"Estás enganchado al móvil": 4 frases comunes sobre las pantallas que debes dejar de decir a tu hijo si quieres que tenga un uso más responsable y enriquecedor de la tecnología

niños móvil en coche
Getty Images
  • Si quieres que tu hijo tenga un uso más responsable y enriquecedor de la tecnología a medida que crezca deja de decirle que está enganchado al móvil.
  • Según revela a CNBC el experto en tecnología y educación Richard Culatta esa es una de las frases que nunca dicen los padres que logran educar hijos capaces de convertirse en adultos "inteligentes y equilibrados".
  • Descubre más historias en Business Insider España.

Ayudar a tus hijos a prosperar en un mundo cada vez más digital puede ser todo un reto si lo que pretendes es que no pasen tanto tiempo mirando la pantalla.

Investigadores y estudios han alertado en los últimos años del riesgo que conlleva el uso adictivo de los dispositivos por parte de los más pequeños. Entre los que se incluyen problemas en el habla o de conducta.

Frente a esto también están las voces de quienes subrayan la necesidad de tener en cuenta que no todas las herramientas digitales son perjudiciales para los niños. Y que algunas pueden ofrecer un tiempo activo con contenidos enriquecedores. Incluso ayudarles en su futuro.

Y mientras transcurre este debate, lo normal es ver a la mayoría de padres diciendo las mismas cosas a sus hijos en lo relativo a su uso de las tecnologías. "Deja ya de mirar el móvil", o algo similar.

Sin embargo, según el experto en tecnología y director ejecutivo de la Sociedad Internacional para la Tecnología en la Educación (ISTE) en EEUU, Richard Culatta, estas declaraciones aunque frecuentes no siempre transmiten el mensaje que se debe hacer llegar.

"La forma en que hablamos con nuestros hijos sobre el uso de la tecnología puede tener un gran impacto en su capacidad para convertirse en adultos inteligentes y equilibrados", explica en CNBC.

"Después de años de investigar cómo moderar el tiempo de pantalla de los niños, descubrí cómo los padres más exitosos ayudan a sus hijos a encontrar el equilibrio", añade.

Sobre esto, el especialista ha compartido en dicho medio 4 frases habituales que este tipo de padres nunca utilizan a la hora de hablar con sus hijos sobre cómo usar la tecnología.

"Estás enganchado al móvil"

Niña con movil
HRAUN/Getty Images

Todo padre con hijos en edad de tener móvil seguro que ha dicho alguna vez esta frase.

Pero que sea común no significa que esté bien orientada. 

Como enfatiza Culatta, en sí el móvil no es el origen del problema. Más bien, el uso abusivo de alguna app, web o red social concreta.

Por lo que el consejo, es sencillo. Simplemente reformula la frase para resaltar cuál es la verdadera preocupación.

Si consideras que tu hijo pasa poco tiempo en el "mundo real" y debería dedicarle menos a algún dispositivo plantea la frase de forma que contenta "una razón convincente para hacer otra cosa", señala el especialista.

Ejemplos:

  • "No parece que hayas hecho nada de ejercicio hoy".
  • “Me di cuenta de que no has pasado tiempo con tu familia desde que llegaste a casa del colegio; venga vamos a pasar un rato juntos para equilibrar la forma en que pasa el día ".

"Llevas demasiado tiempo jugando a ese videojuego"

Niños jugando en el móvil
Getty Images

Seguramente si tus hijos se pasan dos horas pintando, leyendo o incluso viendo alguna película (lo que también supone mirar una pantalla) no dirías lo mismo.

Con esta frase vuelve a suceder lo mismo. Se centra en el tiempo, pero no aborda la actividad en sí misma.

"El replanteamiento del equilibrio digital requiere que los padres evalúen las cualidades del juego. Si crees que este tiene menos valor que otras actividades digitales, díselo".

Ejemplos de frases alternativas:

  • "Vaya, parece que este juego está recibiendo más atención de la que merece, pues básicamente se basa en repetición y suerte".
  • "Venga, ¿qué otras actividades quieres hacer con el tiempo que tienes hoy para estar con el móvil?"

Por otro lado puedes buscar juegos y aplicaciones más apropiados.

En general los expertos aconsejan varios pilares fundamentales a tener en cuenta para seleccionar una buena app educativa infantil: evaluar  cómo está diseñada, qué niveles tiene, analizar la manera en que crea el enganche, o las sensaciones que genera.

"Deja de pasar el día sentado delante del ordenador"

Niño con gafas en el ordenador.
Getty

Como padre puede resultarte desesperante ver cómo tu hijo se pasa el día sentado delante de la pantalla. 

Pero enfocar tu frustración con esta frase podría conducir a error. Sobre todo si lo que buscas, por ejemplo, es incentivar el hábito de la lectura.

Según señala Culatta, el concepto "dejar de estar sentado", no tiene sentido para un niño al que se le ofrece una actividad alternativa también sedentaria.

Una vez más, "el objetivo es ser lo más específico posible sobre por qué crees que lo que hace no está equilibrado".

Ejemplos mejor orientados:

  • "Si la preocupación es que no pasan suficiente tiempo leyendo, es una excelente conversación. Podría discutir la importancia de asegurarse de que haya tiempo para leer, dentro o fuera de un dispositivo, en algún momento durante el día".
  • "Si la preocupación es una necesidad de actividad física, el replanteo debería enfocarse más hacia encontrar un momento apropiado para dar un paseo en bicicleta o correr".

"Necesitas interactuar con personas reales"

adolescente aburrida

Getty Images

Decirle a tu hijo que "deje el móvil para pasar tiempo con la gente" es una afirmación  que puede que para ellos no tenga mucho sentido. 

En gran parte sus interacciones sociales vendrán de comunicarse con otras personas a través e la pantalla, por ejemplo en redes sociales.

Claro que es normal que esto no te haga mucha gracia. Y que consideres que las relaciones sociales "reales" conllevan muchos más beneficios que las que se dan en el mundo virtual.

Así que toca nuevamente reformular la frase para afrontar la verdadera preocupación.

Ejemplos:

  • "Tu familia también quiere poder pasar un tiempo contigo".
  • "También es bueno que hables en persona con tus amigos".

El objetivo final es que aquello que le digas a tus hijos conlleve a una charla sobre "el equilibrio correcto entre interactuar con amigos y familiares de manera virtual o en persona, lo cual es vital para desarrollar habilidades de interacción social saludables", aconseja el experto.

Otros artículos interesantes:

Cómo activar el control parental en Android para que tus hijos no usen el móvil más de la cuenta

Cómo escoger la mejor aplicación educativa para tu hijo, según uno de los fundadores de Papumba, la app infantil que triunfa en todo el mundo

6 líderes de Silicon Valley que crían a sus hijos casi al margen de la tecnología