Si buscas tablet de alta gama con rendimiento, pantalla y quieres crear un ecosistema total con el resto de tus dispositivos, la Samsung Galaxy Tab S8+ es una opción fabulosa

Samsung Galaxy Tab S8+

Samsung lleva ya un tiempo ofreciendo tablets de gama alta con características realmente interesantes. 

El año pasado, por ejemplo, lanzaron la interesante Samsung Galaxy Tab S7 FE, un dispositivo con mucho que decir a un precio muy sugerente, así como su hermana mayor, la Samsung Galaxy Tab S7+, una tablet capaz de mirar al iPad cara a cara sin problemas. 

El Samsung Galaxy S21 FE es ideal para disfrutar al máximo de tus series y películas favoritas con su pantalla de gama alta, aunque su precio no es perfecto

A principios de febrero, la compañía surcoreana presentó la próxima generación con la que quieren arañar algo de mercado a la firma de Cupertino, sobre todo al iPad Pro, que sigue arrasando en este segmento, con un plantel de 3 dispositivos realmente competentes: la Tab S8, la S8+ y la S8 Ultra.

Durante un par de semanas he tenido la oportunidad de probar en profundidad la Samsung Galaxy Tab S8+, la más equilibrada en precio y prestaciones y, aunque es cierto que si tienes la versión del año anterior la actualización puede ser algo corta, sigue siendo una de las mejores tablets del mercado. 

¿Quieres saber qué me ha parecido la Samsung Galaxy Tab S8+? Sigue leyendo. 

Diseño premium muy ligero con algunos toques que le dan mucha personalidad, aunque se ensucia con mirarla. 

Samsung Galaxy Tab S8+

La Samsung Galaxy Tab S8+ es una absoluta preciosidad

Cuenta con un diseño sobrio, elegante y muy refinado que apuesta por bordes redondeados y que gracias a su tamaño (285x185x5,7mm) es muy cómoda de llevar y utilizar sin problemas. 

A esto se le suma un peso de 567 gramos, que bajan ligeramente los 575 gramos del modelo anterior, que la hacen realmente liviana, fácil de transportar y llevar a cualquier parte

En los laterales ?está claro que la idea de Samsung es trabajar con ella en posición horizontal? cuenta con 4 altavoces, 2 en cada lado, así como la conexión USB-C, mientras que en la parte superior emplaza el botón de bloqueo y el de subir y bajar el volumen y en la inferior un conector magnético para un teclado externo. 

Hay que destacar en este sentido que en la caja no viene teclado y debes comprarlo por separado, algo que sin duda debes hacer si quieres sacarle todo el partido. 

En cuanto a la trasera, apuesta por un mate negro con un tacto muy premium ?aunque se ensucia con mirarla?y ofrece un montón de detalles que la convierten en algo único. 

Por ejemplo, desde el módulo de cámaras en línea se desprende una franja negra que le da un toque muy distintivo y en donde también puedes hacer descansar al S-Pen, así como pequeñas líneas negras que recorren los bordes laterales de la tablet que le dan mucha personalidad. 

Una pantalla que es una absoluta delicia en donde todo luce de escándalo y a la que suma un sonido excelente. ¿Resultado? Hagas lo que hagas vas a gozar de su calidad de imagen. 

Samsung Galaxy Tab S8+

En cuanto al panel, no hay nada nuevo bajo el sol respecto a la edición del año pasado, aunque eso no quita que sea una absoluta delicia. 

La Samsung Galaxy Tab S8+ apuesta por un panel Super AMOLED de 12,4 pulgadas con resolución WQXGA+ de 2.800x1752 píxeles al que suma una tasa de refresco de 120hz. 

¿Esto en qué se traduce? Una calidad de imagen simplemente sobresaliente que tiene una fluidez a prueba de bombas al navegar por el sistema operativo, al jugar a juegos o al ver tus películas y series favoritas.

También destaca una protección de pantalla Gorilla Glass 5 que considero fundamental, ya que al final es un dispositivo que vas a estar moviendo constantemente y puedas dejar de lado la preocupación habitual de que se te caiga en un desliz y pueda romperse. 

El único punto que no me ha convencido del todo es que el panel podría estar más aprovechado. Tiene unos marcos algo grandes, aunque gracias a eso deja la cámara selfie fuera de la pantalla y no molesta a la hora de visualizar cualquier tipo de contenido. 

Rendimiento a prueba de bombas: es como si llevases un portátil "de bolsillo". 

Samsung Galaxy Tab S8+

Donde realmente hay una evolución más que notable es en el rendimiento.

La tablet apuesta por una Snapdragon 8 Gen 1, el último procesador de gama alta de Qualcomm, ?llama la atención que no venga con el Exynos 2200 que habitualmente se monta en Europa? y entrega una potencia simplemente desmedida

La Samsung Galaxy Tab S8+ viene, además, con una configuración de 8GB de RAM acompañados de 128GB o 256GB de memoria interna ampliables con microSD, lo cual agradezco, ya que la configuración básica se me hace corta, al menos en una tablet. 

Ahora bien, ¿cómo se comporta el dispositivo? Pues vas a alucinar: no solo tiene un comportamiento excelente a la hora de abrir aplicaciones, navegar por el sistema operativo o jugar a títulos exigentes, sino que también es capaz de mover apps exigentes de diseño o edición sin despeinarse

Al final es como si llevases un pequeño ordenador portátil "de bolsillo" y puede hacer que en determinadas ocasiones ni siquiera recurras a una máquina con más prestaciones para tareas de nivel. 

Sistema operativo extraordinario plagado de detalles que busca crear un ecosistema total con el resto de tus dispositivos: conexión con el móvil, uso como segunda pantalla de tu ordenador...

Samsung Galaxy Tab S8+

Donde también brilla el dispositivo es en el apartado del software. 

Viene con One UI 4 Tab basado en Android 12 y deja un sistema operativo plagado de opciones de personalización y una interfaz de usuario sencilla, intuitiva y plagada de pequeños detalles. 

Puedes cambiar el estilo de los iconos, apostar por una capa de colores que se ajuste a lo que más te guste, modo oscuro muy trabajado... Lo único que igual he echado en falta es un modo Always-On-Display para que me muestre contenido con la pantalla bloqueada, aunque es cierto que en una tablet igual es menos relevante. 

Pero donde realmente destaca la tablet es en su búsqueda por un ecosistema total

Primero con el uso de Samsung Dex que convierte la tablet en una especie de versión de escritorio más parecida a lo que se ve en un PC. Segundo, con opciones como Nearby para compartir archivos con dispositivos cercanos. Por último, la posibilidad de utilizarla como segunda pantalla de ordenador, al que se puede conectar de manera instantánea sin empleo de cables. 

En este punto, un pequeño inconveniente: si tienes Mac, olvídate. Sin embargo, para usuarios de Windows es una auténtica pasada que te permite tener segunda pantalla sin otro monitor y que funciona simplemente genial. 

... y con el S-Pen que viene incluido que se configura como la joya de la corona del dispositivo. 

Samsung Galaxy Tab S8+

El S-Pen no necesita carta de presentación, la verdad y como era de esperar se convierte en la estrella de la función

Es un lápiz óptico envidiable y muy sensible que detecta a la perfección la presión que se ejerce en cualquier momento y que tiene un montón de aplicaciones instaladas de serie con las que le puedes sacar mucho partido. 

Hay apps como Noteshelf que sirve para apuntar notas en reuniones o entrevistas y que se asemeja a una hoja de papel ?genial detalle que al escribir hace un ruidito que se asemeja al que se origina en la realidad con lápiz y papel?, mensajes animados para los que quieran sacar partido a la fotografía y dibujo y mucho más. 

Como es lógico, dada la potencia del dispositivo, puedes utilizar herramientas como PhotoShop, Illustrator o similares y lo cierto es que ofrece un comportamiento sencillamente ejemplar

Además, como es lógico, también puedes usarlo en vez de los dedos, lo cual se agradece bastante, ya que así el panel no se llena de huellas y suciedad. 

Lo que igual no me ha convencido tanto son los puntos de imán que tiene la tablet para colocar el dispositivo y que este solo puede encajar de un modo concreto. Es decir, igual estás dándole un par de vueltas al S-Pen antes de poder colocarlo y que empiece a cargarse. 

Para imantarlo puedes hacerlo en la parte superior e inferior, así como en la franja negra trasera que despega del módulo trasero de cámaras.

Buena biometría que responde genial y conectividad total al que suma un sonido que es una absoluta pasada. 

Samsung Galaxy Tab S8+

La Samsung Galaxy Tab S8+ viene con lector de huellas bajo la pantalla que responde de manera casi instantánea, así como un reconocimiento facial notable. 

Además, viene con 5G, wifi 6E, conexión LTE y bluetooth 5.2, así que vas bien servido en cuanto a conectividad. 

Por último, destacar su apartado sonoro, que brilla gracias a esos cuatro altavoces estéreo a los que suma compatibilidad con Dolby Atmos para entregar un sonido a la altura que vas a gozar en tus series, películas o juegos favoritos. 

La batería es tan buena que no he pensado en ella todo el día. 

Samsung Galaxy Tab S8+

La batería se mantiene también con respecto al modelo anterior, pero es sencillamente genial. 

Apuesta por una autonomía de 10.090mAh, así como una carga rápida de 45W ?que no he podido probar porque el cargador no viene incluido en la caja? que se traducen en que no vas a pensar en la batería en todo el día e incluso más. 

En mi caso he estado bastantes horas sin preocuparme de la batería y eso que la he usado en todo tipo de tareas durante el día a día y exprimiéndola al máximo: juegos, trabajo, ocio...

En resumen: si quieres despreocuparte por completo, lo vas a gozar.

Una composición de cámaras que da la talla en el segmento tablet, aunque está claro que no es lo más relevante.

Samsung Galaxy Tab S8+

Primero, toca hablar de la composición de cámaras de la Samsung Galaxy Tab S8+

  • Cámara principal de 13 megapíxeles
  • Gran angular de 6 megapíxeles
  • Cámara selfie de 6 megapíxeles

Está claro que no es el foco principal de una tablet, pero deja buenos resultados. 

En mi caso personal hubiese eliminado el módulo trasero, no saco partido a una cámara de este tipo en una tablet, y hubiese mejorado la principal o metido algún extra de otro punto del dispositivo.

Eso sí, para reuniones online da la talla y al final es donde debe destacar. Aquí unos cuantos ejemplos: 

Samsung Galaxy Tab S8+


Samsung Galaxy Tab S8+
Samsung Galaxy Tab S8+
Samsung Galaxy Tab S8+
Samsung Galaxy Tab S8+
Samsung Galaxy Tab S8+
Samsung Galaxy Tab S8+

Si buscas productividad, dispositivo multimedia versátil que te vale para ocio y trabajo, una autonomía a prueba de bombas y tablet premium, la Samsung Galaxy Tab S8+ no te va a defraudar: es de lo mejor del mercado. 

Samsung Galaxy Tab S8+

La Samsung Galaxy Tab S8+ es una evolución moderada de la edición del año pasado, que mejora en rendimiento y más conectividad y sin duda es una de las mejores opciones de tope de gama del mercado

Es cierto que si ya tienes una tablet premium de Samsung el salto puede no estar justificado, ya que se limita a perfilar ciertos detalles, pero si no tienes un dispositivo de este tipo y quieres echarle el guante a uno, la Galaxy Tab S8+ es una opción redonda que puede plantar cara al iPad Pro sin problema

Dispositivo multimedia versátil, autonomía a prueba de bombas, características para potenciar tu creatividad y productividad, diseño premium liviano, rendimiento espectacular... ¿Estás en busca y captura de estos puntos? Los tiene todos y mucho más desde 949 euros. No te va a defraudar. 

Otros artículos interesantes:

Qué es lo que ha aprendido David Alonso como alto directivo de Samsung en sus 13 años de carrera en la multinacional tecnológica

La productividad no tiene límites con el Galaxy Z Fold 3, el móvil con el que Samsung quiere conquistar el mercado de los plegables, aunque su precio y un par de detalles a pulir le alejan del podio

La Samsung QN900A Neo QLED 8K es una de las mejores Smart TV premium del mercado que brilla por un diseño que parece que flota en el salón de tu casa

Te recomendamos