedir un aumento de salario.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

A nadie le gusta sentir que no tiene un sueldo justo y acorde con sus responsabilidades, tareas y rendimiento. Al fin y al cabo lo lógico es que, cuanto mejor trabajes, mejor seas recompensado.

Si tienes la sensación de que eres un trabajador mal pagado, hoy en día existen muchos métodos para verificar tus sospechas y tomar acciones al respecto.

Aquí tienes una serie de pasos recomendados por Glassdoor para descubrir si se están produciendo injusticias con tu salario.

Si, al seguir las indicaciones, resulta que se confirman tus sospechas, no te preocupes: también tienes indicaciones para conseguir un aumento de sueldo.

Así que manos a la obra y a investigar: con las sospechas no se llega a ningún lado.

1. Comprueba el rango salario de tu profesión con herramientas online

Investigar una empresa

En su momento, era sumamente difícil acceder a rangos salariales. Esta información casi era exclusiva de los reclutadores.

Por suerte, eso ha cambiado en los últimos años y en internet puedes comprobar muchas páginas y servicios que te ofrecen análisis al respecto totalmente gratis. 

La mayoría de estas páginas funcionan igual. Tienes que poner una profesión, una provincia y poca cosa más. Es el caso por ejemplo de la herramienta de salarios de InfoJobs.

Mientras tanto, Tu Salario tiene una herramienta algo más avanzada que te permite saber si tu salario está por encima o por debajo de la media. Solo debes poner tu profesión, los años de experiencia y algunos parámetros más.

Tienes otras herramientas similares como la calculadora salarial de Randstad o la de Hays. Si pruebas varias de ellas, y en todas o en casi todas tu salario está por debajo de la media, ya puedes confirmar que estás mal pagado.

2. Pregunta a tus compañeros

Hola jefe, debería saber esto.

Si no has encontrado información fidedigna en las herramientas mencionadas más arriba, siempre puedes preguntar directamente a tus compañeros de trabajo. Puede ser algo violento pedirles directamente que te expliquen cuánto ganan, así que sé cauteloso cuando expongas tu propuesta.

Lo mejor es que se lo pidas a un compañero que conozcas y con quien tengas confianza. Otra opción es preguntar a un extrabajador, ya que, al ya no estar atado a esa empresa, se sentirá más cómodo revelando según qué información. Si eliges esa vía, quedad en un sitio agradable y tranquilo. Ni se te ocurra soltar el tema de sopetón.

El asesor laboral Barry Maher comparte para Glassdoor 2 tácticas para lograr que la gente se sienta cómoda: sé el primero en compartir tu salario, y no le pidas una cifra exacta sino un rango aproximado.

Recomienda por ejemplo decir algo así:

"Pienso hablar pronto con mi jefe sobre un aumento y estoy recabando información para saber exactamente qué pedirle. Para que te hagas una idea, ahora mismo estoy en este rango. ¿Es ese también el tuyo?".

No te enfades si aun así tus compañeros no acceden a ayudarte.

3. Hazte las siguientes preguntas

Trabajador flexible.

Si todavía no sabes si estás mal pagado en tu empresa, puedes hacerte una serie de preguntas que te ayudarán a confirmar sospechas.

Dedica un buen tiempo a responderlas porque son sumamente importantes.

  • ¿Tu salario es inferior al que ofrece tu empresa en puestos de trabajo similares al tuyo?: si tu empresa es transparente y revela sueldos en sus ofertas de trabajo, echa un vistazo.
  • ¿Tienes cada vez más responsabilidades y tareas, pero tu salario está congelado?: a mayores responsabilidades, mayores compensaciones.
  • ¿Llevas tiempo sin tener una perfomance review?: las reuniones de análisis de rendimiento son el mejor momento para renegociar salario si has realizado últimamente un gran trabajo (y además así te lo comunica tu superior).
  • ¿Se están yendo muchos de tus compañeros a compañías rivales?: es posible que muchos de estos compis marchen debido a mejores ofertas salariales. Eso significa que tu empresa se encuentra en el rango bajo.
  • ¿Has hablado alguna vez con tu superior sobre un aumento?: en ocasiones, no conseguirás estar mejor pagado si no eres tú el que empieza la conversación.
  • ¿Llevas años en la misma empresa?: aunque la lealtad corporativa tiene sus méritos, las empresas suelen reservar los sueldos más apetitosos para atraer a trabajadores de la competencia. Si quieres un mejor salario, tal vez llegó el momento de dar un salto.

Cómo pedir un aumento si deduces que te mereces un mejor sueldo

Reunión de ejecutivos

Aunque nunca es agradable darse cuenta de que no se te paga adecuadamente, la buena noticia es que, al haberlo confirmado, puedes dar el siguiente paso: pedir un aumento.

Para conseguir los mejores resultados, sigue estos pasos (o consulta otros artículos más detallados sobre este tema):

  • Prepara una reunión con tu jefe: el tema es demasiado serio como para intentar tratarlo por mail o con una charla improvisada. Prepara todo lo que tengas que decir y, cuando creas estar listo, pide una reunión importante con tu superior.
  • Argumenta tu subida de sueldo con datos: no te bastará con decir "Creo que me merezco algo mejor". Debes dar pruebas empíricas, concretas y factibles de que te mereces un aumento. Si has estado usando Infojobs y compañía, imprime tus descubrimientos. Si además tienes testigos en forma de compañeros o excompis, reúne todas las cifras en un documento sencillo de leer.
  • Repasa tus logros: haz un repaso sucinto, pero efectivo, de tu impacto positivo en los negocios de la empresa. Si puedes, convierte estos logros en beneficios. Por ejemplo: "Al liderar nuestros esfuerzos para conseguir este cliente, en 2021 conseguimos 200.000 euros en beneficios".
  • Prepara un Plan B: por muy buenos que sean tus argumentos, y por muy impactantes que sean tus logros, el "No" siempre va a estar ahí. Así que ten en mente un Plan B. Por ejemplo, si tu jefe argumenta que ahora mismo no ha presupuesto para aumentos, pide beneficios como días de teletrabajo, o comprometerse a retomar el tema dentro de 3 meses, cuando la situación haya mejorado.

Si la charla termina en éxito, ¡estupendo! Toma nota de lo que te ha funcionado de cara al futuro, y prémiate por haber invertido tiempo en investigar la brecha salaria y organizar la reunión.

Si esta ha ido mal, puedes plantearte un cambio de empresa. Si tienes las habilidades necesarias, y un CV actualizado, tienes muchas posibilidades de encontrar pronto un nuevo hogar profesional.

Otros artículos interesantes:

Como ahorrar dinero independientemente del sueldo que cobres

¿Vas a pedir un aumento de sueldo en 2022? 4 consejos para hacerlo sin arriesgar tu puesto

Este es el porcentaje de sueldo que vas a cobrar estando de baja por coronavirus o en casa por contacto estrecho

Te recomendamos