Aurora, la empresa de vehículos autónomos respaldada por Amazon y Uber, saldrá a bolsa vía SPAC valorada en 11.000 millones de dólares

Vehículos de conducción autónoma desarrollados por Aurora.
Vehículos de conducción autónoma desarrollados por Aurora.

Aurora

  • Aurora, la startup de conducción autónoma respaldada por Amazon y Uber, tiene la intención de salir a bolsa mediante una fusión con una empresa de adquisición de propósito especial (SPAC, por sus siglas en inglés), tal y como explica el Financial Times.
  • La fórmula permitirá a la empresa captar más de 1.500 millones de euros para desarrollar su primer vehículo autónomo hacia finales de 2023.
  • Para desarrollar su tecnología, Aurora apuesta por acumular horas de conducción en entornos simulados.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Corren tiempos extraños para el sector de los vehículos de conducción autónoma. Mientras que desde empresas como Tesla llegan noticias confusas sobre el alcance de su tecnología, otras buscan formas más o menos imaginativas de echar el resto en su apuesta por convertir esta tecnología en algo tan cotidiano como los smartphones.

Entre ellas se encuentra Aurora, una startup de vehículos sin conductor respaldada por empresas como Amazon y Uber que ha desvelado este jueves, según recoge el Financial Times, su intención de salir a bolsa y convertirse así en la primera empresa de primer nivel de este sector que cotiza en el mercado bursátil.

No se tratará de una salida al uso. Aurora, explica este medio, lo hará a través de una fusión con una empresa de adquisición de propósito especial, una SPAC, por sus siglas en inglés

El mecanismo, no exento de cierta polémica tras ser el vehículo de una buena cantidad de fraudes en los años 80, prevé la creación de una compañía sin más actividad ni propósito que la de recaudar dinero de inversores, salir a bolsa y esperar el momento adecuado para comprar otra empresa. Se trata, simplificando, de una manera de trasladar la lógica de los fondos de capital riesgo al mercado bursátil. Además, es un método rápido que evita unas cuantas regulaciones.

En este caso, se trata de una SPAC creada por el cofundador de LinkedIn Reid Hoffman y el empresario tecnológico Mark Pincus. La operación, explica el FT, servirá para valorar a Aurora en 11.000 millones de dólares (algo más de 9.000 millones de euros) y le proporcionará algo más de 2.000 millones de dólares (1.500 millones de euros) de nueva financiación. Esto, según la empresa, les permitirá lanzar su primer producto autónomo a finales de 2023.

No se trata de la primera incursión en el sector de estos dos emprendedores a través de este método. Otra de las empresas de cheque en blanco de Hoffman y Pincus compró la empresa de taxis voladores Joby Aviation a principios de este año.

Aurora, según figura en su web, cuenta con 1.600 empleados y fue fundada por un trío de pioneros de la tecnología de conducción autónoma entre los que se encuentran el director ejecutivo Chris Urmson, Sterling Anderson, que dirigió los esfuerzos en este sentido de Tesla, y Drew Bagnell, que se incorporó desde el grupo de autoconducción de Uber, que Aurora adquirió el pasado diciembre.

Aurora se fundó en 2016 en medio del auge de las startups de taxis de conducción autónoma que surgieron para rivalizar con el proyecto de coches de autoconducción de Google, donde Urmson fue ingeniero principal hasta su salida en 2015.

La valoración de Aurora en 11.000 millones de dólares, recuerda el FT, es superior a la de 10.000 millones de dólares cuando adquirió el negocio de Uber el año pasado, y se puede comparar con las valoraciones de más de 30.000 millones de dólares realizadas recientemente sobre algunas de las empresas rivales de vehículos autónomos como Cruise y Waymo, la unidad de Alphabet que evolucionó a partir del proyecto de autoconducción de Google.

A diferencia de Cruise y Waymo, respaldados por General Motors, Aurora no ha construido una gran flota de vehículos prototipo para probar en las carreteras. En su lugar, se centra en las pruebas en entornos simulados, donde afirma conducir el equivalente a más de 35.000 kilómetros cada día.

"Hemos invertido mucho en herramientas de simulación y desarrollo virtual", ha declarado Urmson al FT. El énfasis en la conducción virtual supone "una enorme ventaja de costes", ha añadido.

Aurora también ha rebajado su énfasis inicial en los robotaxis en favor de los camiones sin conductor. A principios de este año firmó acuerdos con Volvo Trucks y Paccar, el fabricante de los camiones pesados Peterbilt y Kenworth. Juntos, estos grupos tienen una cuota de mercado combinada en EEUU de más del 50%. 

Aurora ha revelado el jueves además que espera una salida de efectivo de 553 millones de dólares este año y que proyecta 3.700 millones de dólares más en salidas durante los siguientes cinco años. 

"El camino que tenemos por delante no es fácil, y el éxito no está asegurado. En cada paso nos apoyaremos en nuestra experiencia, nuestra misión y nuestros valores fundamentales para guiarnos y ofrecer una tecnología que transforme la movilidad, la logística y nuestras vidas de una manera profunda", concluye Aurora en una carta dirigida a sus inversores publicada este jueves en su blog.

LEER TAMBIÉN: Elon Musk dice que "odia bastante" ser el jefe de Tesla y prefiere dedicar su tiempo al diseño y la ingeniería

LEER TAMBIÉN: De AMC a GameStop: las 11 acciones que más han subido en bolsa durante el primer semestre

LEER TAMBIÉN: Las 'big tech' pierden el trono en bolsa: así han logrado el 'sorpasso' Goldman Sachs, Wells Fargo o Exxon

VER AHORA: Desde personas en paro desesperadas hasta multinacionales del crimen: los perfiles de ciberdelincuente más comunes, según el CEO de Buguroo