Wall Street está preocupado por las entregas de Tesla en el primer trimestre y los analistas rebajan las estimaciones

Beatrice Nolan,
Las entregas de Tesla podrían disminuir por primera vez en años.
Las entregas de Tesla podrían disminuir por primera vez en años.

South China Morning Post

  • Algunos analistas vaticinan el primer descenso interanual de las ventas de Tesla desde 2020.
  • Los analistas de Wedbush Securities lo han calificado de "trimestre de pesadilla para Tesla".

Wall Street se está poniendo nervioso por las entregas de Tesla en el primer trimestre del año.

Morgan Stanley, Wedbush Securities y Deutsche Bank predicen un descenso de las entregas del fabricante de vehículos eléctricos en el primer trimestre, y algunos analistas incluso prevén su primera caída interanual de ventas desde 2020.

El consenso de los analistas sitúa el número de entregas en 477.000 unidades para el primer trimestre, según UBS, que a su vez ha recortado su estimación a 432.000 coches.

Según otra encuesta de analistas realizada por Bloomberg, las estimaciones de entregas se sitúan en una media de 453.964 vehículos para el primer trimestre, más de un 6% menos que en el último trimestre.

Emmanuel Rosner, de Deutsche Bank, también recortó su previsión de entregas de 427.000 a 414.000.

Los analistas de Wedbush han calificado las entregas del primer trimestre de "un trimestre de pesadilla para Tesla".

"Aunque los problemas de suministro (paradas de fábrica/incendio de Berlín) han afectado a la oferta, no se puede negar que este ha sido un trimestre para olvidar para Elon Musk y Tesla", escriben los analistas.

"Para Musk, este es un momento de bifurcación en el camino para que Tesla supere este período turbulento, de lo contrario podrían avecinarse días más oscuros", añaden.

En lo que va de año, sus acciones han caído alrededor de un 30% y varias firmas de Wall Street han rebajado su calificación.

En una entrevista con CNBC, el director gerente de Wedbush Securities, Daniel Ives, asegura que Tesla se encuentra en una "situación de código rojo" y añade que la empresa se enfrenta a "días oscuros" en China en términos de demanda.

Tesla se ha enfrentado a una dura competencia y a una ralentización de la demanda en China, y en enero perdió oficialmente su título de mayor vendedor mundial de vehículos eléctricos en favor de la empresa china BYD.

Desde entonces, ambos se han enzarzado en una guerra de precios para intentar atraer a los consumidores.

Los representantes de Tesla no han respondido a las preguntas de Business Insider.

Mientras los inversores observan con nerviosismo las cifras de entregas de Tesla, su CEO, Elon Musk, ha intensificado el marketing de la empresa sobre sus capacidades de conducción autónoma.

La semana pasada, Tesla empezó a ofrecer un mes de prueba gratuita de su software Full Self-Driving.

El software de asistencia al conductor cuesta 12.000 dólares o 199 dólares al mes como complemento, algo que podría aumentar significativamente los márgenes de beneficio de Tesla y mejorar el software, según informa Business Insider.

Conoce cómo trabajamos en Business Insider.