Ikea sube sus precios casi un 10% mientras la crisis de la cadena de suministro sigue perturbando sus operaciones

Una persona compra en una tienda Ikea

Hemanshi Kamani/Reuters

  • Ikea está subiendo sus precios debido a los problemas de la cadena de suministro y al aumento del coste de las materias primas.
  • Un portavoz ha declarado a The Guardian que los precios aumentarán un 9% de media. 
  • Las empresas de todo el mundo llevan advirtiendo de los problemas de la cadena de suministro desde el inicio del COVID-19.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Ikea está subiendo los precios una media de casi un 10%, debido a los cuellos de botella en la cadena de suministro y al aumento del coste de los materiales en medio de la pandemia.

El fabricante sueco de muebles se ha forjado una reputación por sus económicos y elegantes muebles, pero un portavoz ha declarado a The Guardian que desde las navidades han subido los precios en varios países.

"Desde el comienzo de la pandemia, Ikea ha conseguido absorber los importantes aumentos de costes experimentados en toda la cadena de suministro, manteniendo los precios tan bajos y estables como nos ha sido posible. Ahora, como muchos otros minoristas, hemos tenido que subir nuestros precios para mitigar el impacto en nuestro negocio", ha explicado.

Aunque los aumentos varían, el portavoz de Ikea señala que se mantienen en línea con lo que la empresa ha visto a nivel mundial, que es aproximadamente una media del 9%.

Sin embargo, The Guardian estima que algunos precios han aumentado hasta un 50%. Por ejemplo, un escritorio Malm ha pasado de costar 90 libras (107 euros, al cambio actual) a 150 libras (179 euros), según los análisis de archivo del sitio web de Ikea. 

Ikea aún no ha respondido a la solicitud de comentarios de Business Insider

Las empresas de todo el mundo han estado advirtiendo de los problemas de la cadena de suministro desde el inicio del COVID-19. Una combinación de escasez de mano de obra, cierre de fábricas, aumento de la demanda de los consumidores y cuellos de botella en los puertos han obligado a los minoristas a replantearse sus cadenas de suministro y a subir los precios, en algunos casos.

En octubre, el Grupo Inter Ikea, propietario de la marca Ikea, advirtió en su informe anual que los problemas se prolongarían hasta bien entrado el año 2022 y que los costes resultantes tendrían que repercutirse en los clientes

El consejero delegado, Jon Abrahamsson Ring, dijo en una entrevista con Reuters que la exportación de bienes desde China, donde se fabrica alrededor de una cuarta parte de sus productos, era el mayor reto al que se enfrentaba el grupo. 

Ikea tiene 463 tiendas en todo el mundo, incluidas 68 en Norteamérica y 16 en la España peninsular.

Normalmente, ha sido capaz de superar a sus competidores en cuanto a precios al construir su modelo en torno a sus muebles empaquetados en plano, lo que le ha permitido ahorrar costes en transporte y logística. 

Otros artículos interesantes:

“Nuestros precios bajos se mantendrán; la prioridad será garantizar las gamas y los productos más demandados”, afirma Nurettin Acar, CEO de Ikea España, en plena crisis de la cadena de suministro

Ikea vaticina un paisaje sombrío ante la crisis mundial en la cadena de suministro y no prevé una mejora hasta mediados de 2022

Desde los tornillos de Ikea a los chips de Volkswagen: la tensión en la cadena de suministro lastra a gigantes empresariales de todo el mundo

Te recomendamos