Las multas más caras por incumplir las leyes de tráfico: la DGT te puede poner una sanción de hasta 20.000 euros

Una chica joven recibiendo una multa
Getty
  • La mayoría de sanciones de tráfico no son demasiado elevadas y tampoco afectan mucho al bolsillo de los conductores.
  • Sin embargo, la DGT reserva multas de hasta 20.000 euros para actitudes y comportamientos que resulten dañinos en carretera.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Recibir una multa de tráfico siempre es una mala noticia. Si te pasas de velocidad, utilizas el móvil al volante o conduces con una tasa de alcohol por encima de la permitida te tocará rascarte el bolsillo.

La mayoría de estas sanciones no superan los 500 euros, y como mucho 6 puntos menos en el carnet de conducir; un castigo severo, pero en cierto modo asumible si no se repite con frecuencia.

Sin embargo, la Dirección General de Tráfico (DGT) puede ponerte multas mucho más elevadas, de entre 1.000 y 20.000 euros, si cometes infracciones muy graves en carretera.

Así lo recoge el Reglamento de Circulación, que es la norma que establece las multas que se van a poner a los conductores en cada caso.

A continuación, se muestran las sanciones más caras que puedes recibir por parte de la DGT:

Multas de hasta 1.000 euros

Las multas de hasta 1.000 euros se reservan para conductores que superan la tasa de alcohol en sangre permitida, que es de 0,25 mg/l en aire espirado.

Si conduces con una tasa de 0,50 mg/l la multa es de 1.000 euros, y si alcanzas los 0,60 mg/l ya estás cometiendo un delito.

Además, si se detectan drogas en tu organismo la sanción puede superar dicha cantidad.

Y en el caso de que te niegues a realizar las pruebas de alcoholemia o drogas la multa también será de 1.000 euros, y esto se vuelve una infracción muy grave si has estado implicado en un accidente.

Multas que van desde los 3.000 hasta los 20.000 euros

Estas son las sanciones más elevadas que te puede poner la DGT y están relacionadas con comportamientos muy graves en carretera.

Un ejemplo de este tipo de multas sería el de causar daños graves en la vía o alteraciones en el tráfico debido a las dimensiones del coche.

Lo mismo ocurre cuando se realizan en carretera obras que no tienen la autorización administrativa que corresponde, generando además atascos y otros problemas de circulación.

En el caso de que si tengas autorización para efectuar obras en una vía pero no utilizas la señalización correspondiente, también recibirás una multa de entre 3.000 y 20.000 euros.

Tener un inhibidor de radares en el vehículo también se considera una infracción muy grave y puede tener hasta 6.000 euros de multa, ya que estás eludiendo los controles de velocidad en carretera.

Las sanciones más graves están dirigidas para los centros de formación, centros de reconocimiento de conductores y autoescuelas que cometan fraudes en su labor.

Por ejemplo, cuando los vehículos utilizados en la enseñanza y preparación para los exámenes no se encuentran en buen estado, o si los profesores no cuentan con la formación requerida para su trabajo.

Que estas sanciones alcancen el tope de 20.000 euros dependerá de la gravedad de la infracción cometida y de lo que consideren las autoridades competentes que evaluarán el daño.

Otros artículos interesantes:

La DGT alerta del grave peligro de mantener esta postura en el coche

Las 5 nuevas sanciones que la DGT quiere implantar a partir de septiembre

Así te 'cazan' los radares de tramo de la DGT

Te recomendamos

Y además