La ciudad italiana de Salerno multará con 1.000 euros a quien no respete las medidas de seguridad contra el coronavirus

Mascarillas obligatorias.
REUTERS/Enrique Calvo
  • La ciudad de Salerno, en el sur de Italia, impone multas de hasta 1.000 euros por no respetar las medidas implantadas por el gobierno para luchar contra el coronavirus.
  • Tres negocios de la zona, un bar, una peluquería y un comercio, ya han sido sancionados tras incumplir la norma que obliga a toda la población a usar la mascarilla en espacios cerrados.
  • También podrían llegar a enfrentar el cierre del negocio durante un período de tiempo, entre 5 y 30 días.
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Tras la reactivación de la economía y el fin del confinamiento, Europa está sufriendo varios rebrotes importantes.

La situación en Italia, tras ser el primer país de Europa más golpeado por el virus, se ha mantenido relativamente estable durante las últimas semanas.

Con 275 casos nuevos el pasado sábado, una subida bastante leve con respecto al día anterior y 5 muertes, en algunas zonas ya se está barajando endurecer las medidas de seguridad para evitar una segunda ola de coronavirus.

De momento, se está poniendo especial interés en aquellos focos existentes que van apareciendo en distintas zonas del país para evitar que se extiendan. 

Leer más: Cuánto hay que caminar para adelgazar, según la ciencia.

Uno de ellas, es la región de Campania, al sur de Italia, donde en la ciudad de Salerno ya se están poniendo multas de hasta 1.000 euros por no respetar las medidas implantadas por el gobierno para paliar la situación del COVID-19.

"Si nuestros conciudadanos creen que el problema está resuelto, en un plazo de semanas volveremos a encontrarnos en una grave situación de emergencia", advierte Vincenzo de Luca, gobernador de la región de Campania en una publicación de Facebook.

En concreto, tres negocios de la zona, un bar, una peluquería y un comercio, han sido sancionados tras incumplir la norma que expresa el uso obligatorio de mascarilla en espacios cerrados, independientemente de si es un edificio público, un restaurante, una tienda, transporte público, un bar o un supermercado.

Leer más: Los mejores tipos de té para perder peso, según la ciencia.

Los trabajadores del transporte público, por ejemplo, pueden llegar a negar el acceso a pasajeros que no lleven puesta una mascarilla o invitarlos a bajarse del mismo en caso de que ya estuviesen dentro. Si se negase, se produciría la intervención policial, junto con el bloqueo del medio de transporte.

Sin embargo, los pasajeros o clientes no son los únicos que podrían enfrentarse a esta multa, sino que las empresas tendrían que tomar responsabilidad de la situación si el delito se comete durante el ejercicio de la actividad comercial.

Leer más: Déficit de vitamina D: qué le pasa a tu cuerpo cuando no obtiene los niveles adecuados y cómo tratarlo.

Pero una multa considerable no es la única sanción que podrían sufrir este tipo de negocios imprudentes, la policía no ha tardado en explicar que podrían llegar a ser obligados a echar el cierre durante un período de tiempo, a modo de sanción.

Ese período de tiempo podría ir desde los 5 días hasta un mes entero, lo que supondría grandes pérdidas para la empresa en cuestión.

LEER TAMBIÉN: Cuánto hay que caminar para adelgazar, según la ciencia

LEER TAMBIÉN: Los mejores tipos de té para perder peso, según la ciencia

LEER TAMBIÉN: Déficit de vitamina D: qué le pasa a tu cuerpo cuando no obtiene los niveles adecuados y cómo tratarlo

VER AHORA: Así es como los científicos intentan crear 'telarañas sintéticas' en el laboratorio mientras investigan sus aplicaciones en la medicina moderna